Política

Detenido en caso narco integró Junta Directiva de Conarroz entre 2012 y 2016

Robert Soto Rivera, uno de los detenidos el 25 de mayo durante el desmantelamiento de una supuesta banda dedicada al narcotráfico y al lavado de dinero, formó parte de la Junta Directiva de la Corporación Arrocera Nacional (Conarroz) entre el 2012 y el 2016.

A Soto Rivera el Organismo de Investigación Judicial (OIJ) le atribuye funciones logísticas y operativas dentro del grupo que habría invertido al menos $20 millones (¢12.400 millones) en lujosas propiedades y vehículos, al parecer con dinero producto del tráfico internacional de cocaína.

Este detenido figura entre los que registran varias visitas al diputado de la Unidad Social Cristiana (PUSC), Óscar Cascante.

Soto, de 54 años, se desempeñó en dos periodos como miembro de la Directiva de la Conarroz, una entidad pública no estatal creada por ley para organizar las relaciones entre productores y agroindustriales del arroz.

Entre el 2012 y el 2014, fungió como integrante propietario y, del 2014 al 2016, como suplente. En ambos lapsos, representó al sector industrial del arroz como delegado de la extinta Arrocera El Porvenir.

Así lo confirman Minor Cruz, director de Conarroz, y publicaciones oficiales de esta organización.

En la Junta Directiva de Conarroz, los directivos devengan dietas. Además, según confirmó la Contraloría General de la República (CGR), Soto Rivera estuvo entre las personas obligadas por ley a presentar declaración jurada de bienes ante esa dependencia.

Al ser electo como integrante de la Junta Directiva de Conarroz, Robert Soto estaba obligado a presentar declaraciones de bienes juradas ante la Contraloría General de la República.

Él presentó declaraciones entre los años 2011 y 2016.

Según declaró Wálter Espinoza, director del OIJ, este grupo incursionó en una constructora y en el cultivo de arroz “para filtrar el capital ilegal que estaban obteniendo, pues la mayoría del dinero que tenían, como consecuencia de la actividad criminal, lo obtenían en efectivo”.

No obstante, el jerarca de la Policía Judicial no precisó a la prensa en qué fecha se produjo ese cultivo de arroz al que hizo referencia.

Soto Rivera estuvo ligado al sector arrocero la mayor parte de la década pasada.

La Nación intentó conocer si actualmente se encuentra ligado a la industria. Sin embargo, el director de Conarroz explicó que no podía brindar detalles al respecto, pues el tema está en manos de la Fiscalía.

Óscar Campos, exdiputado del Partido Liberación Nacional (PLN) y exdirigente arrocero, coincidió con Soto cuando ambos formaron parte de los diferentes órganos que componen Conarroz.

“Lo conocí en algún momento; cuando yo estuve en Conarroz, él era representante de alguna de las industrias; perdí relación con él; hace unos cuatro o cinco años no tengo conocimiento de qué se ha hecho”, indicó Campos.

El exdiputado fue presidente de la Asamblea Nacional de Productores de Conarroz durante el periodo que Robert Soto fue directivo propietario.

Un año después de su salida de Conarroz, en una resolución dictada por el Servicio Fitosanitario del Estado en el año 2017, Robert Soto Rivera aparece ligado a la Arrocera Liborio.

En esa resolución, se indica que el hoy detenido poseía un “poder especial administrativo de la empresa Arrocera Liborio S.A.”.

Robert Soto también es parte de los integrantes de la supuesta banda narco que realizaron constantes visitas al Congreso. Su último ingreso al recinto legislativo se registró este 24 de mayo, un día antes de ser detenido.

La teoría de la Policía Judicial es que la banda traficaba de manera directa cocaína, la cual que trasegaba entre Colombia y Europa, sin intermediarios, lo que aumentó sus ganancias.

Michelle Campos

Periodista en la sección de Política. Graduada como bachiller en periodismo en la Universidad Latina de Costa Rica. Estudiante de licenciatura en Mercadeo. Ganadora de la Clase 8 del proyecto de periodismo colaborativo Punto y Aparte.

Esteban Oviedo

Editor de Política. Es bachiller en Periodismo por la Universidad Federada. Recibió el premio de La Nación como “Redactor del año” en el 2005 y en el 2007 recibió el premio Jorge Vargas Gené.