Manuel Herrera. 31 marzo
A partir de este lunes 30 de marzo, Informe 11 solo es presentado por Natalia Monge (izq.). Fotografía: Jeffrey Zamora.
A partir de este lunes 30 de marzo, Informe 11 solo es presentado por Natalia Monge (izq.). Fotografía: Jeffrey Zamora.

Un ‘gracias infinitas’ fue la palabra en común que utilizaron Lussania Víquez y Geovanni Calderón para despedirse de la audiencia de Informe 11: Las Historias.

Ambos presentadores fueron despedidos de Repretel este lunes, debido a una reestructuración que realizó la televisora en algunos de sus productos a consecuencia de la crisis económica generada en el mundo entero por el nuevo coronavirus covid-19.

Frederick Fallas, director del programa nocturno de canal 11, confirmó ambas salidas.

“Debido a la situación que se está viviendo, sobre todo a nivel de salud, se nos ha hecho difícil reportear porque nuestro trabajo depende mucho del contacto con la gente, y tampoco vamos a ir en contra de ninguna indicación del Ministerio de Salud. Decidimos no grabar más reportajes de historias, y reestructurar el programa, usando las notas que ya están grabadas y otras de archivo. En este proceso también decidimos descansar algunos de nuestros talentos”, explicó Fallas.

Víquez y Calderón fueron parte de los talentos en pantalla de los que Repretel prescindió por la crisis. En adelante, el programa será presentado únicamente por Natalia Monge, quien tiene tres meses de embarazo.

Frederick dijo que Víquez y Calderón fueron despedidos con responsabilidad patronal porque fue lo justo que consideró la empresa, que podría haber empleado otras figuras como la reducción de horas de trabajo o la suspensión del contrato.

“Era mejor y más leal con ellos liquidarlos, que se les den sus prestaciones de ley y cuando pase esto, ojalá podamos reunir de nuevo a nuestro equipo. Con esta figura (la de despido con responsabilidad patronal) queda la satisfacción de habérseles remunerado para que estén más tranquilos, económicamente, en estos tiempos”, dijo Fallas.

Víquez cumpliría este 2020 siete años de trabajar en el programa, mientras que Calderón sumaba 18 años en la empresa.

Viva conversó brevemente con ambos periodistas este martes, vía telefónica. Los dos entienden el contexto de la decisión y aprovecharon la oportunidad para despedirse de la audiencia.

Lussania Víquez logró tanto cariño de la audiencia que hasta un mascarero creó una mascarada en honor a ella. Fotografía: Diana Méndez.
Lussania Víquez logró tanto cariño de la audiencia que hasta un mascarero creó una mascarada en honor a ella. Fotografía: Diana Méndez.
‘Estoy nostálgica, pero segura en que Dios tiene grandes cosas para mí’

“Me tomó por sorpresa. Sé que la situación está complicada y el país transita por un momento difícil pero tengo que aceptar que la decisión me tomó por sorpresa, a pesar de que siempre he tenido muy claro de que todo trabajo es efímero. Frederick (Fallas, su ahora exjefe) me vacilaba con eso (de que los trabajos son pasajeros), pero me concentré, durante el tiempo que estuve en la empresa, a hacer mi trabajo con amor, pasión y responsabilidad, pero con la claridad de que algo podía pasar en cualquier momento y esta pandemia fue la que provocó eso que se resume en mi salida y en otros cambios a nivel interno”, dijo Víquez.

Agregó: “A Informe 11 le tengo mucho cariño y por el canal solo siento agradecimiento, sé que estas salidas a Frederick le duelen tanto como a nosotros. Estoy nostálgica, pero segura en que Dios tiene grandes cosas para mí. Estoy segura que Dios no me va a quitar algo de las manos para darme algo peor”.

Lussania Víquez continuará como locutora de la emisora Bésame, propiedad de Multimedios Costa Rica, ahí presenta Bésame en la tarde de lunes a viernes de 5 p. m. a 7 p. m., también se mantendrá como locutora comercial y por ahora, su emprendimiento de talleres de maquillaje está frenado a raíz del coronavirus.

Víquez no tuvo oportunidad de despedirse de la audiencia, por ello les dedicó un mensaje en Viva. “Les digo gracias infinitas desde el fondo de mi corazón por permitirme llegar a sus hogares, por aceptarme, por cada sugerencia que me hicieron, por aguantarme, por ayudarme a crecer… Si la audiencia no me hubiera aceptado ni apoyado, no hubiese estado tanto tiempo ahí. Tengo una profunda gratitud. Los quiero y sé que Dios va delante de nosotros”, resaltó.

Geovanni Calderón tenía 18 años de trabajar en Repretel, los últimos 15 popularizó la sección 'La Escuelita' en 'Informe 11'. En la fotografía el periodista muestra algunos de los obsequios que ha recibido de la gente como muestras de cariño. Fotografía: Melissa Fernández.
Geovanni Calderón tenía 18 años de trabajar en Repretel, los últimos 15 popularizó la sección 'La Escuelita' en 'Informe 11'. En la fotografía el periodista muestra algunos de los obsequios que ha recibido de la gente como muestras de cariño. Fotografía: Melissa Fernández.
'Gracias por brindarme la amistad y por abrirnos la puerta todas las veces que la tocamos’

Geovanni Calderón, por su parte, dijo que su despido no lo tomó por sorpresa porque eran medidas que se esperaban que llegarían a consecuencia de la crisis.

“No será la forma en que a uno le gusta pero es comprensible. Es una emergencia que nos sorprendió a todos y debemos enfrentarla con las consecuencias que implique. Ayer (lunes) fue un día muy difícil en el canal. Informe 11 así como lo siente la gente por fuera es por dentro: es una familia pequeña y comprometida y ayer (el lunes) se rompió todo de manera inesperada. Unos se fueron a otros departamentos, otros a la calle… se rompió un vínculo fuerte y hubo lágrimas. Es un golpe fuerte pero esperamos que las cosas mejoren para ver la luz en todo el país”, refirió Calderón.

Geovanni produjo por 15 años la sección La escuelita de Informe 11, en el que canalizaba dudas de la audiencia ganándose el título de El Profe. Él también era figura frecuente en las transmisiones de fin e inicio de año de Repretel.

“Gracias infinitas. No tengo palabras para agradecerle a tantos hombres, mujeres, niños, familias… que me brindaron un saludo en la calle y que fueron más allá de una relación televisiva. Gracias por brindarme la amistad y por abrirnos la puerta todas las veces que la tocamos. Eso no tiene precio. El cariño de la gente vale más que cualquier cosa”, afirmó.

Geovanni Calderón dijo que en otro contexto estaría buscando trabajo, pero que por la situación del país esa posibilidad no es factible ahora; sin embargo, en eso se ocupará cuando la situación se normalice. También no descarta echar a rodar un proyecto de turismo que está creando, pero sabe que no es el momento para ello.