Marvin Barquero. 26 noviembre, 2018
El centro de servicios compartidos de GSK en Costa Rica ya tiene unos 600 empleados. Con la cuarta etapa, abierta este 26 de noviembre, contratarán otros 100 trabajadores. Está ubicado en La Unión, Cartago. Foto: Cortesía de Cinde

La multinacional farmacéutica GSK abrió, este 26 de noviembre, la cuarta etapa de su centro de servicios compartidos en Costa Rica y contratará a 100 personas adicionales, con lo cual su planilla total en Costa Rica llegará a 700 empleados, de aquí al 2019.

El centro de servicios compartidos de GSK en Costa Rica, ubicado en Terracampus, en La Unión, Cartago, abrió sus puertas en el 2013, momento a partir del cual se viene fortaleciendo.

Solo en los dos últimos años, se crearon más de 200 nuevos puestos de trabajo, incrementando el número de empleos directos de 80 a más de 600 desde el 2013, explicó un comunicado emitido por la Coalición Costarricense de Iniciativas de Desarrollo (Cinde), entidad encargada de la atracción de Inversión Extranjera Directa (IED).

Los interesados en buscar una oportunidad laboral en GSK pueden aplicar a la dirección electrónica http://gsk.com/careers.

Según ese informe, Actualmente varios países de América Latina, Estados Unidos, Europa, África y Oriente Medio reciben soporte desde Costa Rica en las áreas de finanzas, gestión de proyectos, contabilidad, gestión de contratos, compras, recursos humanos, tecnologías de la información, entre otros.

LEA TAMBIÉN

Según Cinde, el 98% del talento que trabaja en esta operación de GSK es costarricense; 88% cuenta con un título universitario o superior y un 12% con título técnico; 48% de los empleados son mujeres y 52% son hombres, una cifra que por sí sola indica que GSK se toma la diversidad y la inclusión muy en serio.

Detalló, además, que el edificio cuenta con amplios espacios para oficinas, vistas panorámicas y parqueos, con el fin de albergar a todo el personal en un ambiente cómodo, moderno y que fomente la colaboración. GSK se unió al Régimen de Zonas Francas del país en el 2015. Esto ha tenido un impacto positivo en sus costos y operaciones, especialmente para la expansión de su centro de servicios compartidos.

Dicho centro mantiene colaboraciones académicas con Cenfotec, Georgia Tech y Texas Tech University. Adicionalmente y como parte de la agenda de confianza de GSK, se dedica un porcentaje del presupuesto de la operación a iniciativas con la comunidad que lideran los empleados.