Patricia Leitón. 15 octubre
Por el Aeropuerto Juan Santamaría salieron en el 2018 cerca de 780.000 costarricenses, un 1,6% menos que en el 2017. Foto: John Durán
Por el Aeropuerto Juan Santamaría salieron en el 2018 cerca de 780.000 costarricenses, un 1,6% menos que en el 2017. Foto: John Durán

El ajuste en el consumo que realizan los hogares costarricenses ante la situación económica está tocando, también, los presupuestos para viajes al exterior, los cuales experimentaron un fuerte auge del 2014 al 2018.

Así lo reflejan dos indicadores. Uno es el gasto en viajes que realizan los nacionales en el exterior y que recopila la cuenta de viajes de la balanza de pagos que calcula el Banco Central.

Según dichos resultados, en los últimos cuatro trimestres (para eliminar la estacionalidad), que terminaron en el primer trimestre del 2018, los nacionales gastaron cerca de $915 millones en viajes al exterior.

A partir de ahí el monto bajó hasta alcanzar $859 millones en el mismo periodo, al segundo trimestre del 2019.

Este rubro incluye los gastos que realizan los nacionales en el extranjero por viajes para vacacionar, que es el grueso del monto, pero también por participación en actividades recreativas y culturales y por negocios, que abarca las tripulaciones de medios de transporte que hagan escala o estén de paso, y a los funcionarios gubernamentales en viaje oficial.

Otro indicador que muestra el freno son las salidas de nacionales por el Aeropuerto Juan Santamaría, que alcanzó un total de casi 793.000 en el 2017, es decir, 33% del total de pasajeros que partieron de Costa Rica por esa vía. La cifra bajó a cerca de 780.000, en el 2018, el 31% del total de viajeros. Este año, a setiembre, la cifra va por 579.000, de acuerdo con los datos suministrados por la empresa Aeris Costa Rica.

   || w. s. / LA NACIÓN.

Factores negativos pesan más

El endeudamiento de las familias y alto desempleo son algunas de las razones que podrían estar detrás de esta merma, de acuerdo con varios especialistas ligados a la industria del turismo.

Fernando Naranjo, economista con experiencia en la industria de líneas aéreas explicó que los factores que influyen son: el grado de endeudamiento personal que limita a la gente.

Además destacó que el ingreso familiar, en términos reales, ha disminuido este año porque los salarios, tanto públicos como privados, en valores corrientes (sin restarle la inflación), se han mantenido prácticamente igual durante año y medio. Lo que afecta la inflación es alrededor del 3%, y en un momento de incertidumbre la gente prefiere esperar, argumentó.

“Lo interesante es esta situación (la merma de viajes al exterior) se da a pesar de dos factores que son favorables, uno la apreciación de la moneda, este año (el precio del dólar en colones) ha bajado 5% en los primeros ocho meses, y segundo, que las tarifas aéreas con la llegada de líneas de bajo costo han disminuido, especialmente hacia Centroamérica, México y algunos destinos en Estados Unidos”, manifestó Naranjo.

"Hay unos factores que deberían llevar a la gente a viajar más, pero pesan más los factores que hacen que la gente viaje menos”. Fernando Naranjo, economista.

Sobre el endeudamiento de los hogares, Bernardo Alfaro, superintendente General Entidades Financieras (Sugef), expuso, el 18 de julio pasado que en el 2011, el ingreso promedio de los hogares era de ¢859.000 y las deudas de ¢4,4 millones, lo cual significaba una razón de endeudamiento de 5,2 veces por encima de las entradas de dinero de los hogares y para el 2018 fue de ¢1 millón, pero la deuda promedio de ¢8,5 millones, es decir, 8,4 veces superior.

“La gente sigue viajando con tarjeta, con plástico, entonces siguen pagando los tiquetes con su tarjeta, el hotel con su tarjeta, y se siguen financiando sus viajes a puro crédito, muy poca gente paga de contado”, expresó Hernán Jackson, gerente general de Viajes al Natural.

Él añadió que los viajes al exterior que siguen siendo más atractivos para los costarricenses son: La Florida, Los Ángeles, Las Vegas, Cancún, Puerto Vallarta, Punta Cana y Perú.

Los dos factores que más pesas en la reducción de los viajes son la disminución en el ingreso de las familias y el alto desempleo, indicó Jackson.

Turismo en las costas costarricenses

Por su parte, Sary Valverde, presidenta de la Cámara de Turismo y de la Asociación Costarricense de Agencias de Viajes, recordó que esta es una tendencia que se viene experimentando desde el 2018.

“El año anterior influyeron factores como la incertidumbre que generaba la crisis fiscal y la aprobación de la Ley de Fortalecimiento de las Finanzas Públicas. Este año, en particular, ha sido de adaptación a partir de la implementación del IVA (impuesto al valor agregado)”, comentó Valverde.

Algunos indicadores muestran que el ajuste en los viajes es parte de los ajustes en el consumo, en general, que realizan los hogares.

Por ejemplo, la Encuesta de Confianza del Consumidor que realiza la Escuela de Estadística de la Universidad de Costa Rica, de agosto del 2019, muestra que la confianza del consumidor está en uno de los puntos más bajos de los 17 años que tiene el estudio (en 28,5 puntos en una escala de cero a 100).

Por su parte, los datos del producto interno bruto trimestral del Banco Central, al segundo trimestre de este año, también muestran que los hogares han frenado su consumo en general, el cual pasó de crecer 3,62%, en el tercer trimestre del 2017 (variación anualizada, lo cual significa que se proyecta el resultado trimestral a 12 meses), a 0,66%, en el segundo trimestre del 2019.

Según comentaron los consultados, en el caso de los viajes los costarricenses no solo frenan su consumo, sino que también lo reacomodan.

Por ejemplo, según Naranjo, cambian de aerolíneas de alto costo a otras de bajo costo o, comentó Jackson, prefieren viajar y hacer el paseo entre semana en lugar del fin de semana que sale más costoso; también realizan combinaciones entre hoteles con solo desayuno y pasean por su cuenta, y otros días en hoteles todo incluido.

Precisamente, añadió Valverde, la apertura de nuevas rutas aéreas de bajo costo hacia destinos más cercanos de la región, abre nuevas posibilidades de viajes a lugares que son más económicos lo que, también, favorece viajes de menos días, disminuyendo el gasto total del viaje.

Según información proporcionada por Airbnb, los ticos también utilizan en forma importante esta plataforma para encontrar lugares a menor costo en los cuales hospedarse en el exterior.

En el 2018, 250.000 costarricenses usaron la plataforma para hospedarse en el extranjero. Los países más populares fueron Estados Unidos, México, España e Italia.