Alexánder Sánchez. 10 enero

Para protestar contra Donald Trump y su insistencia de construir un muro en la frontera entre Estados Unidos y México, Roger Waters consideraría tocar The Wall en esa zona fronteriza.

Según Euronews.com, así lo expresó el artista en Londres, donde apareció para promocionar Pink Floyd, They Mortal Remains, una exposición de recuerdos y material de archivo de la banda.

“La música es un lugar legítimo para expresar una protesta, los músicos tienen el derecho absoluto, el deber de abrir la boca para hablar”, expresó el cofundador de Pink Floyd.

Roger Waters se presentó en Costa Rica el 24 de diciembre. Fotografía: Jose Díaz/Agencia Ojo por Ojo
Roger Waters se presentó en Costa Rica el 24 de diciembre. Fotografía: Jose Díaz/Agencia Ojo por Ojo

“Pero antes de que esto pueda suceder, primero habrá que despertarse contra estas políticas de extrema derecha”, habría dicho Waters a la agencia AFP.

“Las alcantarillas están repletas de hombres codiciosos y poderosos”, añadió.

Según el sitio Consequenceofsound.net, anteriormente Waters comparó la candidatura de Trump con el ascenso de Adolfo Hitler en la Alemania de la década de 1930, calificando al trumpismo de ser "tan peligroso” como el fascismo.

“En los últimos conciertos, se burló del nuevo presidente de Estados Unidos al representarlo como un nazi amante de los dildos”, añadió la publicación.