Política

Video: Mario Barrenechea entra a cárcel de La Reforma

Llega a cumplir tres meses de prisión preventiva

El gerente general del Banco de Costa Rica, Mario Barrenechea, entró a la cárcel de La Reforma a las 3:05 p. m. de este lunes, luego de que el Ministerio de Justicia y Paz dio luz verde para que el Poder Judicial lo trasladara al CAI Adulto Mayor.

Barrenechea fue detenido el viernes en la mañana, cuando el Organismo de Investigación Judicial (OIJ) allanó su casa, en Santa Ana, por un supuesto peculado en el préstamo otorgado por el BCR a la firma Sinocem Costa Rica para la importación de cemento chino.

El gerente bancario de 68 años, por ser adulto mayor, fue el primero de los imputados por el caso del cemento chino en ser trasladado a la cárcel, a fin de que cumpla los tres meses de prisión preventiva que dictó el Juzgado de Turno Extraordinario la noche del sábado.

Esa medida cautelar será revisada en el Tribunal Penal de Hacienda, luego de que Andrés Pérez, el abogado de Barrenechea, la apelara.

Lo mismo hicieron los abogados de Juan Carlos Bolaños, importador de cemento chino, y los otros cinco miembros de la alta gerencia del BCR, a quienes también se les impusieron tres meses de prisión preventiva.

El Ministerio Público solicitó esa medida cautelar por “la magnitud del daño causado por la afectación a la institucionalidad del país”, así como por la facilidad que tienen los imputados para viajar al extranjero y por la gravedad de los hechos investigados.

En la situación específica de Barrenechea y los otros cinco empleados bancarios (de apellidos Corrales Barboza, Víquez Lizano, Acuña Alvarado, Ramírez Rodríguez y Barrantes Campos), la Fiscalía adujo que, por “tratarse de personas con alto poder y jerarquía” en el BCR, podrían obstaculizar la investigación.

Los otros seis imputados del caso del cemento chino ingresarán a la cárcel de San Sebastián, aunque su traslado está en espera debido a que delante de ellos hay 40 personas en espera.

Los funcionarios bancarios son investigados por su relación con el otorgamiento de dos líneas de crédito con un tope de financiamiento de $30 millones a la firma Sinocem Costa Rica, propiedad de Bolaños, para importar cemento de China. A ellos se les imputa por peculado.

El Ministerio Público investiga si el dinero girado por el BCR a Sinocem fue desviado a otros fines distintos a la importación de cemento chino. La Superintendencia General de Entidades Financieras (Sugef), a su vez, ordenó al banco recalificar el crédito y hacer una reserva en caso de que la empresa no honre la deuda.

Al empresario, además de peculado, la Fiscalía le atribuye los delitos de tráfico de influencias, denuncia calumniosa y simulación de delito.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.