Judiciales

Corte duda de pagarle la cesantía al exfiscal Jorge Chavarría

Magistrados pidieron un criterio a dirección Jurídica luego de revocarle el nombramiento el miércoles pasado

La Corte Plena duda sobre la legalidad de pagarle la cesantía a Jorge Chavarría Guzmán, por el tiempo en que estuvo nombrado como Fiscal General de la República.

La inquietud surgió el miércoles anterior, luego de que la mayoría de magistrados acordó revocarle el nombramiento sin responsabilidad patronal.

La Corte tomó esa decisión esta semana, pese a que el exfuncionario se retiró del Poder Judicial desde el pasado 1°. de diciembre.

Carlos Chinchilla Sandí, presidente de la Corte, dijo que el reconocimiento de la cesantía estaba suspendido pues había un proceso disciplinario en trámite y, ahora, con la revocatoria de nombramiento el tema se va a someter al ámbito administrativo.

"Hay que analizar la procedencia de si entregar o no entregar (la cesantía), pero hay que estudiar eso con el nuevo Código Procesal Laboral; no tenemos conocimiento de los alcances y del procedimiento como tal”, explicó.

Agregó que el tema se trasladó al Consejo Superior del Poder Judicial, al tiempo se pidió criterio a la dirección Jurídica.

"En todo caso, la decisión final la tendrá que tomar el Consejo Superior. Me parece que es lo correcto para agotar la vía administrativa (...). También, hay que recordar que don Jorge tiene la posibilidad de presentar una reconsideración de lo fallado por Corte, pero yo no tengo noticia de que lo haya presentado", dijo Carlos Chinchilla.

Faltas graves

Jorge Chavarría entró a laborar al Poder Judicial en 1975 y se jubiló en mayo del 2006. Regresó a la función pública en mayo del 2010, como viceministro de Seguridad Pública, pero renunció en agosto de ese mismo año para aspirar al cargo de fiscal general.

La Corte Plena lo designó en el puesto, el cual desempeñó desde el 15 de octubre del 2010 hasta el 13 de octubre del 2017, cuando los magistrados acordaron separarlo de todas las funciones.

Tomaron la medida fue mientras se investigaba por qué el Ministerio Público no incluyó un informe clave del OIJ, al pedirle a la Sala III, que desestimara una causa por presunto tráfico de influencias contra los exdiputados Víctor Morales Zapata y Otto Guevara, relacionada con el caso del cemento chino.

Luego, el 7 de noviembre pasado, a Chavarría se le abrió otro proceso disciplinario cuando la actual fiscal general, Emilia Navas, lo denunció ante el Tribunal de la Inspección Judicial por solicitar dos desestimaciones a favor de Celso Gamboa Sánchez, en agosto y octubre del 2014.

La Fiscalía fundamentó la necesidad del procedimiento disciplinario por cuanto se estimó "que entre ambas partes existe una amistad íntima y que el deber del señor Chavarría era abstenerse de conocer, tramitar y resolver esas causas".

El miércoles anterior, la Corte Plena estudió ambos procesos y determinó que Chavarría había cometido faltas graves que ameritaban la revocatoria de su nombramiento.

"En dos procedimiento diciplinarios, se acordó la revocatoria de nombramiento", dijo Carlos Chinchilla.

Jorge Chavarría, antes de que se resolvieran las investigaciones internas, tomó la decisión de volver a la jubilación a partir del 1°. de diciembre anterior.

Actualmente, la Fiscalía General también investiga los mismos hechos en el campo penal.

Carlos Arguedas C.

Carlos Arguedas C.

Periodista en la sección de Sucesos. Trabaja en La Nación desde el 2000 siempre en la cobertura de asuntos de Sucesos y Jurídicos.