Negocios

OMNi y Coopenae se desmarcan de la responsabilidad por monedero electrónico

Compañía tecnológica asegura que es una desarrolladora de “software” y no presta servicios bancarios. Alquiler de bicis no se suspendió, pues pagos se pueden tramitar con tarjeta, según OMNi.

Omni no le cobrará a micro y mini empresas para que puedan seguir moviendo su negocio

Las compañías OMNi y Coopenae se desmarcaron de la responsabilidad de la operación del monedero electrónico OMNiMoni que está suspendido desde el pasado 22 de julio.

OMNi aseguró a La Nación que en su caso son una firma desarrolladora de software y no brinda ningún tipo de servicio bancario o financiero.

“La operación del app corresponde única y exclusivamente al socio comercial quien presta dichos servicios, en este caso Coopenae”, aseguró la compañía por escrito.

Sin embargo, la entidad cooperativa informó de que Apptitud ZF S.R.L, subsidiaria de OMNi, es la única entidad jurídica responsable de la administración y operación del monedero; y así se establece en el contrato con los usuarios.

Coopenae suspendió, el pasado 22 de julio, los servicios de respaldo y soporte a dicha aplicación después de que la Superintendencia General de Entidades Financieras (Sugef) le comunicara que, ni OMNi ni su subsidiaria, están autorizadas para realizar las actividades sujetas de inscripción, como el monedero.

“La decisión de habilitar nuevamente el servicio del monedero electrónico le corresponde a la empresa Apptitud ZR S.R.L, responsable de su operación y administración; lo cual en todo caso sería a partir del momento en que culmine su inscripción ante Sugef”, subrayó la entidad financiera, a este diario.

Al consultársele a la firma desarrolladora por qué no está inscrita ante la Superintendencia, respondió que es una empresa que brinda servicios tecnológicos.

“Coopenae es entidad que sí se encuentra regulada y debe responder ante Sugef, sostuvo la empresa por escrito.

Sin embargo, cuando la compañía anunció el lanzamiento de la aplicación OMNiMoni, en julio del 2020, la calificó como un servicio de banca digital, basado en el modelo fintech.

Incluso detallaba, en un comunicado de prensa, que el costo de la transferencia de dinero desde el app eran más bajo que cualquier otra entidad financiera tradicional.

El vínculo de OMNi y Coopenae se inició desde el 2019, mediante una alianza con el objetivo de proveer a la cooperativa una plataforma para impulsar la comercialización de sus productos financieros.

“Cuando a través de la app (OMNiMoni) un usuario solicita un préstamo, el trámite se hace por medio del app, pero quien otorga el préstamo es Coopenae con sus propios recursos”, aseguró OMNi.

Además, añadió que no es prestamista, si no un vehículo tecnológico que utiliza a la cooperativa para la realización de sus actividades financieras.

Rocío Aguilar, jerarca de la Sugef, confirmó este martes que cualquier compañía que efectúe administración de recursos a terceros, como el servicio de monedero, debe estar inscrita, que así lo establece la legislación.

“Al día de hoy las empresas relacionadas con la marca OMNI, no se encuentran inscritas ante esta Superintendencia”, dijo Aguilar.

La normativa a la que se refiere la funcionaria es la Ley sobre estupefacientes, sustancias psicotrópicas, drogas de uso No Autorizado, actividades Conexas, legitimación de capitales y financiamiento al terrorismo.

Ahora bien, la Sugef aclaró, el pasado 17 de junio, que dicha inscripción obligatoria no es una autorización para operar y su propósito es la prevención de los riesgos de lavado de dinero y financiamiento del terrorismo.

“Sugef no supervisa los negocios que realizan esos sujetos, ni vela por la seguridad, estabilidad ni solvencia de estos, ni se supervisan las operaciones y transacciones que realizan con sus clientes, de modo que las personas que contraten sus productos y servicios lo hacen bajo su cuenta y riesgo”, explicó en ese momento, por medio de un comunicado.

Alquiler de bicis

OMNi empezó su operación en Costa Rica con el servicio de alquiler de bicicletas eléctricas, en octubre del 2019.

Precisamente, el monedero electrónico suspendido era uno de los medios utilizados para el pago del arrendamiento de las bicis.

Sin embargo, la compañía aseguró que dicho servicio continúa habilitado y no se ha visto afectado por la decisión de Coopenae, porque el pago del alquiler de los vehículos aún pude realizarse desde la aplicación.

“Los servicios relacionados a nuestra tarjeta de débito en cuenta colones y dólares, dentro del app, siguen funcionando de forma regular”, informó OMNi, por escrito.

Adicionalmente, detalló que los clientes pueden trasladar el saldo disponible del monedero, a las cuentas en colones o dólares dentro de la misma aplicación y utilizar la tarjeta de débito como medio de pago.

“(Desde) hace unos meses, por un tema de estrategia y crecimiento, hemos estado en conversaciones con bancos privados y estatales, ya que el sistema financiero cooperativo cuenta con deficiencias para competir contra el sistema bancario nacional”, detalló la empresa tecnológica.

La empresa previó la rehabilitación del servicio de monedero electrónico, pero no detalló cuándo estará habilitado de nuevo. Además del servicio de pagos por código QR.

El pasado 15 de julio, OMNi anunció el cese de operaciones de su servicio de taxi, tan solo 10 meses después del lanzamiento.

Óscar Rodríguez

Óscar Rodríguez

Periodista de Economía. Máster en Periodismo Económico de la Universidad Rey Juan Carlos de España. Escribe sobre finanzas y macroeconomía. Ganador del premio Jorge Vargas Gené 2015 y Distinción del Mérito Periodístico 2011 de Canatur. Redactor del año La Nación en 2017.