Ángela Ávalos. 14 julio, 2016

Synthes Costa Rica S. C. R. Limitada, firma indagada por un presunto fraude millonario contra varios hospitales de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), ganó cuatro de los 11 contratos adjudicados recientemente por la entidad para comprar insumos para Ortopedia.

El monto estimado de las adquisiciones, que son por consignación, supera los $3,1 millones anuales, según datos enviados por la Gerencia de Logística de la CCSS a pedido de La Nación.

A diferencia de otros procesos, Synthes (que fue absorbida por la multinacional Johnson & Johnson) ahora comparte la compra de los dispositivos con otros cuatro proveedores.

Biotec Biotecnología de Centroamérica S. A., logró dos contratos por un monto estimado de $1,7 millones; Comercializadora Médica Centroamérica ganó una compra por $63.396; Eurociencia C.R. S.A., consiguió otra por más de $3,2 millones y, la compañía Orthopedi Biomet Centroamericana S.A., tres convenios, por más de $3,3 millones en total.

Estas adquisiciones incluyen sistemas de osteosíntesis, tornillos canulados, clavos flexibles, prótesis de hombro y reemplazos de rodilla, entre otros insumos requeridos para estas cirugías.

Siete de esos 11 contratos mencionados, incluidos tres de los suscritos con Synthes, están en trámite de formalización.

El resto, es decir cuatro, tiene posibilidades de ser prorrogados cuando finalicen.

En proceso. El caso conocido como Synthes trascendió en el 2014, cuando autoridades del Hospital Rafael A. Calderón Guardia descubrieron y denunciaron el intento de fraude por $2,3 millones con 1.022 facturas falsas.

En esas facturas –que nunca se cobraron– se incluyeron procedimientos realizados a personas ya muertas o a pacientes de especialidades distintas a Ortopedia.

Según información de la Fiscalía, la investigación que se sigue por denuncias hechas en cuatro hospitales (Calderón, México, San Juan de Dios y Max Peralta), continúan en la etapa de investigación preparatoria.

Entre las diligencias judiciales que se están realizando está el traslado de pacientes que supuestamente fueron operados, con el fin de que sean evaluados por médicos forenses con el objetivo de verificar si en ellos se utilizaron o no insumos ortopédicos.

De acuerdo con la Gerencia de Logística de la Caja, “los contratos suscritos por la CCSS siguieron todo el procedimiento establecido por la Ley de Contratación Administrativa”.

En ocasiones anteriores, autoridades de esa gerencia han sostenido que a Synthes no se le puede sacar del listado de proveedores mientras no finalice el proceso judicial en su contra y se determine si es o no responsable de los hechos que se le atribuyen.

Detalle. Estas últimas adjudicaciones contemplan la compra de 1.958 piezas diferentes para cirugías ortopédicas, explicó la Gerencia en un documento enviado a La Nación, por medio de la oficina de prensa de la CCSS.

De los 29 hospitales de la CCSS, 24 reciben estos insumos. Según la Gerencia de Logística, “la única empresa que dispone de todos los ítemes requeridos por los pacientes de la Caja es Johnson & Johnson, antes Synthes.

“Es importante considerar que fueron precisamente los controles establecidos a lo interno de la institución los que permitieron detectar presuntas irregularidades y que no se produjeran los pagos. Fue la CCSS la que realizó la denuncia ante las instancias judiciales competentes”, aclaró la Gerencia.

Los contratos por consignación, agregó, procuran conseguir implementos de la misma calidad de los usados en países del primer mundo. Este sistema permite que la CCSS pague solo los que se utilizan.