Seguridad

Nuevas cámaras de vigilancia buscan disminuir asaltos en peligroso tramo de la General Cañas

Dispositivos estarán en el puente Alfredo González Flores, cerca de las instalaciones de Pepsi y en el Centro de Convenciones. Imágenes serán monitoreadas por la Policía Municipal de Heredia

La Municipalidad de Heredia colocará cuatro cámaras de vigilancia en un tramo de la autopista General Cañas que ha registrado una escalada de asaltos, desde finales del año anterior.

El plan del gobierno local es cubrir el sector que abarca desde el puente Alfredo González Flores (conocido como La Platina) hasta la parada de buses frente a la ruta 1.

También será instalado un dispositivo en el puente cerca de las instalaciones de Pepsi y otro en el Centro de Convenciones.

Las cámaras serán monitoreadas por la Policía Municipal de Heredia y ayudarán a resguardar a estudiantes y demás personas que transitan diariamente por este lugar, indicó José Manuel Ulate, alcalde de ese cantón.

Son artefactos de alta resolución y con una gran capacidad de acercamiento, lo que ayuda a visualizar detalles como tatuajes y anillos.

Además, permiten una visión de 360° a una distancia de hasta 150 metros sin perder la nitidez de imagen.

El 24 de febrero, el Organismo de Investigación Judicial (OIJ) informó de que durante este año se están recibiendo al menos cinco denuncias semanales por asaltos en este tramo de la General Cañas.

De acuerdo con las autoridades, el grupo de delincuentes, se presume, está conformado por personas jóvenes, provenientes de una barriada aledaña a la autopista.

La banda se desplaza a pie para cometer sus fechorías contra conductores, pero también ataca a peatones, si los observan en alguna parada de autobuses.

Según el OIJ, los delincuentes colocan artefactos en la calle que obligan a los choferes a detenerse, bajarse del vehículo y en ese momento son víctimas del asalto.

De hecho, eso fue lo que le sucedió, en marzo anterior, a una tripulación de la aerolínea American Airlines que tomó una buseta en un hotel en San José para dirigirse al aeropuerto Juan Santamaría, en Alajuela.

Las personas llevaban unos diez minutos en la autopista, cuando un fuerte golpe a un costado del automotor forzó al chofer a parar. Estaban a 300 metros de llegar al Centro de Convenciones.

Cuando el conductor se bajó a revisar el vehículo, se dio cuenta que desde fuera de la carretera lanzaron una cubeta plástica llena de agua, que impactó a un costado.

En ese momento, cuatro individuos aparecieron en la oscuridad y portando armas de fuego y puñales, amenazaron y asaltaron a todos los ocupantes de la buseta.

José Andrés  Céspedes

José Andrés Céspedes

Periodista en la sección Sociedad y Servicios de La Nación, graduado de la Universidad de Costa Rica. Escribe sobre vivienda y trabajo.

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.