Juan Fernando Lara. 1 marzo
Imagen de archivo del 2015 del centro de contacto de Fullmovil localizado en el edificio de Racsa, en San Jose. En la foto Armando González, uno de los agentes de servicio entonces. Foto: Melissa Fernández Silva.
Imagen de archivo del 2015 del centro de contacto de Fullmovil localizado en el edificio de Racsa, en San Jose. En la foto Armando González, uno de los agentes de servicio entonces. Foto: Melissa Fernández Silva.

Radiográfica Costarricense (Racsa), subsidiaria del Instituto Costarricense de Electricidad (ICE), anunció hoy su salida del mercado de telefonía móvil al poner fin a la operación de marca Fullmóvil.

La entidad comunicó este viernes el cierre del servicio de telefonía prepago bajo esa marca a partir del 1.° de abril, indicó en un comunicado y conforme el acuerdo 012-008-2019 de la Superintendencia de Telecomunicaciones (SUTEL), del pasado 6 de febrero.

La salida supone la suspensión de la comercialización del servicio prepago, incluida la activación de líneas, la venta de tarjetas de recarga y recargas electrónicas.

Según Racsa, la decisión obedece a un reordenamiento de los negocios “debidamente coordinado con el ICE como su casa matriz, con el fin de concentrar los esfuerzos comerciales en los segmentos de mercado (institucional y empresarial) que le corresponde atender a RACSA, según su nuevo modelo de negocio”.

La decisión se da a conocer dos meses después de que otro operador virtual saliera del mercado: Tuyo Móvil. La hoy extinta empresa de Televisora de Costa Rica S. A. anunció en diciembre el cierre de sus operaciones desde el 15 de enero.

Racsa explicó que los saldos de servicios adquiridos, previos al 1.° de abril, tendrán una vigencia de 90 días naturales, contados a partir del momento en que se realizó la recarga. La empresa advirtió a sus clientes que la fecha límite de uso del saldo es el 30 de junio del 2019.

“En atención al derecho de portabilidad que tienen los clientes, según lo dispuesto en la Ley General de Telecomunicaciones (artículo 45, inciso 17) se les recomienda ejercer dicha facultad ante el operador de su preferencia, dentro del plazo estipulado”, señaló la subsidiaria del Instituto.

Racsa también aclaró que sus servicios empresariales (SMS Empresarial y Conectividad M2M) se mantienen operando con normalidad.

Las últimas cifras disponibles del mercado de telefonía móvil emitidas por Sutel, que datan del 2017, ilustran una caída fuerte y sostenida de la clientela de Fullmóvil ese año.

A enero del 2017, la marca de Racsa tenía 110.000 servicios de telefonía activos pero, para diciembre, tenía solo 52.000; una pérdida de 45% de suscripciones en un año dentro de un mercado compuesto entonces por 8 millones de líneas celulares.