Marvin Barquero. 6 noviembre, 2018
Los 10 locales del Depósito Libre Comercial de Golfito que están morosos en pagos de alquiler a Judesur ahora enfrentan un proceso judicial e incluso corren el peligro de un eventual desalojo. Por ahora, funcionan normalmente. Foto: Freddy Parrales
Los 10 locales del Depósito Libre Comercial de Golfito que están morosos en pagos de alquiler a Judesur ahora enfrentan un proceso judicial e incluso corren el peligro de un eventual desalojo. Por ahora, funcionan normalmente. Foto: Freddy Parrales

Diez de los 35 locales activos actualmente del Depósito Libre Comercial de Golfito están morosos, por un total de ¢882 millones en pago de alquileres a la Junta de Desarrollo Regional de la Zona Sur (Judesur).

Los 10 locales no aceptaron un arreglo de pago propuesto, por lo que se presentaron a proceso judicial en dos grupos, confirmó el actual presidente de la junta directiva de Judesur, Edwin Duartes.

El primer tracto fue presentado a lo judicial el 17 de abril de este año e incluyó seis de los casos y el segundo se presentó entre el 4 y el 31 de julio, en el cual se incluyeron los otros cuatro casos.

Según Duartes, los morosos recibirán una notificación, a partir de cuya fecha tendrán un plazo de 15 días para cancelar la deuda o llegar a un arreglo, sino se les aplicará la orden de desalojo. El presidente de Judesur explicó que la huelga de los sindicatos atrasó las notificaciones, las cuales hasta ahora se están entregando a las empresas morosas.

Ante consultas reiteradas acerca del nombre de las empresas morosas, Duartes prefirió no brindar detalles. “Esta información es sensible y puede afectar la imagen de las empresas involucradas”, enfatizó el presidente de Judesur.

La presidenta de la Asociación de Concesionarios del Depósito Libre Comercial de Golfito (Acodelgo), Judith Naturman, afirmó que ese grupo no tiene conocimiento directo del asunto, pues es algo que corresponde a la administración del Depósito. Agregó que no todos los locales están afiliados a esa asociación.

“No quiero que me involucren en algo que yo no sé ni me consta”, advirtió la presidente de Acodelgo.

Aclaró que todos los locales están funcionando normalmente hasta el momento, en ese centro comercial de la zona sur.

Duartes detalló que los recursos obtenidos por el alquiler de los locales se deben utilizar para pagar servicios en el depósito, entre ellos la limpieza y la seguridad. En vista de los atrasos en pagos, Judesur debió reducir a lo mínimo posible esos servicios, declaró Duartes.

Mucho atraso

De acuerdo con la respuesta de Judesur a un correo, uno de los locales morosos tenía 766 días de atraso en los pagos de alquiler al 17 de abril de este año, cuando se realizó la primer gestión judicial. Otro caso de 196 días y los otros restantes más de 150 días de atraso, en relación con el primer grupo de seis locales llevados a proceso de cobro judicial.

En cuanto al segundo grupo tramitado, los cuatro restantes acumularon aproximadamente 180 días de atraso en los pagos, señaló la respuesta de Judesur.

“Es importante señalar que las acciones de cobro judicial no tienen precedente para los locales concesionados en el DLCG (Depósito Libre Comercial de Golfito) y no fue sino hasta que la actual administración accionó las gestiones administrativas correspondientes para la recuperación de los dineros adeudados”, aclaró Duartes.

Agregó que a todos los casos se les invitó a realizar arreglos de pago estableciendo condiciones como aportar entre un 30 y 35% de pago inicial sobre el saldo, aportar garantías reales y no superar el periodo de arreglo en más de dos años.

El Depósito Libre Comercial de Golfito es un centro donde los concesionarios pueden vender con impuestos reducidos, pues se aplica un tributo único. Su objetivo es generar recursos para el desarrollo de los cantones de la zona sur del país, por lo cual el consumidor saca la tarjeta de comprar un día y compra el siguiente. Esto lo obliga a pasar en la zona y demandar servicios ahí.