José Andrés Céspedes. 7 abril
Imagen con fines ilustrativos. Foto: cortesía MAG
Imagen con fines ilustrativos. Foto: cortesía MAG

El Consejo Nacional de Producción, ante un informe emitido por la Comisión Nacional de la Roya, revocó la compra de 50.000 quintales de arroz en proceso de adjudicación a una firma vendedora de arroz de Brasil, por cuanto existe el peligro de que la roya llegue hasta nuestro territorio, informó La Nación el 7 de abril de 1971.

Ante el CNP intervinieron también la Cámara Nacional de Cafetaleros y la Oficina del Café, así como el Ministerio de Agricultura y Ganadería.

“Tenemos que salvaguardar primero los intereses del país”, declaró el gerente del Consejo, el ingeniero agrónomo Abundio Gutiérrez Matarrita, al confirmar anoche la noticia.

La misma firma comercial, denominada Thos González de California, posterior a esta negativa presentó nuevamente una oferta de arroz italiano, la cual también fue negada por cuanto las muestras enviadas no reunían los requisitos que exige el CNP en estas negociaciones.

Esta licitación, la cual fue abierta hace dos días, vence dentro de 15 días.

“Por más que insista Brasil en enviarnos arroz esto no lo conseguirá”, declaró anoche enfáticamente el señor Carlos Herman, miembro de la junta directiva del CNP, al referirse a dicha licitación en la cual participaron varios países, entre ellos Italia, Estados Unidos y varios del área centroamericana.

En otras noticias:

Seleccionaron casas para damnificados

Ya fueron seleccionadas las casa que les serán entregadas a los damnificados de la zona de Pacuare cuyas viviendas fueron arrasadas por los temporales y los deslizamientos de tierras en días anteriores.

La nueva población, que se levantará en el lugar llamada Tres Equis constará de 40 a 50 casas adquiridas con el producto de la contribución nacional pro-damnificados abiertos por nuestro periódico.

Ha sido un trabajo lento pero provechoso el llevado a cabo por el comité Pro Damnificados de la Zona Atlántica.

Primero se distribuyo entre las familias más necesitadas gran cantidad de alimentos, medicinas y ropas generosamente entregadas por la ciudadanía.

Foto: Archivo LN.
Foto: Archivo LN.

Crearon novedoso sistema de mensajes escritos

La población neoyorquina cuenta desde ayer con un nuevo servicio mediante el cual puede enviar mensajes escritos a cualquier lugar de los Estados Unidos que serán entregados por el cartero al repartir la correspondencia del día siguiente.

El sistema, denominado “Mailgram”, fue iniciado conjuntamente por Western Union y el Servicio Postal de los Estados Unidos, $1,60 las primeras 100 palabras y 80 centavos de dólar cada 100 palabras adicionales.

El remitente telefonea o entrega su mensaje personalmente en una oficina de Western Union y el texto pasa a una computadora de alta velocidad que lo envía directamente a la oficina postal correspondiente, vía teletipo, encerrándose luego en un sobre y distribuyéndose con la correspondencia normal del día.