Juan Fernando Lara Salas. 20 abril
El 30 de enero anterior, dos niños y una mujer murieron durante un incendio en barrio San José de Alajuela. Bomberos solicitó extremar medidas de precaución para evitar tragedias similares. Fotografía: Bomberos de Costa Rica.
El 30 de enero anterior, dos niños y una mujer murieron durante un incendio en barrio San José de Alajuela. Bomberos solicitó extremar medidas de precaución para evitar tragedias similares. Fotografía: Bomberos de Costa Rica.

Con el confinamiento en las casas recomendado por el Ministerio de Salud para prevenir contagios del nuevo coronavirus, otra preocupación surge, pero para los bomberos.

Es en este momento, cuando más personas permanecen más tiempo en las viviendas, cuando resulta más urgente tener planes de emergencia en caso de que haya un incendio o se produzca un sismo muy fuerte.

Consistiría principalmente en un plan de evacuación y en la aplicación de otras medidas de seguridad como la colocación de detectores de humo, explicó Héctor Chaves León, director general de Bomberos de Costa Rica.

“Todas las familias, en la coyuntura actual, deben sentarse a conversar sobre cuáles deberían ser en sus hogares las rutas claras de evacuación si hay un emergencia; tener en la casa un extintor de fuego a base de polvo químico y una lámpara (de emergencia)”, aconsejó Chaves.

Este tipo de previsiones deben ser conversadas y practicadas entre quienes estén en la casa. Chaves recomendó, por ejemplo, preguntarse por dónde salir si se obstruye la puerta principal, cómo salir si se está en un patio y, en general, discutir en grupo posible salidas ante distintos tipos de escenarios.

Hasta mediados de este mes, Bomberos tenía registrados 387 incendios estructurales (casas y otros inmuebles) en 2020. La cifra es solo 4% menos respecto a los 403 tres incendios del mismo tipo en el mismo lapso del 2019.

Sin embargo, con más personas en las casas por la pandemia de covid-19, enfermedad que produce el nuevo coronavirus, la entidad intenta prevenir tragedias como las ocurridas en enero anterior en Alajuela y en marzo, en Moravia.

El 30 de enero, tres niños que jugaba con fósforos en la sala de su casa habrían provocado un incendio en el cual murieron su mamá y sus dos hermanitas bebés. El hecho ocurrió en la urbanización Marisol, en barrio San José de Alajuela.

Posteriormente, el 4 de marzo durante la madrugada, una familia de cuatro personas murió durante un incendio en Moravia. Las víctimas no lograron salir debido a los portones y candados que tenían para protegerse de ladrones.

¿Cómo se hace el plan?

El primer requisito, dice Bomberos, es tener un plan claro de actuación para los miembros de la familia donde, sin excepción, deben participar todos.

El plan debe estar localizado en un sitio visible, preferiblemente junto al sitio donde siempre deben estar las llaves de la vivienda.

La “columna vertebral” del plan, explicó Chaves, siempre será evacuar del inmueble en caso de un principio de incendio.

“Durante una emergencia, nunca hay que esconderse en un clóset, en los baños o debajo de las camas. Además, una vez que se salió de la casa, jamás hay que devolverse por objetos personales”, explicó.

Si en la familia hay una persona que requiere asistencia para salir (adultos mayores, personas enfermas o con alguna limitación de movimiento), debe asignarse con claridad quién o quiénes ayudarán a esa persona a salir primero.

Solo después de abandonar la casa es que debe reportarse la emergencia al 911 y no mientras se está dentro, recomendó Chaves.

El plan puede partir de una guía provista por Bomberos al final de esta información. Para completarla, dibuje en la cuadrícula la distribución de su casa por habitaciones, áreas comunes, garajes, cocina y otras áreas marcando dónde están los accesos a cada una.

Además, identifique en el dibujo dónde están aspectos clave de seguridad usando letras. Por ejemplo "L" (llaves), “DH” (Detector de humo), IE (Iluminación de Emergencia) y EP (Extintor de emergencia).

Marque con "x" los puntos consultados en la guía y, finalmente, anote en este documento el número para llamadas de emergencias (911), la dirección exacta del domicilio para guiar a las autoridades y cuántas personas viven en la casa.

“A todas las familias les pedimos esto y mucho sentido común. Nada de encendedores o fósforos a la vista de niños, reparar cableado, desconectar aparatos que emitan olores, destellos o ruidos raros y evitar fogones junto a paredes o bajo aleros. Si deben hacerse estas actividades para ahorrar electricidad, que sea lejos de cualquier estructura”, concluyó Chaves.

Bomberos de Costa Rica suministró esta guía práctica para que las familias se ayuden a crear planes de emergencia que aplicar en caso de incendios o sismos. / Bomberos de Costa Rica para LN.
Bomberos de Costa Rica suministró esta guía práctica para que las familias se ayuden a crear planes de emergencia que aplicar en caso de incendios o sismos. / Bomberos de Costa Rica para LN.