Carlos Arguedas C.. Hace 3 días
La noche del sábado las autoridades verificaron que se clausuró una fiesta en una finca en Tucurrique de Cartago. Foto: suministrada por Fernando Gutiérrez
La noche del sábado las autoridades verificaron que se clausuró una fiesta en una finca en Tucurrique de Cartago. Foto: suministrada por Fernando Gutiérrez

Oficiales de la Fuerza Pública intervinieron la noche de este sábado una fiesta clandestina en un night club en el centro de San José, pues, al parecer, se estaban incumpliendo las medidas sanitarias para evitar la covid-19.

La información la suministró de manera escueta este domingo la oficina de prensa del Ministerio de Seguridad Pública, sin detallar el nombre del lugar ni la ubicación exacta. Tampoco dio a conocer qué tipo de sanción se impuso a los dueños del sitio de entretenimiento.

De acuerdo con el informe, durante la noche del sábado y el amanecer domingo se hicieron 594 inspecciones, de las cuales 132 obedecieron a denuncias sobre fiestas.

Asimismo, el informa da cuenta de que se clausuraron 25 locales comerciales.

Este es el informe sobre las actuaciones de la policía durante la noche del sábado a amanecer domingo.
Este es el informe sobre las actuaciones de la policía durante la noche del sábado a amanecer domingo.

Las medidas adoptadas por la Fuerza Pública están dirigidas a que los ciudadanos acaten las disposiciones del Ministerio de Salud y se baje la tasa de contagio por coronavirus.

Como parte de las acciones, el Ministerio de Salud clausuró la finca donde la noche del sábado se iba a realizar la megafiesta de la Asociación Cannábica Club Tokus, en Tucurrique de Cartago.

Cerca de las 7:30 p. m., se hizo un allanamiento en el sitio y se pudo constatar que no se llevó a cabo el evento, según confirmó el intendente municipal del distrito, Wilberth Quirós.

Paralelamente, el viernes anterior, el Consejo Superior del Poder Judicial envió una circular a todas los jueces coordinadores de los Juzgados Penales ordinarios y de turno Extraordinario, así como de los Juzgados Contravencionales, girando nuevos lineamientos sobre sus posibilidades de intervención debido a la emergencia sanitaria.

En el documento, explican que el ordenamiento jurídico establece la posibilidad de intervenir en dos supuestos.

La primera es en las solicitudes de allanamiento por una contravención cuando en algún sitio no abierto al público se impida la entrada a los funcionarios del Ministerio de Salud o de la Fuerza Pública, para realizar una inspección del cumplimiento de las medidas sanitarias.

El artículo 346 de la Ley General de Salud faculta a los funcionarios del Ministerio a “hacer inspecciones o visitas para practicar operaciones sanitarias, recoger muestras o recolectar antecedentes o pruebas, en edificios, viviendas y establecimientos industriales, de comercio y en cualquier lugar en el que pudieran perpetrarse infracciones a las leyes y reglamentos y resoluciones aludidos”.

La segunda posibilidad de actuación de los jueces es cuando se esta ante la sospecha del delito de “violación a las medidas sanitarias” dispuesto en el artículo 277 del Código Penal. Allí, se establece una pena de prisión de uno a tres años o de cincuenta a doscientos días multa, por la violación de las medidas impuestas por la ley o autoridades competentes para impedir la introducción o propagación de una epidemia, entre otras acciones.