Farándula

El Topo: El sonado no-embarazo de Elena Umaña

Cantante celebró en sus redes sociales embarazo de una amiga y muchos confundieron la noticia

No había terminado de desempacar Elena Umaña tras regresar de un chuzo de viaje por Europa cuando se soltó el rumor de que la conocida cantante de tex-mex, cumbia y baladas estaba esperando su tercer hijo.

Ella es madre de Nathan, que va a cumplir tres años y de Natasha, una hermosa adolescente que recién cumplió 15 años y, por lo mismo, Elena y su socia y mejor amiga, la empresaria Jetty Campos, decidieron hacer un alto en sus ajetreadas agendas de trabajo y le (se) regalaron un tremendo periplo por el Viejo Continente que incluyó España, Francia, Italia, Bélgica y Suiza.

La cosa es que mientras la empunchada cantante disfrutaba a más no poder de los goces de Europa, recibió la excelente noticia de que una amiga muy cercana, casi como hermana, y a quien le había costado mucho quedar embarazada, finalmente lo había logrado.

Aunque Elena habitualmente usa sus redes sociales en un 90% para comunicados sobre sus eventos o novedades sobre su trabajo artístico, la emoción la embargó y, después de la cita de control, cuando el médico le dijo a la futura mamá que todo iba perfectamente, Elenita se emocionó mucho y le dedicó a su amiga el post que generó las especulaciones sobre su supuesto embarazo.

Entre risas, la cantante les ha contado a sus amigos más cercanos (entre los que hay varios Topillos), que la sorprendió empezar a recibir felicitaciones de varia gente que dio por hecho que era ella quien iba a tener bebé. "No, estamos completos nosotros tres, nuestra pequeña familia es hermosa y estoy enfocada, como se habrán enterado, en trabajar duro, por dicha estoy con muchas contrataciones y me siento en un momento de mucha paz y productividad".

La cantante contó que no etiquetó a su amiga porque, como le ha costado tanto quedar embarazada, por prudencia la muchacha le ha contado solo a un círculo cercano, pues desea esperar a que el embarazo esté más avanzado para ya celebrar con mayor tranquilidad.

“Lo que sí me extraña es que me dicen que algunos medios lo dieron por un hecho, ni siquiera me llamaron a preguntar, simplemente están publicando la noticia de que yo estoy embarazada... pero bueno, lo cierto es que no hay bebé, entiendo que mi post se malinterprete pero de ahí a que ya me pusieran a chinear ... jamás, no hay bebé, como dicen ¡ya yo cerré la fábrica! (risas)”.

Así que cerrado el tema: nada de cigüeña.

Lo que sí se trajo de París y de las decenas de ciudades que recorrieron durante el reciente viaje, fue una experiencia que juzga como “increíble e inolvidable”.

"Fue un gran regalo no solo para mi hija, sino también para mí y mi amiga Jetty, nos asombrábamos todos los días, a todas horas... me impresionó demasiado Europa, su historia, su arquitectura, la cultura, las costumbres, la gente... Subir a los Alpes Suizos fue algo tan mágico, Suiza me impresionó muchísimo, las ciudades parecen postales, aquel orden, aquella belleza... Bélgica ni para qué, pero mi sueño de toda la vida había sido conocer Venecia y cuando por fin lo logré, me parecía que estaba viviendo un sueño, era todo lo que me esperaba y más".

Elena también estuvo en el Vaticano y hasta recibieron la bendición del Papa Francisco. “Lo más importante fue todo lo que vivió mi hija, en una iglesia en Roma hay una gota de la sangre de Cristo, y Natasha se impactó tanto... se me desbordó en llanto... este viaje nos marcó a todas, a mí me enseñó que no todo en la vida es trabajo, a mí me encanta mi trabajo pero a veces se me va la mano por las obligaciones que tengo, pero hay que organizarse, después de vivir lo que vivimos allá entendí que no todo en la vida es trabajo, hay que sacar tiempo para uno, para disfrutar, para comer ¡para reír!”, agregó una enérgica Elena Umaña, quien lejos, muy lejos de repetir la experiencia de la maternidad, se ha puesto las pilas con el buen comer y el ejercicio y así se notó no solo en sus fotos en Europa, sino a su regreso en el escenario, durante una reciente presentación en el Bingo Multicolor, donde ella se presenta desde hace años todos los martes.

Dicho lo dicho, más claro que el agua: Elena Umaña no está embarazada, está remozando con gran entusiasmo y éxito su carrera, y preparándose para darlo todo en la temporada alta que se aproxima, las fiestas de fin y principio de año.

Qué dicha, Elenita, ni un paso atrás (uno muy ¡y ni un embarazo más! Jeje).