Salud

Pacientes que necesitan antidepresivo Venlafaxina ya lo pueden ir a retirar a farmacias de CCSS

Seis millones de cápsulas pasaron control de calidad y fueron distribuidas el 30 de diciembre; medicamento estuvo agotado varias semanas por problemas con proveedores

Los pacientes que necesitan Venlafaxina para tratar la depresión ya pueden ir a retirarlo a las farmacias de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), pues está disponible desde el 30 de diciembre luego de varias semanas en que se registró un desabastecimiento del fármaco por problemas con los proveedores.

La institución asegura que distribuyó seis millones de cápsulas a final de año, cantidad suficiente para suplir las necesidades de casi cinco meses. La Venlafaxina es utilizada para tratar la depresión mayor cuando el enfermo no responde a la primera y segunda línea de tratamiento. También está indicada para el manejo del dolor crónico neuropático.

Según informó la CCSS, el desabastecimiento tuvo como causa problemas en las adquisiciones programadas. Por ejemplo, en una de las compras detectaron fallos de calidad en el producto, y en otra la empresa se atrasó en la entrega.

No trascendió la cantidad de enfermos que sufrió con este faltante, pero se sabe que son decenas. “No se dispone de un dato de la cantidad de pacientes. Como parte de las medidas de contingencia (ante el desabasto), había unidades que disponían de existencias que les permitió hacer despachos fraccionados para cubrir diez o 15 días de tratamiento mientras se hacía efectiva la aprobación por parte del Laboratorio de Normas y Calidad”, informó a La Nación el gerente de Logística de la CCSS, Esteban Vega de la O.

“El inventario se vio comprometido debido a que la entrega del 3 de agosto del 2021 por 41.404 cientos (4.140.400 de cápsulas) fue rechazada por el Laboratorio de Normas y Calidad de Medicamentos porque el producto no cumplió con la prueba de disolución. En ese momento, se disponía un inventario institucional cercano a los tres meses.

“Se activaron los planes de contingencia para redistribuir existencias entre la red de establecimientos de salud y optimizar el inventario institucional. Se realizaron tres indagatorias de mercado cuyo resultado indicó que la posibilidad de abastecimiento más cercana estaba para febrero del 2022″, informó la CCSS en un boletín de prensa.

Además, la entrega programada para el 29 de octubre, por seis millones de cápsulas se atrasó. El 22 de diciembre, ingresaron solo 1,8 millones. El resto, informó la CCSS, queda pendiente de confirmación por parte del proveedor con el que se mantiene el contrato vigente, la compañía Seven Pharma.

Nota del editor: Esta nota fue modificada a las 12 p. m. del 3 de enero para corregir la fecha de distribución del producto.

Ángela Ávalos

Ángela Ávalos

Periodista de Salud. Máster en Periodismo de la Universidad Complutense de Madrid, España. Especializada en temas de salud.

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.