Irene Rodríguez. 9 febrero
Las mascarillas o cubrebocas son implementos últimamente buscados por los costarricenses en las farmacias. Fotografía: Archivo
Las mascarillas o cubrebocas son implementos últimamente buscados por los costarricenses en las farmacias. Fotografía: Archivo

Ni el Ministerio de Salud, ni la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), ni la Organización Mundial de la Salud (OMS) ven necesario el uso de cubrebocas o mascarillas en países donde no hay presencia del nuevo coronavirus 2019-nCoV, como es el caso de Costa Rica.

“En los países sin presencia sostenida del virus, solo personas que presentan problemas de infecciones respiratorias o en su sistema inmunitario tienen algún tipo de necesidad de utilizarlo”, aclaró en conferencia de prensa María Van Kerkhove, coordinadora del Programa de Emergencias en Salud de la OMS.

Sin embargo, en las farmacias costarricenses sí ha subido la venta de estos productos. Ante esto, el Colegio de Farmacéuticos hace un llamado a la calma e insiste en mantenerse al tanto de las informaciones oficiales del Ministerio de Salud.

En caso de que usted adquiera estos productos, también es importante saber cuál es su uso correcto, ya que si utiliza mal las mascarillas, podría más bien perjudicarse en lugar de protegerse.

“Una mascarilla es como un pañuelo. Se debe usar de forma que cubra la nariz y la boca y sujetarla por las orejas. Hay quienes dicen que les cuesta respirar y de vez en cuando ‘sacan la nariz’, y eso no debe ser así. Y, hay algo claro: apenas se humedezca el cubrebocas, ya sea por tos, estornudo o la frecuencia de saliva al hablar, debe desecharse y utilizar una nueva.

"De la misma forma en la que usted bota un pañuelo desechable al toser o estornudar, si se deja la mascarilla puesta lo que va a hacer es propiciar un caldo de cultivo para virus y bacterias”, destacó Luis Carlos Monge, vocero del Colegio de Farmacéuticos.

El especialista añadió que hay personas que utilizan una sola mascarilla durante todo el día, cuando lo correcto es cambiarla constantemente y desechar la que acaban de quitarse.

“Si se deja la mascarilla puesta (mucho tiempo) lo que va a hacer es propiciar un caldo de cultivo para virus y bacterias”. Luis Carlos Monge, vocero del Colegio de Farmacéuticos.

Así se usa una mascarilla

En Costa Rica no es necesario utilizar mascarillas de ningún tipo en el contexto del nuevo coronavirus, pero si usted quiere hacerlo, sepa cómo.

FUENTE: ORGANIZACIÓN MUNDIAL DE LA SALUD    w. s.INFOGRAFÍA / LA NACIÓN.

“También debemos recordar una cosa: en Costa Rica son comunes los resfríos, los catarros y siempre hay un pico de gripe a mediados de año, esto nos llama a ser conscientes siempre de nuestra salud. Lavarnos las manos es más importante de lo que muchos creen y protege más que muchas cosas. Lo mismo el protocolo de cubrirse cada vez que se tose o estornuda”, enfatizó Monge.

El lavado de manos en sí mismo es un buen escudo protector, dado que no solo protege de cualquier tipo de resfrío o infección respiratoria, también de virus o bacterias que causan diarreas o males digestivos.

Los especialistas enfatizan en que no se trata de mojarse las manos, ponerse jabón y volverlas a mojar. Debe ser algo que se haga a conciencia, lavando cada sitio de las manos y de los dedos y las uñas.

“No hay buen lavado de manos que dure menos de dos minutos", dijo la infectóloga pediatra Marcela Hernández.

Productos para ‘subir defensas’

Los productos para subir las defensas también han aumentado sus ventas, últimamente.

“La gente muchas veces llega diciendo ‘mi chiquito se está resfriando mucho, deme algo para subirle las defensas’, y en este contexto de que tenemos un nuevo virus, aunque no esté en el país, hay muchas personas pendientes. El tomar vitaminas es bueno, pero muchas veces la mejor defensa para nuestro cuerpo viene de lo que comemos, de alimentarnos bien y a conciencia”, destacó el especialista.

Monge recordó que las vacunas contra la influenza son una protección que está disponible todos los años.

“Usualmente solo pensamos en niños o, en menor medida, en adultos mayores cuando hablamos de vacunarnos contra la influenza, pero los adolescentes y los adultos también podemos beneficiarnos muchísimo de esta vacuna. Esto nos mantendrá el sistema inmunitario fuerte por si debe enfrentarse a otros virus”, destacó Monge.

El especialista concluyó que, en caso de dudas, o si la persona tiene algún tipo de tos o mocos, muchas veces van a la farmacia a comprar algo, pero es vital conversar con el farmacéutico antes de automedicarse. Si ellos ven que usted tiene algo que deba ser visto más bien por un médico, le dirán que lo visite.

“En cada farmacia hay un profesional en salud, aprovéchelo: hágale preguntas, clarifique sus dudas, esa persona sabrá decirle si es mejor acudir con un médico”, concluyó el farmacéutico.