Andrés Díaz P.. 20 julio, 2018
Charlotte Flair es todo un espectáculo sobre el cuadrilátero gracias a sus llamativos atuendos y sus movimientos que ningún niño debería imitar en casa.
Charlotte Flair es todo un espectáculo sobre el cuadrilátero gracias a sus llamativos atuendos y sus movimientos que ningún niño debería imitar en casa.

La realeza de la lucha libre llegó a Costa Rica. La reina Charlotte Flair estará presente en la convención Kamen, que se realiza este sábado en el Estadio Nacional.

Flair, cuyo nombre de cuna es Ashley Fliehr, de 33 años​​, es una figura de peso en la escena del espectáculo por ser la heredera de Ric Flair, el luchador con más reinados en la historia de la lucha libre.

Charlotte ha logrado vivir a las expectativas de los fanáticos más reacios de este deporte y, además, ha logrado pavimentar su propia trayectoria, ha sido la luchadora que ha conservado por más tiempo el título de campeona de Smackdown, el cual perdió en abril pasado en una vibrante pelea en contra de Carmella.

Sobre el cuadrilátero, Flair es todo un espectáculo. La rubia de 1,80 m. sale adornada como una amazona y resguardada por tres hombres disfrazados como guerreros espartanos. Si en la lucha libre todo es un escenario, Ashley se mete de lleno en su alter ego. Basta con ver una de las peleas para ver la ejecución de las coreografías y los gestos de esfuerzo que realiza en cada enfrentamiento.

Flair llegó a Costa Rica con una lesión causada por una complicación pero varios medios especializados en la materia han confirmado que regresará al cuadrilátero el 31 de julio.

A pesar de su historia familiar, Charlotte Flair nunca imaginó que sería una luchadora. Pasó sus primeros años como jugadora de voleibol y gimnasta.

Viva conversó con la reina del cuadrilátero que aterrizará este fin de semana en el Estadio Nacional.

¿Por qué decidió convertirse en una luchadora profesional?

Fue durante una actividad de Wrestlemania en el 2012, estaba cenando con mi papá y mi hermano, quien quería convertirse en un luchador profesional también. Entonces a un productor se le ocurrió que sería una buena idea integrarme al espectáculo para mantener la tradición familiar. En ese momento no tenía ninguna meta definida en mi vida, entonces pensé darle una oportunidad. Grabé un video mostrando mis habilidades, eso llamó la atención de los productores y, bueno, el resto es historia. En ese momento tenía 27 años, creo que ha sido una de las mejores decisiones que he tomado en mi vida.

¿Cómo se mantiene el físico para las competencias?

Entrenó cuatro días a la semana. Tengo un entrenador personal que monitorea mis rutinas y mi progreso. Es un sacrificio, claro, pero es parte del trabajo.

¿Vamos a ver el cinturón de campeona en la convención?

Desafortunadamente no. Necesito enfrentar a Carmella, quien es la que lo tiene. Pero créame que no necesito de un cinturón para sentirme como una campeona. (Se ríe)

¿Cómo fue la llegada de Ronda Rousey a Smackdown? ¿Cómo lidia usted con una gran competidora en las artes marciales mixtas?

Creo que fue una de las mejoras cosas que lo pudo haber pasado a la lucha libre. Es muy emocionante, además atrajo más miradas a la división de mujeres. Para todas nosotras, Ronda es un ejemplo a seguir, una verdadera luchadora y es conocida alrededor del mundo. Ronda no solo atrae al público que disfruta de la lucha libre, sino a otros fanáticos de otras disciplinas, entonces eso nos ayuda a crecer.

Usted es la hija de la leyenda de la lucha libre Ric Flair ¿ Cómo administra esa presión?

Creo que es una gran responsabilidad proseguir con el legado que dejó mi papá, pero también tengo que construir algo propio. Tengo que admitir que él fue y es el más grande luchador de todos los tiempos, y eso solo me llena de motivación para hacer las cosas bien cada vez que salgo a dar un espectáculo.

Charlotte Flair es la hija del legendario peleador Ric Flair. La rubia ha sabido hacerse camino en el mundo de la lucha libre.
Charlotte Flair es la hija del legendario peleador Ric Flair. La rubia ha sabido hacerse camino en el mundo de la lucha libre.

¿Cómo era tener un papá que trabajaba en la lucha libre?

Me han hecho esa pregunta muchas veces. Creo que todos esperan una respuesta alocada; pero él era y es un buen padre. Me ayudaba con las tareas de la escuela e incluso por cuestiones de horario siempre tenía la oportunidad de desayunar con él. Nos llevaba de campamento durante el verano, en general, era un padre normal y muy atento. Eso sí, lo único que era diferente era que cada vez que salíamos al supermercado la gente siempre lo detenía para tomarse una fotografía o llevarse una firma de mi papá.

Usted sufrió una lesión recientemente ¿Cómo ha sido la recuperación ?

Sabía que tenía el problema del cuerpo. Finalmente tuve que tomar un descanso para recuperarme. Es como si estuviera fuera por una lesión no legítima, quiero decir que es legítima.

¿Cómo recuerda su primera pelea como profesional?

Mi primer encuentro fue en octubre del 2012, era una pelea de prueba ni siquiera fue televisada. Me acuerdo muy bien fue contra Emma, en ese momento todos estaban muy orgullosos sobre todo el luchador Dusty Rhodes, que me motivó minutos antes de salir al escenario. Es una experiencia que siempre recordaré. No te voy a mentir, en ese momento estaba muy nerviosa, no sabía que iba a hacer con mi cuerpo y juraba que me iba a olvidar de toda la coreografía. Pensé que me iba desmayar del miedo que sentía.

Pero ahora recuerdo ese momento y pienso en todo lo que ha pasado. Me siento orgullosa del camino recorrido.

¿Cuál ha sido la mejor pelea que ha tenido en Smackdown?

Creo que fue cuando peleé contra Asuka en un evento de Wrestlemania, en ese momento sentí que pude probar que estaba hecha para los grandes escenarios. Esa pelea duró mucho, pero al final pudo defender mi título. (El cual perdería contra Carmella en abril de este año)

Se ha vuelto una tendencia que peleadores de lucha libre prueben suerte en el cine, lo hemos visto en Dwayne Johnson y recientemente con John Cena ¿Le gustaría participar en una película?

Ojalá algún día, sería algo grandioso. Pero tengo que recuperar mi título de campeona, después de eso veremos. (Se ríe).

¿Cómo es su relación con sus fanáticos alrededor del mundo?

Creo que es espectacular, desde que empecé como luchadora he recibido mucho cariño de muchos entusiastas de la lucha libre. Hace tres años que estoy en la alineación principal de Smackdown, eso me ha permitido viajar por casi todo el mundo para realizar espectáculos. Además, puedo mantener una comunicación continúa con mis seguidores por medio de mi cuenta de Twitter e Instagram. Esto ha sido una gran inyección de motivación para mí porque me obliga a dar lo mejor de mí en todos los entrenamientos para no decepcionar a los seguidores. Espero verlos a todos en Costa Rica.