Juan Fernando Lara Salas. 7 noviembre
Oficina de Correos de Costa Rica, en Zapote, a inicios de esta semana. En la imagen, Raquel Sanabria recibe paquetería para distribución. Este miércoles, el servicio resultó afectado por un cambio de sistemas informáticos. (Imagen con fines ilustrativos). Foto: Rafael Pacheco
Oficina de Correos de Costa Rica, en Zapote, a inicios de esta semana. En la imagen, Raquel Sanabria recibe paquetería para distribución. Este miércoles, el servicio resultó afectado por un cambio de sistemas informáticos. (Imagen con fines ilustrativos). Foto: Rafael Pacheco

Una migración de sistemas informáticos en Correos de Costa Rica afectó la gestión de paquetería de esa empresa cuya clientela reportó este miércoles problemas de servicios o imposibilidad para gestionar sus paquetes; confirmó la entidad.

Este miércoles por la tarde, las áreas de servicio al cliente se quedaron sin sistema para facturación lo cual impedía la gestión regular de paquetería.

La oficina de Prensa de Correos de Costa Rica confirmó que algunas sucursales tuvieron que acudir a la facturación manual, lo cual generó largas filas y esperas adicionales para los clientes; algunos de los cuales se quedaron sin poder gestionar sus envíos.

El pasado 30 de octubre, la entidad confirmó en sus redes sociales la migración de sistemas como parte de un proceso de modernización de sus servicios.

Anexados a ese mensaje, La Nación encontró comentarios emitidos ayer por clientes que resultaron afectados por el inconveniente.

Los usuarios reportaron esperas de varias horas para recibir servicios, imposibilidad para conocer el paradero de paquetes enviados en forma reciente y fallas en el sistema desde hace varios días.

El incidente afectó en distinto grado el funcionamiento normal de servicios de entrega rápida para micro y pequeñas empresas, así como la gestión para envío y entrega de paquetes de particulares.

Carla González Barboza, vocera de prensa de Correos, confirmó que este jueves los sistemas amanecieron funcionando sin contratiempos y que las actividades regulares del día transcurren con normalidad.

No obstante, González reconoció que sus líneas telefónicas y virtuales de atención a clientes continuaban hoy saturadas.

Indicó que ayer hubo un problema mayor que obligó al personal del área de Tecnologías de Información a permanecer hasta la madrugada de este jueves atendiendo el contratiempo.

Por otra parte, reconoció que en el último mes se han presentado problemas intermitentes desde que se inició la migración de sistemas informáticos.

“Son situaciones producto de la migración que estamos implementando, ofrecemos disculpas pero también apelamos a la paciencia y comprensión de nuestros clientes, trabajamos lo más veloz y rápido posible para lograr que nuestros servicios sean todavía mejores", comentó González.

La entidad solicitó a sus clientes mantenerse pendientes de su página en Facebook, acudir a su página oficial o comunicarse a las líneas telefónicas 800-900-2000 o al 2202-2900.