Fernanda Matarrita Chaves. 11 septiembre
La actitud y profesionalismo de Daisy-May en pasarela es admirable, la pequeña muestra seguridad en cada paso. Foto: Instagram
La actitud y profesionalismo de Daisy-May en pasarela es admirable, la pequeña muestra seguridad en cada paso. Foto: Instagram

Cuando Daisy-May Demetre camina por la pasarela, todos se fijan en ella, no se sabe si es por lo llamativo de su cabello rubio, o por su actitud imponente y dulce a la vez, o quizá por las intrépidas piruetas que hace a su paso sin importar que siendo una bebé le amputaran sus dos piernas.

Hoy esta pequeña nacida en Birmingham, Reino Unido, tiene nueve años y ninguna limitación. A su padre, Alex Demetre le advirtieron que su niña estaría condicionada a no tener sus piernas, pero Daisy-May simplemente ha dejado que en su vida pase lo que tenga que pasar, y entre ello está ser una joven modelo que se roba las miradas y la admiración en las semanas de la moda más importantes.

“Ella me inspiró mostrándome quién era. Ya sea bailando, cantando, es una niña muy especial”, dijo su padre a CNN.

Antes de llegar al Nueva York Fashion Week (NYFW), esta pequeña ya había participado en la London Kids Fashion Week, fue allí donde Eni Hegedűs-Buiron, fundadora de la marca Lulu et Gigi, la vio y de inmediato la invitó a desfilar en su pasarela del 9 de setiembre en el NYFW. Esta participación recién pasó, pero desde ya Daisy-May se prepara para estar en la exclusiva semana de la moda de París.

“Me siento orgullosa de mí misma”, dijo la niña a la BBC.

La diseñadora Enikö Hegedüs-Buiron dijo al medio CBS News que ella y la niña “tuvieron una conexión instantánea" y que ahora la pequeña es embajadora de su marca.

"Quiero que la gente vea que la belleza no es unilateral", dijo a CBS Hegedüs-Buiron.

La diseñadora también ha declarado que para ella la belleza de un niño “es perfecta”, esto ante quienes le preguntaron que si no importaba que en su pasarela estuviera una niña con las piernas amputadas.

De hecho la marca francesa se ha distinguido por promover la inclusión.

“Creemos que la belleza interior es lo primero; desde adentro, y nuestras prendas están hechas para mejorar la singularidad de cada niño. La inclusión y la diversidad se fomentan, celebran y alientan", dice en su sitio web.

Su historia

Daisy-May Demetre ama la gimnasia, afición que ha dejado clara en pasarela con las volteretas que impresionan a su público, principalmente, a quienes están en front row. Esta pequeña perdió sus piernas cuando tenía 18 meses, pues nació con hemimelia fibular, una condición que hace que su peroné sea más corto.

“Daisy es una niña especial y única que hace cosas que todos los médicos me dijeron que nunca sería realmente posible”, dijo su papá, Alex, a CBS News.

El padre también contó cómo fue que su niña llegó al modelaje. Una vez viendo televisión apareció un anuncio en el que se promovía una agencia de modelos para personas con discapacidad. Él le preguntó a su hija que si estaba interesada y ella respondió que sí.

Aparecer en semanas de la moda no es la primera experiencia de Daisy-May, ella antes ha trabajado con marcas como Nike, River Island y Boden.

Como mensaje a los niños que tienen alguna condición de discapacidad, la niña ha dicho que “simplemente nunca te rindas y haz lo que puedas hacer”.

Según medios especializados en moda, esta es la primera ocasión en que una niña con ambas piernas amputadas desfila en la semana de la moda de Nueva York.