Marvin Barquero. 20 octubre, 2016

Los lecheros costarricenses producen alrededor de 100 tipos de quesos, en diferentes presentaciones y variedades y con sabores incorporados.

Así se desprende de una estimación realizada por el Centro Nacional de Ciencia y Tecnología de Alimentos (CITA) de la Universidad de Costa Rica.

Los tipos incluyen el origen de la leche, pues en Costa Rica se ofrecen de cabra y de búfalo, aunque el más conocido es el de vacunos, explicó Marianela Cortés, investigadora del CITA.

Pese a la gran oferta de este derivado de los lácteos, el consumidor en Costa Rica se aventura lentamente a probar nuevos tipos y sabores, así como quesos maduros, más intensos en sabor, declaró la investigadora.

Por lo tanto, agregó, se mantienen como las de mayor demanda las presentaciones en fresco y de origen vacuno, como el Turrialba, el Palmito y el Bagaces, usado más en la cocina.

El queso fresco Turrialba está entre los de más consumo en el país, junto con el Palmito y el Bagaces. Las tres presentaciones son típicas de Costa Rica, según los investigadores y productores. | ALONSO TENORIO
El queso fresco Turrialba está entre los de más consumo en el país, junto con el Palmito y el Bagaces. Las tres presentaciones son típicas de Costa Rica, según los investigadores y productores. | ALONSO TENORIO

Las estimaciones acerca de este derivado lácteo se presentaron al concluir, ayer, el XXII Congreso Nacional Lechero, donde se realizó un concurso para escoger a los mejores quesos del país.

José Antonio Madriz, presidente de la Cámara Nacional de Productores de Leche, explicó que el sector se centró en analizar cómo obtener el mejor provecho de los pastos.

El objetivo, como país basados en sistemas pastoriles, es elevar el rendimiento de los repastos para poder competir con zonas como Europa y Estados Unidos, cuya producción se basa en tener el ganado confinado en estabulación, explicó Madriz.

Lácteo estrella. Según Madriz, el queso es el más conocido de los derivados lácteos en Costa Rica y, además, de su proceso se obtiene la natilla, pues en la mayoría de los casos se descrema la leche.

De acuerdo con datos de la Cámara, Costa Rica destina 466 millones de litros anuales de leche a la elaboración de quesos.

Un 80% (355 millones de litros anuales) de la leche que llega a las pequeñas y medianas empresas (pymes) procesadoras se hace en quesos. En el caso de las grandes industrias, se calcula que un 10% de la leche que procesan (111 millones de litros anuales) se utiliza para elaborar quesos.

La Cámara estimó que Costa Rica produce anualmente unos 1.100.000 toneladas anuales de leche fluida. Cada tonelada tiene 1.000 kilos o litros, por lo que el total son 1.100 millones de litros.

Madriz y Cortés coincidieron en que hacer quesos con jengibre, jengibre y mango, cebollino, pimienta, chile dulce, chile picante, albahaca, pesto, ajo, perejil, mermeladas, jamón, aceitunas y otros es un paso para conquistar el paladar y competir con importaciones. Colaboró Alonso tenorio