Judiciales

Fiscalía pide altas penas para banda de Pollo, el líder narco que opera desde cárcel en Nicaragua

Ministerio Público solicita hasta 50 años de prisión contra miembros de organización señalada por tráfico de drogas y homicidios

La Fiscalía Adjunta contra el Narcotráfico y Delitos Conexos solicitó este jueves altas penas de prisión contra ocho miembros de la banda de Luis Ángel Martínez Fajardo, conocido como Pollo. Las autoridades les atribuyen delitos de tráfico de drogas y homicidios.

Al tratarse de una misma organización criminal, en el juicio se agruparon cuatro expedientes en una sola causa. Allí figuran una serie de hechos que, según la investigación, obedecieron a órdenes aparentemente giradas por Martínez desde su celda en una cárcel de Nicaragua.

De acuerdo con el Ministerio Público, los primeros hechos juzgados se registraron entre julio del 2017 y abril del 2019, cuando “el grupo se habría dedicado a la adquisición, posesión, tráfico, almacenamiento, distribución, preparación, dosificación y venta de droga, actividad que, al parecer, realizaban a nivel nacional”.

En el expediente 18–000017–1219–PE, la Fiscalía concluyó que los principales puntos tomados por la agrupación fueron Quebradas y Linda Vista de Río Azul de La Unión (Cartago), Desamparados, Tirrases de Curridabat y Cristo Rey (San José), así como Naranjo (Alajuela) y otros puntos de la Gran Área Metropolitana (GAM).

A algunos de los miembros de la banda, la Fiscalía les atribuye el homicidio de Christian Orlando Pérez Delgado, registrado el 11 de mayo del 2018. Según las pesquisas desarrolladas como parte de la causa 18–013314–0042–PE, ese día la víctima ingresó a un barrio de Curridabat y por eso se ordenó su asesinato.

“Al parecer, cuando los imputados observaron al ofendido, le dispararon en nueve ocasiones, impactándolo en la cabeza; lesiones que le causaron la muerte inmediata”, precisó el ente acusador del Estado.

Otro de los crímenes atribuidos al grupo es el de Katerine Johanna Gómez Vásquez, una joven de 19 años que apareció quemada en la Ciudadela 25 de Julio, en Hatillo, San José, la madrugada del 14 de mayo del 2018.

La muchacha era novia de uno de los miembros del grupo, apellidado Pizarro Arrieta, y se habría ido a vivir con él. Sin embargo, dentro de la investigación 18–013478–0042–PE se estableció que uno de los hombres de confianza de Pollo sospechaba que ella colaboraba con las autoridades y, por eso, el líder narco dio la orden de asesinarla.

“Se sospecha que, entre el 2 y el 14 de mayo del 2018, los acusados habrían creído que la víctima era miembro de un cuerpo policial, lo que iba a poner en riesgo sus actividades. Por esa razón, se presume que los imputados contrataron al sospechoso, Obregón Chaves, para que asesinara a la mujer, a cambio de ¢500.000.

“Al parecer, habrían privado de libertad a la mujer y la trasladaron a la Ciudadela 25 de Julio, donde personas, aún no identificadas, le dispararon a la ofendida en dos ocasiones y luego le prendieron fuego”, explicó la Fiscalía.

Por último, dentro del expediente 18–014475–0042–PE el Ministerio Público acusó un delito de homicidio simple cometido en perjuicio de George Michael Picado Vásquez.

“Aparentemente, el 23 de mayo del 2018, el ofendido se encontraba en compañía de dos personas, en su casa, en Desamparados y, en ese momento dos personas llegaron al lugar y empezaron a disparar contra el ofendido, lo que le ocasionó la muerte”, precisó el ente fiscal.

A continuación el desglose de las penas solicitadas por la Fiscalía:

– Pizarra Arrieta: 55 años de prisión por dos supuestos delitos de homicidio.

– Vargas Álvarez: 40 años de cárcel por los presuntos delitos de tráfico de drogas y un homicidio.

– Masís Herrera: 40 años de prisión por los aparentes delitos de tráfico de drogas y un homicidio.

– Quirós Solano: 37 años de cárcel por los supuestos delitos de tráfico de drogas y un homicidio.

– Serrano Segura: 35 años de prisión por los presuntos delitos de tráfico de drogas y un homicidio.

– Obregón Chaves: 24 años de cárcel por los aparentes delitos de tráfico de drogas y un homicidio.

– Bustos Boniche: 12 años de prisión por el supuesto delito de tráfico de drogas.

– Gutiérrez Cordero: Ocho años de cárcel por el presunto delito de tráfico de drogas.

El debate, que se desarrolla en el Tribunal Penal de Pavas, sigue en fase de conclusiones y se espera que termine la próxima semana.

Además, la Fiscalía Adjunta contra el Narcotráfico y Delitos Conexos informó de que en total 21 personas se han sometido a abreviados, en los que aceptaron los hechos acusados por el Ministerio Público y fueron sentenciadas sin la necesidad de ir a juicio.

Eillyn Jiménez B.

Eillyn Jiménez B.

Periodista de la Sección de Sucesos y Judiciales. Bachiller en Periodismo de la Universidad Internacional de Las Américas y licenciada en Comunicación de Mercadeo de la Universidad Americana.

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.