Irene Vizcaíno, Patricia Recio. 25 mayo
Parte de la donación de 108.000 tabletas de hidroxicloroquina que recibió la CCSS en abril. Ahora, la entidad revisará si mantiene el uso del fármaco. Foto: CCSS
Parte de la donación de 108.000 tabletas de hidroxicloroquina que recibió la CCSS en abril. Ahora, la entidad revisará si mantiene el uso del fármaco. Foto: CCSS

La cifra de personas que han tenido el nuevo coronavirus en Costa Rica, llegó este lunes 25 de mayo a 951, con el registro de 21 casos nuevos.

Daniel Salas, ministro de Salud, llamó la atención sobre ese incremento en el reporte de las últimas 24 horas.

“Teníamos varias semanas de no tener un aumento tan sustancial, la cifra de 21 tiene que hacernos reaccionar en la forma que tenemos que comportamos como sociedad en medio de una pandemia”, manifestó.

El domingo fueron 12 y el sábado 7.

De hecho, es la cifra más alta desde el 9 de abril, cuando se registraron 37 nuevos casos. Desde entonces, el incremento mayor había sido 16.

En marzo, hubo aumentos diarios de 32 contagios nuevos en dos días seguidos, el 27 y 28.

“Sé que mucha gente, como no lo ha visto, no lo percibe como una amenaza real, pero sí es totalmente real. (...) Es un virus que logra postrar los servicios de salud, que la sociedad se cierre, la economía se paralice”, añadió.

Según dijo, de los 21 casos nuevos, hay 15 que ya estaban en confinamiento por ser contactos de otros enfermos.

“Eso ha sido uno de los éxitos de la estrategia y el seguimiento que ha dado Costa Rica a la evolución de la pandemia, hemos logrado identificar y dar seguimiento de los casos de manera oportuna, pero tenemos un riesgo de que dejemos de detectar oportunamente estos casos y si surgen muchos casos, no van a tener esa orden, no van a tener un confinamiento”, explicó.

Citó el caso de una persona que salió de su burbuja para visitar una familiar fuera de la Gran Área Metropolitana (GAM) y contagió a dos sobrinos.

“Si vamos a tener un eventual contacto, tiene que ser de lejitos, pero no transgrediendo las burbujas sociales. No podemos llegar y provocar brotes de infección, si eso lo empezamos a hacer, nos puede complicar mucho el panorama”, recordó.

La semana pasada, ya Salas había manifestado su preocupación, pues luego de semanas con número bajos en el registro de contagios, subió el número de manera significativa.

Por ejemplo, en el periodo de siete días entre el 24 y el 30 de abril hubo 34 casos, en cambio, en los últimos siete días que van del 19 al 25 de mayo, el aumento es de 85.

Salas adelantó que esta semana van a decidir la reapertura para las siguientes actividades; no obstante, advirtió que el terreno sigue “frágil”.

El ministro aclaró que el aumento de 21 casos no implicará que se detenga la reactivación pero, insistió, es un llamado de atención. En caso de que se mantenga ese aumento o aún mayor, o que haya incremento en internamientos y en cuidados intensivos, podría llevarlos a detener la agenda de reactivación e incluso, echar para atrás.

“Puede ser así, eso dependerá mucho de qué tanto margen nos dé el virus. No es algo que podemos tener bajo control en todo momento, si se nos va de una cantidad de casos, hay que analizar cualitativamente y eso es lo que nos va a decir si tenemos que ir para atrás”, explicó.

Por ejemplo, señaló, si en un día registran 35 casos, pero todos están con orden sanitaria en uno o dos conglomerados identificados, no significa que haya que frenar la reactivación de actividades.

(Video) Ministro de Salud: 'Teníamos varias semanas de no tener un aumento tan sustancial"

"Eso va a depender de las características, no solo de la cantidad de casos, sino de la lectura que podamos hacer. Dónde están, si son muy dispersos, no tienen clúster, están surgiendo de los diferentes tipos de vigilancia, o son casos que están vigilados, confinados, o no tenemos reportes de las zonas centinelas, eso impacta el índice de positividad.

“Yo puedo tener 200 pruebas hoy y salen 20 positivas, pero si hago 200 y salen 100 positivas ya hay una alerta de transmisión local, no es una combinación única, hay que valorar ese comportamiento de los casos, para tomar una decisión tan fuerte como decir hasta aquí llegamos”, agregó.

Del número total de contagios, hay 313 casos activos, ya que se han recuperado 628 personas y se han registrado 10 decesos.

A la fecha, permanecen 15 personas hospitalizadas a causa del virus, de las cuales dos se encuentran en Unidad de Cuidado Intensivo.

El virus del covid-19 se ha detectado en 70 cantones del país.

Román Macaya, presidente ejecutivo de la CCSS, explicó que a la fecha se ha gastado ya la mitad del fondo de emergencia, debido a la compra de insumos y kits de prueba.

Sin embargo, dijo, no se ha incluido el costo de procedimientos, consultas pospuestas, reprogramadas, eso va a ser un gran costo, mantener camas disponibles, hay que pensar no en costo por paciente sino un costo total.

Por el momento, dijo, ha habido poca hospitalización. A este lunes, precisó que de los 15 pacientes, 11 están en el hospital especializado (Ceaco), en La Uruca, dos en Unidad de Cuidado Intensivo, y dos en salón.

Según Macaya, a pesar de esa baja hospitalización, el sistema debe “estar listo para cualquier brote, cualquier repunte”.

Hidroxicloroquina a revisión

El jerarca de la CCSS anunció este lunes que se convocará el Comité de Farmacoterapia de la institución para revisar los resultados que se han visto en el territorio con el uso del fármaco hidroxicloroquina en pacientes con covid-19.

Será necesario, dijo, contrastar los contextos y hacer una valoración de si se mantiene o no el uso, luego de que la Organización Mundial de la Salud (OMS) decidiera la suspensión temporal de ese medicamento.

Lo hizo a partir de un estudio con 96.000 pacientes, entre los cuales hay muchas situaciones mezcladas, pero todos son enfermos de covid-19 hospitalizados, y los que, eventualmente, pudieron tener efectos secundarios aunque no necesariamente como secuela del virus.

Eventualmente, agregó, podrían estar incluidos pacientes a los que suministraron el medicamento pese a tener contraindicaciones.

Advirtió, sin embargo, que el uso que se le ha dado en Costa Rica es distinto al que se le da en otros países.

“En Costa Rica se ha dado la opción apenas se diagnostica un paciente, comienza a tomar la hidroxicloroquina previo un filtro de que no tenga las contraindicaciones que se conocen en esa fase, donde el efecto es más antiviral puede que tenga efecto. Los números que vemos en Costa Rica son interesantes. Del total de pacientes el 9,5% ha evolucionado a requerir hospitalización, es una de las tasas más bajas del mundo. No podemos decir que es a causa de este medicamento, pero tampoco lo podemos descartar”, añadió.

Aun así, dijo, se revisará el uso y se tomará una decisión en un plazo muy corto.

“De los pacientes que se han dado de alta, no hemos tenido reporte de alguna secuela que tengamos que reportar, obviamente una persona que ha estado encamada va a requerir rehabilitación por el asunto de que los músculos se atrofian y eso es usual, pero no hemos notado algún tipo de secuela que vaya más allá”, explicó el ministro de Salud.

Primera paciente con plasma convaleciente

Este fin de semana se realizó la infusión a la primera paciente con la terapia de plasma convaleciente.

La receptora es una mujer de 37 años vecina de La Cruz de Guanacaste, quien estaba hospitalizada en el Hospital Enrique Baltodano de Liberia desde el jueves.

No obstante, al día siguiente, fue trasladada al hospital especializado para pacientes con covid-19, en La Uruca, precisó el presidente de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS).

"El sábado se hizo la primera y el domingo, la segunda infisión. El protocolo que se ha aprobado es de dos infusiones de plasma, que es de la sangre de pacientes recuperados.

“La lógica es que el paciente que se recupera, hoy día esa recuperación la ha hecho su propio cuerpo generando anticuerpos que eliminan el virus, esos anticuerpos permancen en el plasma, entonces se toma plasma de un recuperado y se hace una infusión a un paciente que está activo (el virus) para neutralizar la propagación”, añadió.

Según Macaya, la paciente muestra evolución positiva, pero es muy temprano para anunciar resultados.

“Tenemos 61 bolsas de plasma, que se han tomado de 25 donantes. Estos donantes llegan de forma voluntaria, algunos de una forma altruista, hay un paciente que ha donado tres veces, agradecemos ese espíritu”, agregó.

El jerarca hizo un llamado a los más de 600 recuperados para que consideren donar su sangre para que, si ese plasma tiene eficacia, se pueda ayudar a otros enfermos a recuperarse más rapidamente.

Otra de la estrategias que se desarrollan es que a partir del mismo plasma, se purifican los anticuerpos y estandariza su potencia para luego hacer inyecciones. La tercera es el desarrollo de estos anticuerpos en caballos, donde se pueden generar animales hiperinmunizados.

“Es temprano para decir que cualquiera vaya a funcionar, pero no hay razón para decir que no van a funcionar y las tres estrategias están siendo desarrolladas en Costa Rica”, mencionó.

‘No sea irresponsable con la salud’

En tanto, el ministro de Seguridad, Michael Soto, fustigó fuertemente la conducta de gran cantidad de personas que este fin de semana incumplieron medidas sanitarias.

“Si usted es irresponsable con su salud no sea irresponsable con la salud de su familia y las personas que los rodean. Lamentablemente tuvimos muchísimos incidentes, esto es algo serio, está jugando con su salud y la de su familia”, dijo con vehemencia.

Esa irresponsabilidad se reflejó también en las sanciones impuestas.

Según Soto, cerraron 104 establecimientos entre bares y restaurantes, casinos y discotecas que abrieron sin tener la autorización.

“Una situación que se está volviendo muy lamentable es el tema de fiestas en fincas o casas. Tuvimos 2.067 llamados de este tipo, más de 1.700 que tenían que ver con personas que denunciaban aglomeración”, detalló.

El ministro relató que una situación muy delicada se enfrentó en Pejibaye de Cartago, donde una cabeza de agua se llevó a 15 personas.

“También había una aglomeración de personas en este lugar, con dos situaciones delicadas; la aglomeración y además que estamos en epoca lluviosa y una cabeza de agua pudo costarle la vida a 15 personas”, agregó.

En su recuento, Soto informó de 10 personas heridas con armas de distinto tipo en hechos asociados a consumo de licor.

El jerarca también se refirió al conflicto con ciclistas, cuyos vehículos fueron decomisados: 87. Estas personas fueron sorprendidas en autopistas donde se circula a 80 kilómetros por ahora.

"Les queremos recordar a los ciclistas que debemos evitar aglomeraciones. Otra vez tuvimos reportes de una cantidad de ciclistas que no respetan el distanciamiento.

“El grupo policial de este país vamos a seguir trabajando para que se cumplan estas medidas, requerimos del acatamiento estricto de las disposiciones que se han dado”, advirtió Soto.

En el tema fronterizo, Soto aseguró que se ha desplegado todo el recurso posible para plantear una solución al paso de transportistas regionales, al tiempo que insistió en que las fronteras nacionales están abiertas.

"Tenemos que tomar medidas para seguir protegiendo a la ciudadanía, por supuesto y eso es lo que hemos hecho al ofrecer alternativas a la región para transportarse por nuestro país.

“Que todos los costarricenses sepan que es responsabilidad nuestra mantener, cuidar eso, el estatus en general las fronteras abiertas, pero el ingreso tiene condiciones que los no costarricenses deben cumplir”, expresó.