Daniela Cerdas E.. 16 abril
Los alumnos de la UCR convocaron a una manifestación el próximo lunes 19 de abril a las 10 a. m. Foto tomada de Facebook de FEUCR
Los alumnos de la UCR convocaron a una manifestación el próximo lunes 19 de abril a las 10 a. m. Foto tomada de Facebook de FEUCR

La Universidad de Costa Rica (UCR) analizará la posibilidad de que docentes y administrativos con salarios altos contribuyan con recursos para estudiantes becados.

Al menos, ese fue uno de los acuerdos alcanzados en la reunión sostenida el jueves por autoridades de la casa de enseñanza y representantes de los alumnos.

Según el acuerdo, sería un “fondo solidario voluntario, mediante el cual los docentes y administrativos de la Universidad, principalmente aquellos con salarios mayores, apoyen económicamente con donaciones a la población estudiantil becaria en materia de conectividad”.

En la UCR, el crecimiento vegetativo de pluses ha permitido que existan salarios de hasta ₡9 millones.

La idea surge en respuesta a la molestia expresada los estudiantes, luego de que la Administración anunciara que este año eliminará la ayuda económica que, debido a la pandemia, otorgó en 2020 a los estudiantes de bajos recursos.

Por medio de la circular R-22-2021, la UCR informó a la población estudiantil de que no cuenta con las posibilidades financieras institucionales para mantener los aumentos temporales de 30% en los montos del beneficio de alimentación, el 15% en el beneficio complementario de gastos de carrera, ni el monto de apoyo que se entregó por efecto de conectividad a los estudiantes que se mantienen en educación a distancia por la emergencia sanitaria.

Precisamente, el encuentro del jueves se realizó para revisar la situación actual del sistema de becas. Entre los participantes estuvieron el rector de la UCR, Gustavo Gutiérrez, y representantes de la Federación de Estudiantes de la UCR (FEUCR).

¿Qué pasó con las becas?

En este en vivo exponemos lo discutido en la reunión llevada a cabo hoy sobre la situación con el Sistema de Becas

Posted by Federación de Estudiantes de la Universidad de Costa Rica (FEUCR) on Thursday, April 15, 2021

En la reunión también acordaron que la Oficina de Becas hará un sondeo entre los alunmnos que reciben las ayudas en las categorías 4 y 5 (tienen mayores beneficios) para determinar sus necesidades.

Desde la FEUCR, también se determinó la búsqueda de posibles fuentes de financiamiento para dar apoyo a la conectividad de los alumnos que se mantienen en educación a distancia.

En la reunión, las autoridades reiteraron que razones presupuestarias y la aplicación de la regla fiscal obligan a la Universidad a dejar de otorgar algunos apoyos temporales que se definieron en la administración de transición y sin análisis de sostenibilidad.

Según la UCR, el presupuesto universitario y las partidas del Sistema de Becas, aprobado el año anterior, siguen sujetas a la aplicación de la regla fiscal (límite al gasto corriente) impidiendo su crecimiento real y significativo.

Sin embargo, el ministro de Hacienda, Elian Villegas, aclaró que es la Administración la que decide qué recortar de su gasto corriente, el cual incluye salarios, pago de servicios públicos, becas o adquisición de bienes, entre otros.

“En la exposición por parte de las autoridades de la Universidad explican el porqué del motivo (de eliminar los beneficios). Mencionan, entretanto, que es la única solución para mantener las finanzas de la institución estables, entre comillas; lo que despierta una euforia y disgusto por parte de la comunidad estudiantil que se organiza para hacer sentir su malestar”, dijo Diego Bonilla, presidente de la Asociación de Estudiantes de Estudios Generales, concluida la reunión.

De acuerdo con los estados financieros de la UCR, del dinero proveniente del Fondo Especial para la Educación Superior (FEES) en 2020, el 81% fue para remuneraciones. En ese año, a la UCR le correspondieron ¢260.285 millones, de los cuales ¢211.962 millones fue para pago de salarios y pluses.

Cambio de criterio

La posición de los alumnos de esta casa de enseñanza pareciera, entonces, dar un giro, pues la FEUCR fue la única asociación de estudiantes que no firmó el pliego de peticiones para mejoras en las becas y reforma salarial remitido al Consejo Nacional de Rectores (Conare), el 22 de febrero anterior.

Otras federaciones universitarias enviaron ese documento como respuesta al apoyo solicitado por los jerarcas de las universidades para la marcha del 24 de febrero en la que pedían ser excluidos del proyecto de Ley Marco de Empleo Público, que se discute en la Asamblea Legislativa, y que pondría fin al sistema de pluses e incentivos.

La FEUCR, cuya presidenta actual es Catalina Chaves, apoyó a los rectores en la manifestación de febrero.

Ahora, sin embargo, las explicaciones de las autoridades de la UCR no resultaron satisfactorias para los estudiantes.

Por esa razón, el lunes 19 de abril se manifestarán en todas la sedes y recintos para demostrar su descontento por la decisión tomada por la Administración de la UCR de recortar los beneficios otorgados durante el primer año de la pandemia.