Salud

Hospitales desempolvan conocimientos para atender intoxicados por metanol: el trago de la muerte

Hasta ahora, casos eran poco frecuentes por lo que CCSS tuvo que elaborar protocolo para mejorar oportunidad y calidad de atención de víctimas sospechosas de este envenenamiento

Los intoxicados por metanol eran, hasta hace poco, tan infrecuentes en las salas de emergencias que ver uno o dos casos al año se convertía en una anécdota en los pasillos de hospital.

En junio pasado, las cosas cambiaron. En el Calderón Guardia, que es el centro donde más víctimas de intoxicación por guaro adulterado se han recibido en las últimas seis semanas, reconocen que han tenido que desempolvar los conocimientos para mejorar la oportunidad y calidad de la atención.

La Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) anunció recientemente la elaboración de un protocolo para identificar los casos sospechosos, porque la evolución del cuadro es tan rápida que, en cuestión de pocas horas, se puede pasar de un estadio leve a uno grave o crítico, con coma y muerte incluidas.

El metanol es una sustancia química utilizada, por lo general, como disolvente y en sistemas de refrigeración.

Denuncias por metanol

Aparece en la fase de destilación del alcohol, cuando este se produce en condiciones inadecuadas y sin control. Es un producto altamente tóxico.

Entre junio y julio, las muertes que oficialmente registra el Ministerio de Salud ascienden a 19, y es muy posible que sigan en ascenso mientras haya producto contaminado disponible en las calles.

Todos los servicios de Emergencias de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) están en alerta, y han tenido que capacitar a su personal en la detección de los signos y síntomas sospechosos de envenenamiento por esa causa.

Esta institución elaboró un protocolo para que su personal aprenda a detectar casos sospechosos, el cual ya fue comunicado a todos sus hospitales, informó el gerente médico de la Caja, Mario Ruiz Cubillo.

Sandra Delgado Jiménez, directora interina de la Unidad de Vigilancia, en el Ministerio de Salud, reconoció que las poblaciones de mayor riesgo son los habitantes de calle, los alcohólicos de bajos recursos económicos y la gente en zonas turísticas porque les dan cócteles con alcoholes baratos.

“Lo que hemos visto más son alcohólicos crónicos de bajos recursos de todo el país. Han aparecido víctimas en Guanacaste, Cartago, Heredia y Limón, pero no dudamos que aparezcan en otros lugares”, comentó la funcionaria.

Los datos preliminares indican que estas personas están consumiendo guaro contaminado en cantidades elevadas, dijo Delgado.

El Ministerio de Salud ha ampliado las alertas sanitarias desde el 5 de julio, y según la última comunicación, son seis marcas de guaro cuya comercialización y consumo está prohibido: Guaro Montano, Guaro Gran Apache, Aguardiente Estrella, Aguardiente Barón Rojo, Aguardiente Timbuka y Aguardiente Molotov.

Te adjunto nuevo código...

Metanol: el trago de la muerte

FUENTE: BIBLIOTECA NACIONAL DE MEDICINA DE EE.UU., OPS-OMS.    || w. s. / LA NACIÓN.

Fallo sistémico en pocas horas

El jefe de Emergencias del Hospital Calderón Guardia, Donald Corella Elizondo, confirmó que en este centro –el primero en dar la alerta– los casos han llegado en situación crítica.

Entran directo hasta sala de shock y de ahí a la Unidad de Cuidado Intensivo. De los diez pacientes atendidos en las últimas seis semanas, seis han muerto debido al consumo de guaro adulterado.

La intoxicación inicia con mareos, dolor intenso de cabeza, cambios en el comportamiento de las personas, pérdida de estabilidad para caminar, y progresan a un fallo sistémico causado por acidosis metabólica, un exceso de ácido en todos los órganos del cuerpo que puede llevar a la muerte de manera fulminante.

La atención de estos pacientes requiere una intensa vigilancia y la evaluación continua de la condición cerebral, hepática, renal y pulmonar. Un médico debe estar prácticamente pegado al paciente durante las primeras horas para vigilar su evolución, explicó Corella.

Elenita Ramírez Salas, epidemióloga de la Dirección de Desarrollo de Servicio de Salud de la CCSS, admitió que esta situación los ha obligado a diseñar, en tiempo récord, un lineamiento de atención para lograr un abordaje oportuno.

De acuerdo con un comunicado de prensa de la Caja, una de las preocupaciones es que las manifestaciones clínicas se producen pocas horas después de la ingesta de algún tipo de alcohol.

La institución se ha visto obligada a buscar otros medicamentos para aumentar el arsenal terapéutico disponible, ante la posibilidad de que aparezcan más intoxicados.

"La CCSS está tratando de adquirir un antídoto alternativo mediante coordinaciones con el Ministerio de Salud y con la Organización Panamericana de Salud (OPS).

“Como parte de los lineamientos establecidos por la CCSS, una vez que al paciente se le ha administrado el antídoto se están haciendo pruebas adicionales en el Hospital Nacional Psiquiátrico que es el único centro que posee esta prueba para medir la evolución y darle seguimiento al paciente”, informó la institución.

Hasta el viernes, se habían atendido 36 personas, dos de las cuales se mantenían internadas.

Ángela Ávalos

Ángela Ávalos

Periodista de Salud. Máster en Periodismo de la Universidad Complutense de Madrid, España. Especializada en temas de salud.

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.