Crímenes

Costa Rica suma 500 asesinatos con muerte de veinteañero en Sarapiquí

Luego de tres días seguidos con homicidios, ese cantón herediano aparece como el sétimo del país con más decesos

El asesinato de este viernes ocurrió a menos de 10 kilómetros de donde un día antes hubo otro homicidio y tentativa de homicidio. Foto: Reiner Montero.

Un joven de 23 años, identificado como Greison Saldaña Tenorio, murió al recibir varios impactos de bala la tarde de este viernes en Naranjal de Puerto Viejo, en Sarapiquí de Heredia. Con este deceso se llega a la cifra de 500 asesinatos, cuando faltan 49 días para que termine el año.

Los primeros datos de la Policía revelan que la víctima, quien era oriundo de Grecia y vecino de Puerto Viejo, se encontraba cerca de una vivienda, en la vía pública, cuando otro sujeto con camisa roja se le acercó, sacó un arma de fuego y le disparó en unas ocho ocasiones, para luego desaparecer de la zona. El motivo de la agresión se desconoce aún, pero no se descarta que obedezca a líos por drogas.

La Cruz Roja recibió la alerta a las 12:58 p. m. en el sentido de que antes de llegar al puente de Naranjal, 100 metros al norte de la plaza, había un herido de arma de fuego. La ambulancia llegó nueve minutos después y lo declaró sin vida en el sitio. Presentaba heridas en la cabeza, tórax, espalda y un brazo. La escena quedó en manos de la Fuerza Pública a la espera de los agentes judiciales que avanzada la tarde realizaron el levantamiento del cuerpo.

Sarapiquí llega así a 17 homicidios y es el sétimo cantón con mayor incidencia por este tipo de delitos. Menos de 24 horas antes, la tarde del jueves otro hecho de sangre cobró la vida de otro hombre en ese cantón. Fue identificado como Luis Gustavo González Urbina, de 21 años. En ese tiroteo también quedó herido de bala otro individuo de 44 años, de apellido Navarro. El carro que al parecer usaron los pistoleros apareció quemado a seis kilómetros del sitio, en el distrito de Llanuras del Gaspar.

El miércoles pasado también resultó fallecido por homicidio en ese cantón herediano, Darwin Ovares Castro, un profesor de 38 años, quien llegó en la madrugada a una cabina con un acompañante. Dos horas después, el sujeto que entró con Ovares salió apresurado en el carro en que ambos habían llegado. Cuando el administrador del inmueble fue a ver qué ocurría, encontró a Ovares fallecido y alertó a la Policía. El hombre tenía señales de asfixia y múltiples golpes en el rostro. Del carro y del agresor aún no se tienen pistas.

Con la muerte de Saldaña Tenorio, la provincia de Heredia alcanza la misma cifra de homicidios con que cerró el año pasado, que es de 48, de modo que está a las puertas de que este año rompa esa marca y llegue a la cifra más alta de la última década.

Hasta este 11 de noviembre el Organismo de Investigación Judicial (OIJ) registra 500 asesinatos, nueve más que en igual periodo del año anterior.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.