Salud

CCSS duplica pago de horas extra para bajar al máximo tiempos de espera en hospitales

Junta aprobó ¢15.000 millones para reforzar jornadas de producción quirúrgica; listas las encabezan cinco especialidades, entre ellas Cirugía General, Ortopedia y Oftalmología

La Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) invertirá ¢15.000 millones este año en el pago de horas extra para desahogar las listas de espera, principalmente, de quienes están esperando una operación.

Esos dineros duplican la inversión realizada el año pasado, cuando se destinaron alrededor de ¢6.000 millones en esta tarea, informó la coordinadora de la Unidad Técnica de Listas de Espera (UTLE), Marny Ramos Rivas.

El presidente ejecutivo de esa institución, Román Macaya Hayes, confirmó que la Junta Directiva aprobó recientemente esa inyección de recursos para intensificar las acciones que buscan reducir los prolongados tiempos de espera entre los asegurados en algunas especialidades.

Las jornadas de producción hospitalaria, que se realizan después de tiempo ordinario (a partir de las 4 p. m.), están entre las principales medidas que la institución reforzará durante este año y que forman parte del Plan de Atención Oportuna a las Personas, aprobado por las autoridades institucionales en el 2014.

De todas las especialidades quirúrgicas, cinco concentran el 83% de los tiempos más prolongados: Cirugía General, Ortopedia, Oftalmología, Ginecología y Urología, en ese orden.

Los tiempos para una operación en esas especialidades superan, con creces, los doce meses cuando la institución tiene como tiempo ideal 90 días o tres meses.

Según Macaya, el envejecimiento pleno de los costarricenses y el aumento exponencial de los accidentes de tránsito, principalmente los protagonizados por motociclistas, son las principales causas que ejercen una fuerte presión sobre los servicios.

Solo las causas vinculadas a accidentes viales representan entre un 60% y un 70% de las cirugías en Ortopedia.

“En el 2019, se va a reforzar las estrategias que han tenido excelentes resultados y se aplicarán nuevas herramientas. Este será el primer año con EDUS (Expediente Digital Único en Salud) en todos los centros, que permitirá tener un mayor control sobre los servicios”, dijo Macaya.

En el último año, mediante estrategias como las jornadas de producción, los tiempos de espera han bajado de 198 días a 149 en algunos procedimientos diagnósticos, como los realizados en Radiología; y de 442 días a 378 en algunas cirugías electivas o programadas.

Atención en red

El uso de la Telemedicina para resolver consultas se verá incrementado este año, agregó el gerente general de la Caja, Roberto Cervantes Barrantes.

El funcionario no dio una meta específica que incremente el actual 1% de las consultas que se resuelven actualmente mediante esa vía.

Cervantes seguirá impulsando, además, un cambio de enfoque: el de la atención en red.

Al paciente, dijo el gerente, se le atenderá en el centro de salud de su red donde haya más opción de hacerlo. También, se activarán más los hospitales especializados, como el de Rehabilitación (Cenare) en donde se incrementará la realización de reemplazos de rodilla y cadera.

“Es una estrategia ambiciosa que intensificaremos hasta lograr la estabilidad de todo el sistema”, dijo Cervantes, sin precisar un horizonte de tiempo en el cual piensan alcanzar esa meta.

Cuando habla de estabilidad, Cervantes se refiere a lograr que la demanda de servicios como cirugías, exámenes diagnósticos y citas con el especialista no supere la capacidad instalada, como sucede actualmente.

Por eso, la institución asegura que trabaja en varios frentes, incluida la formación de especialistas y la renovación del equipamiento y la infraestructura hospitalaria.

Por el momento, la posibilidad de abrir un segundo turno se visualiza a muy largo plazo, reconoció Macaya. Esto, porque aún la oferta de especialistas no permite ampliar esos servicios.

Macaya fue enfático en que en toda esta tarea será estratégico el uso del EDUS porque permitirá, entre otras cosas, vigilar en tiempo real los niveles de producción de los hospitales y del personal de salud.

Según Marny Ramos, las jornadas de producción hospitalaria no pueden ser el norte de la institución. Se recurrirá a ellas, aclaró, hasta que se logre un equilibrio: “cuando no nos ingrese más de lo que podemos tratar”, dijo.

¿Cuánto tiempo tomará llegar a esa meta? No se sabe.

Este sería el quinto año consecutivo en que se desarrollan estas jornadas como parte del Plan de Atención Oportuna a las Personas.

La CCSS, a lo largo de las últimas décadas, ha anunciando y destinado recursos multimillonarios en lograr una adecuada administración de las listas de espera.

Lo que ahora se busca, según Macaya, es llegar a ese equilibrio para que, “de ahí en adelante, tener una lista controlada y transparente”.

Ángela Ávalos

Ángela Ávalos

Periodista de Salud. Máster en Periodismo de la Universidad Complutense de Madrid, España. Especializada en temas de salud.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.