Juan Diego Córdoba González. 8 mayo, 2019
El paso de la estación seca a la lluviosa podría aumentar aún más los casos de asma. Imagen con fines ilustrativos. Andrés ARCE / GN.
El paso de la estación seca a la lluviosa podría aumentar aún más los casos de asma. Imagen con fines ilustrativos. Andrés ARCE / GN.

Los pacientes asmáticos solicitan medicamentos a la CCSS, los llevan a su casa pero no los utilizan correctamente. Luego, recaen en una crisis y van a dar a las salas de emergencia.

Solo en el 2018, la institución brindó 1.170 millones atenciones a pacientes con asma, lo que significó un aumento de 32.000 consultas con respecto al 2017.

De los pacientes atendidos el año pasado, 20.800 requirieron ser hospitalizados por su padecimiento.

Además, 110.000 personas fueron incapacitadas por crisis de asma, por un total de 336.000 días que le costaron a la Caja ¢1.500 millones.

Este ciclo, según la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) llevó a la institución a hacer un llamado a la población con este padecimiento y a tomar medidas.

Según las autoridades de la Caja, la aplicación incorrecta del tratamiento, o incluso el poco uso de los medicamentos, es la razón de que los pacientes tengan que acudir de emergencia a atenderse por una crisis, lo que genera que las salas de nebulización pasen con ocupación plena durante casi todo el día.

Por esta razón piden a pacientes y familiares que utilicen bien los dispositivos y medicinas, e incluso ofrece capacitación para hacerlo en las llamadas clínicas Aire.

“Nosotros podemos hacer más. Mucho de lo que vemos es que la población no se está cuidando como debe ser. Ese autocuido y cuido familiar de este padecimiento”, manifestó el presidente ejecutivo de la Caja, Román Macaya.

El objetivo no solo se encamina a mejorar la salud de los pacientes, sino también a evitar el desperdicio, pues solo el año pasado, la Caja invirtió ₡1.100 millones en la compra de broncodilatadores y medicamentos antiasmáticos.

(Video) Dra. Chan explica cómo se utiliza correctamente la ‘bombita’ de nebulización

Clínicas Aire

Para ayudar a los enfermos, la Caja se comprometió a habilitar clínicas Aire en los 26 hospitales y las 104 áreas de salud del país.

Además de darle un seguimiento a los pacientes, estos centros educarán a la población sobre la correcta utilización de las llamadas bombitas nebulizantes, ya que según estima la Caja, la mayoría de pacientes no se aplica bien el medicamento.

A la entidad todavía le hace falta habilitar estas clínicas en los hospitales de Ciudad Neily, San Vito y La Anexión (Nicoya), mientras que la unidad del Hospital San Carlos quedará instalada a finales de mes.

“Las enfermedades crónicas como el asma no desaparecen. Lo que pretendemos es que los pacientes aprendan a autogestionarse la enfermedad”, manifestó la doctora Wing Ching Chang, coordinadora de las clínicas de Cesación del Tabaco.

Las autoridades de salud instaron a los pacientes a acudir a estas citas educativas, ya que de cada 10 pacientes referidos, cuatro no asisten a las sesiones para aprender a utilizar correctamente el tratamiento.

El cambio de época seca a la lluviosa podría aumentar las crisis asmáticas, por lo que las autoridades de salud recomiendan seguir las recomendaciones que brindan los doctores a cada paciente.