Carlos Soto Campos, AFP . Hace 2 días
Paralelo a su disco, Justin Bieber estrenó 'Seasons’, documental con episodios de10 minutos aproximadamente. Foto: YouTube
Paralelo a su disco, Justin Bieber estrenó 'Seasons’, documental con episodios de10 minutos aproximadamente. Foto: YouTube

Después de cinco años de haber lanzado el exitoso Purpose, Justin Bieber ha cambiado y mucho, según lo anuncia con su álbum apropiadamente titulado Changes.

El disco fue publicado este 14 de febrero y trajo consigo 16 canciones nuevas de corte romántico pero esos 5 años no han pasado en vano: si Purpose fue un disco celebrado y apto para revitalizar su imagen pública, Changes llega en un momento en el que el público pone en duda si los cambios de Justin Bieber serán tan ciertos como él los pinta.

El canadiense de 25 años, cuya reputación se ha visto manchada por sus continuos quebrantos de la ley y sus problemas con el consumo de sustancias, contó recientemente sobre la depresión que había sufrido y la felicidad que había encontrado en el matrimonio.

Descubierto siendo adolescente tras publicar videos cantando en YouTube, Bieber ascendió al rango de superestrella de la noche a la mañana, pero rápidamente trastabilló bajo el peso de su celebridad.

Paralelo al álbum, Justin Bieber lanzó la serie documental Seasons en YouTube el mes pasado, para presentar al público su proceso creativo y su recorrido personal.

“Estaba tomando ‘magro’ (una mezcla de medicamentos de codeína y jarabe), estaba tomando pastillas, molly (MDMA) y hongos”, confesó en la serie.

"Me estaba muriendo. Mi personal de seguridad entraba a mi habitación por la noche para revisar mi pulso. La gente no sabía lo grave que estaba".

Con Changes, el joven ahora se presenta como alguien que prefiere disfrutar de la vida abrazado en el sofá con su esposa y no rodeado de personas que le ofrecen drogas.

“Tengo el resto de nuestras vidas”, dice en la canción Confirmation. “Todo lo que quieres y todo lo que realmente necesitas está en casa”.

Lleno de estrellas

Bieber convocó a varias estrellas para colaborar en su nueva obra, incluidos los raperos Post Malone, Quavo y Travis Scott, así como la cantante Kehlani.

El álbum con reminiscencias de R&B es un regreso vacilante a la vida pública con 17 canciones cortas y llenas de mensajes de amor dirigidos a su esposa, Hailey Baldwin Bieber.

Las canciones tienen como tema recurrente el deseo de evolucionar.

“A veces sonrío como si todo estuviera bien/ Aunque haya dolor bajo la sonrisa”, canta Bieber en el tema que da título al disco, con una voz más suave –y a veces modificada con Auto-Tune– que la que caracterizaba a su pop adolescente.