Jessica Rojas Ch.. 29 junio
El personaje animado de Nicky Jam es una interpretación conceptual del equipo de producción costarricense. Foto: Cortesía Marlon Villar.
El personaje animado de Nicky Jam es una interpretación conceptual del equipo de producción costarricense. Foto: Cortesía Marlon Villar.

El puertorriqueño Nicky Jam estrenó este domingo 28 de junio el video de la canción Desahogo, tema en el cual canta su historia y rapea sobre sus sentimientos más profundos. Para orgullo tico, el audiovisual que acompaña la canción es obra de artistas costarricenses.

Desahogo es una animación realizada por el director cubano-costarricense Marlon Villar y su equipo de trabajo de la empresa Producciones Luz Marina, con apoyo de La Sala Post.

El equipo tico fue el encargado de diseñar, realizar y producir el audiovisual de animación digital que protagoniza un Nicky Jam animado, que en diferentes escenarios va narrando cómo fue cumpliendo metas y sorteando obstáculos hasta convertirse en uno de los más grandes representantes del género urbano de Latinoamérica.

Villar y su equipo en Luz Marina han dejado el nombre de Costa Rica muy en alto en temas de videos musicales. La productora ha sido la encargada de realizar visuales tanto para artistas costarricenses como 424 y Debi Nova, hasta para cantantes internacionales como Ricardo Arjona y Franco De Vita. Entre sus trabajos musicales destacan la producción de varios videos para Arjona e incluso un especial visual sobre el álbum Circo Soledad.

Además, fueron los encargados de realizar el cortometraje animado de El cielo a mi favor, también del chapín, que fue proyectado durante varias semanas en las salas de cine de la cadena Cinépolis en Latinoamérica.

Justamente, gracias a esas conexiones de Luz Marina y Villar con los artistas internacionales y la disquera Sony Music, es que llegó la propuesta de trabajar con Nicky Jam en una canción introspectiva, personal e intensa.

Villar y su equipo idearon que el concepto del video fuera una especie de sueño en el cual Nicky va narrando su historia, recordando y mencionando a las personas más importantes de su vida en diferentes escenarios que van de la mano de la lírica y el ritmo de la canción.

En medio de la pandemia que se vive por el nuevo coronavirus, todo el trabajo y la coordinación con el artista se hizo vía remota, según explicó el director.

Sobre el video y la experiencia de trabajar a la distancia con el puertorriqueño, Marlon Villar habló con Viva.

-¿Cómo se dio el contacto para trabajar este visual?

-Nosotros ya hemos hecho unos proyectos con Sony Music, ellos conocen el trabajo que hemos hecho para Ricardo Arjona, Franco De Vita y recientemente para los videos que la familia de Jenni Rivera sacó de algunas canciones inéditas de ella (Aparentemente bien); esos trabajos nos han hecho tener una buena relación con ellos y por eso nos recomendaron para hacer este proyecto.

“Nicky Jam se había imaginado una historia animada, Sony pensó en nosotros y nos llamó. El proceso fue fluido, las primeras comunicaciones con Nicky y su equipo fueron hace un mes y medio, él nos habló de lo que quería, nos explicó que quería que el video fuera íntimo y que contara lo que decía la canción. Yo le presenté la propuesta y le encantó, me sorprendió mucho que es un tipo agradecido, humilde, es una persona muy aterrizada que respeta el trabajo de los demás”.

-¿Cómo fue la retroalimentación con el artista sobre las ideas que surgieron?

-Al inicio tuvo observaciones con detalles específicos de su look, de los personajes que son personas importantes en el video. Después de eso a él le encantó el guion y la propuesta visual. En total fueron cinco semanas de producción desde el modelado de los personajes, la animación, la creación de los sets; todo se hizo muy rápido, todos pusieron el 150% de sí mismos y se sacó.

Marlon Villar es el director de Producciones Luz Marina, empresa que recientemente cumplió siete años de labores en producción audiovisual. Foto: Cortesía Marlon Villar.
Marlon Villar es el director de Producciones Luz Marina, empresa que recientemente cumplió siete años de labores en producción audiovisual. Foto: Cortesía Marlon Villar.

-Trabajaron de la mano con La Sala Post en la posproducción del video, también son costarricenses...

-Efectos digitales y posproducción lo trabajamos con ellos. Ya habíamos tenido experiencia con La Sala Post con el cortometraje de Arjona, eso nos hizo tener una lógica muy buena del manejo del proyecto porque tres minutos y un poco más de un video animado es un trabajo muy grande y logramos sacarlo en poco más de un mes; es un trabajo muy loable que se nota en el estilo y en el look final del video.

-Desahogo es una canción muy íntima, ¿qué retos les representó interpretar el tema en un visual?

-Yo tuve una larga conversación con Nicky para entender qué significaba cada parte del contexto de su vida, su historia, lo que significan sus padres, su niñez, sus hijos y hasta Daddy Yankee; hablamos para entender el contexto de todo y una vez sabiendo eso era relativamente sencillo llegar al concepto. La conceptualización la hicimos como si fuera un sueño de él donde vamos pasando de un escenario a otro con mucha libertad, como si él se estuviera desahogando de muchas cosas que tiene en sus recuerdos. Lo fuimos graficando de la manera más fluida para que fuera refrescante.

-¿Técnicamente a qué retos se enfrentaron?

-Es un equipo muy grande de personas, en este caso el tema de la animación de cómo mover y animar los movimientos de una persona que está contando una historia y rapeando era algo muy complejo. Esta era la primera vez que nos topamos con algo así porque en el corto de Arjona los personajes no cantan y en el caso de Nicky Jam no solo canta, sino que rapea un montón de palabras.

“Francisco Ramírez y Daniel Víquez, los directores de animación 3D y 2D fueron los encargados, junto a un gran equipo de personas, de lograr que el movimiento de la boca estuviera tan bien. La sincronía de los labios tenía que ser estricta porque sabíamos que el artista iba a poner mucha atención en este tema aunque se trate de una animación”.

-¿Y el diseño del personaje de Nicky Jam fue complicado?

-A él pudimos haberlo hecho exactamente igual, pero es un diseño general del proyecto que tiene una conceptualización de espacios y personajes. Dentro de esa conceptualización hicimos un estilo para los personajes y él tenía que entrar en ese estilo visual, no queríamos que fuera una copia al carbón. Creo que logramos atrapar la esencia de él que es una persona fuerte pero realmente es un tipo dulce y sensible, entonces queríamos que el personaje tuviera esa dualidad.

-¿Cómo fue trabajar a la distancia con Nicky y lograr llegar a un consenso sobre el trabajo?

-Es irónico porque he tenido muchos proyectos de artistas nacionales e internacionales y, aún bajo el contexto de que no podemos viajar ni vernos físicamente, estoy casi seguro de que este es el proceso con mejor comunicación con el artista que hemos tenido. Él llama constantemente por video llamada, la comunicación fue muy directa, estuvo siempre pendiente del trabajo y queriendo saber sobre los avances.

“Es muy respetuoso y casi no cambió nada del video, se mostró muy atento. No se sintió para nada la lejanía física o una falta de comunicación. Nicky siempre nos comunicó de la importancia que tenía este proyecto para él”.

La historia de 'Desahogo' gira en torno a la vida, metas y sueños del cantante puertorriqueño Nicky Jam. Foto: Cortesía Marlon Villar.
La historia de 'Desahogo' gira en torno a la vida, metas y sueños del cantante puertorriqueño Nicky Jam. Foto: Cortesía Marlon Villar.

-¿Hubo algún momento de tensión?

-Cualquier video es una responsabilidad. En este caso él está hablando de sus papás, de su vida y de sus hijos; pero el momento de más tensión fue cuando le presenté con lujo de detalles el guion y cómo íbamos a representar cada ámbito de su historia en el video. Él estaba muy feliz y agradecido, es un tipo muy honesto y sencillo, estaba muy agradecido con nosotros. A partir del visto bueno ya sabíamos cómo ejecutar; ese fue el momento de más estrés porque no sabía si como yo estaba imaginando las cosas iban a tener un sentido para él.

-Todo el equipo es talento costarricense...

-El 100% de las personas que trabajaron son costarricenses, no hubo necesidad de subcontratar a alguien de afuera pese a que en temas de producción sería fácil hacerlo así. Todo el proyecto es diseño tico.

-Luz Marina se dedica a la producción audiovisual, pero han tenido una relación muy intensa con los videos musicales. ¿Qué significan estos trabajos para usted y la empresa?

-Siempre digo que no me gusta poner una cosa sobre otra. Si el trabajo publicitario está bien, tiene un buen guion y está bien trabajado puede dar tanta satisfacción como la música, pero los videos musicales me dan un extra porque me produce una alegría y un agradecimiento saber que artistas con una gran historia y un gran nombre nos busquen.

“Es una cosa muy bonita complementar el trabajo artístico de ellos con el nuestro. Para mí la música es un misterio sea el género que sea y es una responsabilidad que nos dan al ponerle imagen a la música, es un honor que siento que nos obliga aún más a hacer las cosas con calidad estética y creativa. Lograr la sinergia entre el artista, su música, lo que quiere proyectar y nuestro trabajo audiovisual constantemente nos reta y nos da una gran satisfacción”.

-¿Qué es lo más gratificante de hacer videos musicales?

-No hay forma de no decirlo, para nosotros es muy bonito hacer proyectos que sepamos que muchas personas van a ver en muchas partes del mundo. Es un aliciente extra que nos da mucha energía y satisfacción cuando vemos que hay comentarios positivos sobre el trabajo.

-¿Qué representa este trabajo para Luz Marina?

-En la medida de lo posible nosotros no ponemos límites pero tampoco estamos imaginándonos muchas cosas adelante. Hacemos nuestro trabajo el día de hoy lo más riguroso posible y con la mayor calidad posible, que creemos que está a un nivel alto para cualquier país. Nos ha resultado porque hacemos un proyecto lo mejor posible y, a la vez, y con suerte otros artistas lo ven y nos quieren volver a dar esa responsabilidad.

-¿Están trabajando algún video de música costarricense?

-Hicimos un video con una agrupación nacional que nos tiene muy contentos. Todavía ellos no han decidido sacarlo, pero es una cosa completamente diferente a lo que acabamos de hacer con Nicky Jam; es chivísima poder cambiar de ideas de esta manera.