Conflictos

Taiwán realiza simulacro de defensa de la isla con fuego de artillería real

La isla vive bajo la constante amenaza de invasión de China, que considera este territorio como una provincia propia a recuperar algún día

Fenggang. Taiwán inició el martes un simulacro de defensa de la isla con fuego de artillería real tras las enormes maniobras militares realizadas por China alrededor de su territorio, y acusó a Pekín de preparar una invasión.

Lou Woei-jye, portavoz del Octavo Cuerpo del Ejército de Taiwán, confirmó que los ejercicios habían empezado en el condado meridional de Pingtung poco después de las 8:40 a.m. (hora local) con el disparo de bengalas y artillería. Las maniobras terminaron antes de una hora, a la 9:30 a.m.

Cuando se hubo lanzado la última batería de disparos, se pudo escuchar a soldados taiwaneses gritando “misión cumplida”. China desplegó sus mayores ejercicios militares alrededor de Taiwán la semana pasada en respuesta a la visita a la isla de la presidenta de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, Nancy Pelosi, el más alto cargo del país en hacerlo en décadas.

El ministro taiwanés de Relaciones Exteriores, Joseph Wu, aseguró que China utiliza las maniobras de aire y mar “para preparar la invasión de Taiwán”. “La verdadera intención de China es alterar el statu quo en el estrecho de Taiwán y en toda la región”, agregó Wu.

Las fuerzas armadas chinas dijeron que la maniobras continuaron el martes con unidades de aire y mar. El Comando Oriental del Ejército Popular de Liberación dijo en un comunicado que realizaba ejercicios de entrenamiento alrededor de la isla, “enfocados en bloqueos conjuntos y operaciones de apoyo conjunto”.

Taiwán, una isla con gobierno autónomo, vive desde hace décadas bajo la constante amenaza de invasión de China, que considera este territorio como una provincia propia a recuperar algún día, por la fuerza si fuera necesario. Según Wu, China “realiza ejercicios militares a gran escala y lanza misiles, así como ciberataques, una campaña de desinformación y coerción económica para debilitar la moral pública en Taiwán”.

Las maniobras taiwanesas, que también tendrán lugar el jueves, incluyeron el despliegue de cientos de tropas y de unos 40 obuses, indicó el ejército. Lou dijo que los ejercicios ya estaban programados y que no eran una respuesta a las maniobras de China.

Esta isla con un gobierno democrático realiza rutinariamente simulacros de una invasión china y el mes pasado practicó cómo repeler ataques por mar durante sus mayores ejercicios anuales. Los ejercicios taiwaneses atrajeron a una multitud de curiosos.

“Necesitamos tener alguna contramedida ante el bloqueo de China continental”, comentó un espectador, quien se identificó solo por el apellido Chen. “Realizar ejercicios militares también les hace saber (a los chinos) que Taiwán está preparada. Espero que las dos partes tengan algo de moderación”, agregó.

Sin embargo, los ejercicios taiwanesas motivaron una advertencia sombría de parte de Pekín, que suele utilizar una retórica incendiaria contra los planes independentistas de Taiwán. “Cualquier conspiración dirigida a contrariar la tendencia histórica y resistir la reunificación por medio de las armas (...) terminará en el fracaso, como una mantis que intenta detener una carroza”, declaró el martes Wang Wenbin, vocero del ministerio de Relaciones Exteriores chino.

Pese a ello, Estados Unidos indicó que no esperaba ninguna escalada por parte de Pekín. “No estoy preocupado, pero me inquieta que estén haciendo tanto alboroto. Pero no creo que vayan a hacer nada más de lo que están haciendo”, afirmó su presidente Joe Biden en la Base de la Fuerza Aérea de Dover.

Taipéi ha insistido que ningún avión o barco chino ha entrado a sus aguas territoriales (hasta 12 millas náuticas de la costa) durante las maniobras de Pekín. No obstante, medios chinos aseguran que se dispararon misiles balísticos por encima de la capital de Taiwán durante los ejercicios.

La escala y la intensidad de las maniobras de Pekín, así como la suspensión de su cooperación con Washington en ámbitos como el clima o la defensa, han provocado enfado en Estados Unidos y otras democracias. Expertos comentaron que los ejercicios de Pekín evidenciaron cómo un ejército chino, cada vez más envalentonado, puede ejecutar un agotador bloqueo de la isla.

Las autoridades chinas defendieron el lunes su actitud como una respuesta “firme, contundente y apropiada” a la provocación estadounidense. “Solo enviamos una advertencia a los perpetradores”, dijo el portavoz Wang Wenbin, prometiendo que China “aplastaría firmemente la ilusión de las autoridades taiwanesas de obtener la independencia a través de Estados Unidos”.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.