Óscar Rodríguez. 27 marzo
Aldesa inició, hace una año, el proceso para la intervencial judicial por problemas de liquidez ante el Juzgado Concursal. Foto: Keina Calderón.
Aldesa inició, hace una año, el proceso para la intervencial judicial por problemas de liquidez ante el Juzgado Concursal. Foto: Keina Calderón.

El informe de peritaje al plan de salvamento de Aldesa Corporación de Inversión fue negativo y pone cuesta arriba las intenciones de la empresa de seguir funcionando.

Javier Chaves, presidente de Aldesa, informó este viernes 27 de marzo, a sus acreedores, de que el perito nombrado por el Juzgado Concursal rindió un informe negativo al plan de salvamento propuesto por la empresa.

“Este jueves 26 de marzo enfrentamos un nuevo obstáculo en nuestra intención de lograr la aprobación de un proceso de Administración y Reorganización con Intervención Judicial, que se dio al conocer el pronunciamiento negativo en el informe del Perito sobre el impacto social de una eventual quiebra de la empresa y la viabilidad del plan de salvamento”, detalló el empresario, en el comunicado, del cual tiene copia La Nación.

Chaves consideró desacertadas las interpretaciones del peritaje, pues el informe estimó que con la desaparición o quiebra de la empresa no refleja efectos sociales.

“Tal evaluación, basada en un criterio técnico puntual, desestima el impacto de $200 millones menos en la economía costarricense para cancelar los pasivos con más de 800 acreedores”, argumentó Chaves.

La empresa informó de que analiza la acciones legales que puede tomar con el objetivo de cumplir con el compromiso de pagar a sus acreedores.

El empresario informó de que mantendrán informados a los inversionistas afectados por la recomendación en el informe de peritaje.

La compañía también está pendiente de la realización de una audiencia oral para discutir la medida cautelar de posponer o no el remate de 26 propiedades del Fondo de Inversión de Desarrollo de Proyectos Monte del Barco, en favor de Banco Lafise y Bancentro.

La empresa financiera acudió a la vía judicial, el año pasado, por problemas de liquidez en la conclusión de ocho proyectos inmobiliarios privados para los cuales había obtenido recursos por $200 millones de un grupo de 600 inversionistas.

La primera solicitud de intervención judicial se presentó el 8 de marzo del 2019, pero el proceso nunca se abrió oficialmente porque la empresa no pudo notificar a todos sus acreedores.

El segundo trámite se llevó al Juzgado Concursal, el pasado 12 de agosto, y está aún en la etapa previa a la apertura oficial.

(Video) Aldesa, a un año de la crisis

En ambos casos, la firma planteó a los acreedores la suspensión de pagos por tres años, y una menor tasa de interés, mientras consigue finalizar los desarrollos y venderlos.

A inicios de este mes, Aldesa alcanzó acuerdos de pago por un monto de $65 millones con un grupo de 150 acreedores.

El principal acuerdo fue la entrega del proyecto inmobiliario Terra Verbena, por casi $50 millones, a un fideicomiso a favor de los inversionistas y que es administrado por Consultores Financieros (Cofín).

Los otros acuerdos, por $15 millones, fueron la entrega del edificio de la sede de Aldesa en Curridabat; proyectos de la firma Graviton, especializada en energías renovables; y la propiedad Conde Montecristo, en Puntarenas.

Chaves contó a comienzos de marzo que están por cerrar un acuerdo por $5 millones con los inversionistas de Terra Industrial, ubicado en El Coyol de Alajuela.

Además, en los próximos meses prevén finalizar la estructuración por $30 millones del proyecto inmobiliario La Balvina, en Alajuela, y una segunda segunda etapa de Terra Industrial.