Ximena Alfaro M.. 7 mayo

Si preferís recibir este blog en tu correo electrónico, registrate al boletín Vistazo al Mundo desde este enlace.

__________________________________

El 28 de abril, las calles de Colombia fueron escenario de multitudinarias manifestaciones contra una reforma fiscal presentada por el gobierno de Iván Duque.

Desde entonces y en medio del pico más fuerte de la pandemia, las protestas no han cesado y la lista de peticiones de los ciudadanos se hizo más extensa. Además, hay múltiples denuncias por brutalidad policial, principalmente en la ciudad de Cali, donde las movilizaciones estallaron con más fuerza y se disparó la violencia.

Una vigilia en honor a los manifestantes que murieron durante las protestas contra el gobierno del presidente Iván Duque, en Cali, Colombia, el 5 de mayo del 2021. Foto: AFP
Una vigilia en honor a los manifestantes que murieron durante las protestas contra el gobierno del presidente Iván Duque, en Cali, Colombia, el 5 de mayo del 2021. Foto: AFP
Reforma tributaria y otras peticiones

El proyecto tributario presentado por Duque —cuya popularidad ronda el 33%— ante el Congreso fue el detonante para las nuevas protestas que sin duda dejaron ver un descontento más profundo sobre la gestión del mandatario.

Sin embargo, el malestar social contra el Ejecutivo no es nuevo. Esta es la tercera ocasión en la que el presidente afronta manifestaciones masivas. El enojo ya venía creciendo desde el 2019 cuando las personas reclamaban por la implementación efectiva del acuerdo de paz firmado con la guerrilla de las FARC en el 2016.

“El lema era otro: parar las masacres, el asesinato de líderes sociales y el desplazamiento forzado de personas. Un lema aprendido por cansancio después de más de medio siglo de guerra interna”, escribe el periodista Mauricio Builes.

A principios del 2020, los colombianos también salieron a las calles en rechazo a las políticas gubernamentales, pero los silenció la pandemia.

La molestia más reciente se debe, según expertos, a que la propuesta tributaria golpeaba con fuerza a la clase media con una crisis económica que estaba como telón de fondo. La iniciativa pretendía incrementar el impuesto sobre el valor agregado (IVA) a ciertos productos y ampliar la base de tributantes.

Manifestantes en una movilización contra el gobierno del presidente Iván Duque, en Bogotá, Colombia, el 5 de mayo del 2021. Foto: AFP
Manifestantes en una movilización contra el gobierno del presidente Iván Duque, en Bogotá, Colombia, el 5 de mayo del 2021. Foto: AFP

Aunque el presidente retiró el plan y renunció el ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla, la tensión parece haberse instalado en uno de los países más desiguales del continente, con un desempleo del 16,8% y una pobreza que alcanza al 42,5% de la población.

“Analistas económicos, políticos de la oposición y hasta los mismos copartidarios del presidente coinciden en la necesidad de una reforma para recaudar fondos. Pero la presentada al Congreso resultaba inoportuna y descarada: ‘¿Cómo es posible que propongan gravar productos de la canasta familiar o los servicios funerarios en plena pandemia?’, preguntaban algunos”, afirma Builes en su texto.

Los disturbios en las movilizaciones dejan hasta ahora unos 26 muertos y cerca de 800 heridos. La Defensoría del Pueblo habla de 89 personas desaparecidas.

Asimismo, las peticiones ciudadanas ya van más allá de la reforma fiscal. El grito de los ciudadanos también incluye demandas por mejores condiciones en salud y educación, seguridad en las regiones y cese de la violencia policial contra los manifestantes.

Abuso policial y militarización de ciudades

La respuesta excesiva por parte de la Policía, un problema recurrente en la región, ha provocado que el mundo vuelva su mirada hacia el país suramericano que arrastra consigo muchos tipos de violencia.

La comunidad internacional denunció los abusos policiales durante las jornadas de protesta. La Unión Europea y la ONU condenaron el uso “desproporcionado” de la fuerza en las manifestaciones.

Manifestantes chocan con la Policía antidisturbios durante una protesta contra el gobierno del presidente Iván Duque, en la plaza Bolívar de Bogotá, Colombia, el 5 de mayo del 2021. Foto: AFP
Manifestantes chocan con la Policía antidisturbios durante una protesta contra el gobierno del presidente Iván Duque, en la plaza Bolívar de Bogotá, Colombia, el 5 de mayo del 2021. Foto: AFP

Según la ONG Temblores, hasta el 5 de mayo se registraron en las manifestaciones 1.728 casos de violencia policial, 341 intervenciones violentas y 11 víctimas de violencia sexual por parte de la fuerza pública.

La mayoría de hechos de abuso policial contra las mujeres ha ocurrido de noche y cerca de estaciones de la policía, señala el diario El País América.

Ante los disturbios registrados en varias ciudades, Duque decidió sacar a los militares a la calle en un intento de mostrar que la situación estaba bajo control, pero esa decisión acentuó las tensiones.

El Ministerio de Defensa desplegó 47.500 uniformados en el territorio durante las manifestaciones, indica la agencia AFP.

Intento de diálogo

El presidente hizo un llamado al diálogo con los diversos sectores que participan en las protestas. Entre ellos, sindicatos, estudiantes, indígenas y ambientalistas.

En un video enviado a medios, Francisco Maltés, presidente de la Central Unitaria de Trabajadores, anunció que las conversaciones iniciarán “previo a la desmilitarización de campos y ciudades donde han masacrado a los jóvenes protestando pacíficamente”.

Las conversaciones con los sectores del paro podrían comenzar el lunes, pero queda por ver si lograrán la unidad de los grupos y si las autoridades sentarán responsabilidades por las vidas que se han perdido.

Agentes de la Policía antidisturbios frente a los tanques del Ejército en las afueras de Bogotá, Colombia, el 4 de mayo del 2021. Foto: AFP
Agentes de la Policía antidisturbios frente a los tanques del Ejército en las afueras de Bogotá, Colombia, el 4 de mayo del 2021. Foto: AFP

__________________________________

Otras informaciones relevantes de la semana

⇒ La Asamblea Legislativa de El Salvador, controlada por el presidente salvadoreño Nayib Bukele, avaló en su primera plenaria, la destitución de los magistrados de la Sala Constitucional, así como del fiscal general de la República. La medida de los legisladores encendió las alertas del autoritarismo y provocó el rechazo internacional.

¿Cómo repercute esto en el Estado de derecho salvadoreño? ¿Qué ocurre en la relación entre El Salvador y Estados Unidos? ¿Cuál es el retrato actual de Centroamérica? Esta semana conversamos con Carlos Dada, director del diario El Faro, para conocer sus explicaciones.

⇒ Al menos 25 personas fallecieron y 79 resultaron heridas luego de derrumbarse la viga de un puente del metro de Ciudad de México la noche del lunes. Se trata de la mayor tragedia en la ciudad desde el terremoto del 2017. La Fiscalía anunció una investigación por los delitos de homicidio culposo y daño a la propiedad.

Rescatitas se reúnen en el lugar de un accidente del metro después de que un paso elevado colapsó, en la Ciudad de México, el 3 de mayo del 2021. Foto: AFP
Rescatitas se reúnen en el lugar de un accidente del metro después de que un paso elevado colapsó, en la Ciudad de México, el 3 de mayo del 2021. Foto: AFP

__________________________________

Si tenés algún comentario o consulta podés escribirme a ximena.alfaro@nacion.com.

En caso de que te interese recibir este blog en tu correo electrónico, registrate al boletín Vistazo al Mundo desde este enlace.