Maricel Sequeira. 16 enero, 2015

Colombia está por entrar, este 26 de enero, en una fase crucial de las negociaciones de paz entre el Gobierno de Colombia y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) para acabar con más de medio siglo de guerra.

Alejo Vargas, analista y profesor de Ciencias Políticas de la Universidad Nacional de Colombia, considera que hay fuertes posibilidades de que este año se logre firmar el acuerdo.

¿Respalda usted la iniciativa del presidente Santos de negociar un cese bilateral del fuego con las FARC?

Un cese bilateral del fuego sería la consecuencia lógica de un proceso de negociaciones que ha venido avanzando. Y no solo es lógico sino necesario iniciar el cese del fuego definitivo.

Hay voces en contra, como la del expresidente Álvaro Uribe...

Uribe ha estado en contra de todas las políticas del actual gobierno, es una voz de la oposición, minoritaria pero importante.

¿Ve usted posible el acuerdo de paz para el 2015?

Es probable que este año se firmen los acuerdos con las FARC y se avance de manera importante con el ELN (Ejército de Liberación Nacional) pero veo difícil que se logre terminar con este grupo este año.

Se viene la negociación de los temas más conflictivos. ¿Dónde ve usted obstáculo importante?

Los cuatro temas pendientes van a ser muy complejos: El de justicia debe definir cual será el tratamiento jurídico que se le dará a los guerrilleros y a la fuerza pública, porque las violaciones de los derechos humanos han sido cometidos por las dos partes. Están también los temas de la dejación de armas, el cese del fuego definitivo, y cómo se refrendarán los acuerdos. El Gobierno quiere un referendo, las FARC plantean una constituyente.

INTERNET
INTERNET

¿Qué llevó a Santos a cambiar de opinión respecto del cese del fuego? En diciembre dijo no a un cese bilateral propuesto por las FARC.

Creo que se está entendiendo mal la iniciativa presidencial. Santos no está diciendo que ya se va a firmar un cese bilateral, sino que ha dado orden de que se empiece a discutir el tema.

Las FARC reaccionaron positivamente, sin embargo, señalan incongruencia entre un cese del fuego y la profundización de la guerra.

Santos ha dicho siempre que hasta que no se llegue a los acuerdos de paz, la fuerza pública tiene por mandato constitucional combatir todas las formas de violencia que se produzcan en el país, entre ellos la guerrilla.