Juan Diego Villarreal. 26 agosto
Danny Formal debutó en el campeonato IMSA Lamborghini Super Trofeo en el circuito VIrginia International Raceway, Estados Unidos, con un tercero y un segundo lugar en la categoría Pro.Am. Cortesía
Danny Formal debutó en el campeonato IMSA Lamborghini Super Trofeo en el circuito VIrginia International Raceway, Estados Unidos, con un tercero y un segundo lugar en la categoría Pro.Am. Cortesía

El piloto costarricense Danny Formal siendo un niño miraba por televisión expectante las competencias automovilísticas de la Asociación Internacional de Deportes de Motor (IMSA, por sus siglas en inglés), en los Estados Unidos, sin imaginarse que a sus 24 años haría podio en el prestigioso evento.

Danny este fin de semana se sobrepuso a la lluvia y a los problemas en uno de los neumáticos de su bólido para culminar con dos podios en su debut en el campeonato IMSA Lamborghini Super Trofeo, en el circuito VIrginia International Raceway, en Estados Unidos.

Sin duda el nacional protagonizó dos electrizantes carreras, en las cuales se repuso a un serie de inconvenientes que lo llevaron a salir desde las últimas posiciones en la parrilla de salida y terminar en el podio.

El conductor, bicampeón de la CTCC en nuestro país, estuvo al volante de un Lamborghini Huracán EVO, modificado para carreras de automovilismo y el cual se caracteriza por su potencia y sus más de 620 caballos de fuerza, en la modalidad Pro-Am.

“La verdad tuve cero vueltas de práctica. En la clasificación del sábado, la lluvia nos impidió salir a hacer tiempos, mientras que en el domingo tuve problemas con una de las llantas delanteras. Es por eso que en la primera carrera salí en el puesto 17, mientras en la segunda décimo.

Aun así, pese a los inconvenientes, Danny demostró su pericia al volante y pudo avanzar entre rivales, tanto de la modalidad Pro-Am como élites.

El piloto Danny Formal, vehículo verde, tuvo que batallar desde los últimos lugares para entrar en el podio de su categoría. Cortesía
El piloto Danny Formal, vehículo verde, tuvo que batallar desde los últimos lugares para entrar en el podio de su categoría. Cortesía

“En la primera largada concluí de tercero en mi categoría y sétimo en la general. Mientras el domingo fue segundo en la Pro-Am y quinto en la general. La verdad pese a todas las circunstancias me fue bastante bien. El sábado pude haber ganado un lugar, pero mi equipo no me permitió adelantar a mi compañero de equipo Patrick Madsen, pero el segundo día lo logré y le gané por 18 segundos”, indicó Formal.

Hasta 276 k/ph. Danny confesó que haber corrido con pilotos profesionales y ganarles le da una gran motivación y confianza para futuras competencias y le demostró al equipo que él puede también ser competitivo en eventos grandes en los Estados Unidos.

Tuve muy poca práctica en el carro por las circunstancias que se dieron, así como poco manejo en pista, pero el lograr entre los primeros en mi categoría, en mi primera carrera en IMSA, hace que me sienta muy orgulloso. Vamos a ver que define el equipo en cuánto a mi futuro, pero mi intención es continuar dando lo mejor de mí en la pista”, explicó Formal.

El tico aseguró que en su Lamborghini Huracán EVO desarrolló hasta 276 kilómetros en la pista, por lo que tuvo que tener una gran concentración pues es un auto súper rápido y las sensaciones al conducirlo son inigualables.

“Antes de las carreras conducí un prototipo, pero por supuesto este es más rápido. Estoy muy agradecido y orgulloso por la oportunidad que me dio mi equipo (ANSA Motors) y el apoyo que he recibido de mi familia y los fans que siempre estuvieron atentos. Espero dar lo mejor en los próximos eventos y seguir mejorando a futuro”, comentó Fornal, quien vive en La Florida, Estados Unidos.