Monserrath Vargas L.. 29 abril
Las jóvenes celebraron el Día Internacional de la Niña en las TIC, en el Colegio Miravalle en Cartago. Foto: Colegio Miravalle para LN.
Las jóvenes celebraron el Día Internacional de la Niña en las TIC, en el Colegio Miravalle en Cartago. Foto: Colegio Miravalle para LN.

"Lo que me han enseñado ha sido muy importante. La programación me ha abierto demasiadas puertas, de pasar a estar haciendo nada, a hacer juegos. Me ha ido bien porque creando esos juegos he practicado matemáticas, ciencias y las demás materias”, asegura Sofía Vives, una niña de 11 años, estudiante del Colegio Miravalle, en Cartago.

Esa institución es parte del programa Oracle Academy, que se ejecuta desde el año pasado y pretende contribuir a solucionar la deficiencia de profesionales en Ciencias de la Computación que enfrenta el país.

Asimismo, según comentó Richard Delgado, director regional de Oracle también se han enfocado en acercar a las mujeres a estas carreras y es por eso que el pasado jueves 25 de abril, Día Internacional de las Niñas en Tecnologías de Información y Comunicación aprovecharon para reunir a jóvenes del Colegio Miravalle, Kamuk School y Saint Michael School.

En la cita, 105 niñas y jóvenes participaron en talleres de programación en Alice, fueron parte de talleres de Design thinking (generaron ideas innovadoras) alrededor del papel de la mujer en la tecnología. Además, asistieron a charlas magistrales con mujeres que trabajan con tecnología, para motivar a estas muchachas a decidirse por carreras de este tipo.

“La idea fue juntar a las niñas en edad escolar y conversar acerca de por qué es importante que participen en esta industria, para que cuando lleguen a escoger carrera en el colegio, todos esos paradigmas e ideas que se tienen con respecto a que esta es una carrera de hombres, para que ya no existan”, explicó el representante de Oracle.

¿Qué ventajas tiene aprender programación?

Según Giovanna Bogarín, de 13 años, el que le estén enseñando esta habilidad a niñas como ella, o como Sofía, será un gran paso para el futuro. Además, contó que muchas personas se sorprenden cuando ella les cuenta que en el colegio la enseñan a programar.

"Siento que es algo que da mucho mérito. Puedo tener habilidades en un poquito de cada cosa”, destacó la joven.

Mientras que su profesora de programación, Evelyn Ramírez, aseguró que la programación desde preescolar, primaria y secundaria ha hecho que muchos de los estudiantes adquieran conocimientos avanzados.

“Están manejando conceptos que hasta que uno está en la universidad puede comprender”, afirmó Ramírez.

Además, explicó que los alumnos pasan por tres etapas, “creo que ya vamos a tener que implementar la cuarta, algunos van muy avanzados, son estudiantes que han interiorizado tanto el contenido que vamos a tener que abrir otra etapa, la idea es que ellos no tengan tope o límite”, concluyó la profesora.