Seguridad

OIJ advierte a peatones por aumento de hurtos en el centro de San José

Mayoría de las sustracciones ocurren en zonas muy concurridas

¿Camina usted por San José? ¡Cuidado con los carteristas! El jefe de la Sección de Robos y Hurtos del Organismo de Investigación Judicial (OIJ) Eddy Roda Abarca, denunció un incremento en los hurtos perpetrados en el centro de la capital.

Solo en diciembre del año pasado hubo 430 sustracciones, casi 100 más que en noviembre. Asimismo, el 2016 tuvo 587 casos más que el 2015.

En medio de las compras navideñas en el centro de San José, muchos ladrones aprovecharon las aglomeraciones en calles y aceras para cometer los robos.

Celulares, dinero, billeteras y carteras son lo más apetecido por estos delincuentes, detalló Roda.

Los descuidos con tabletas electrónicas, paquetes de compras y celulares también son aprovechados por ladrones.

LEA: Robacelulares caen hasta 120 veces, pero víctimas los dejan ir

El funcionario explicó que las estadísticas de los cuatro distritos del casco central (Carmen, Merced, Catedral y Hospital) revelan que durante el 2016 hubo 4.240 denuncias, mientras que en el 2015 fueron 3.653.

Las inmediaciones de los mercados Borbón, Central y el de la Coca Cola, así como paradas de buses de Alajuelita, Hatillo y Desamparados, entre otras, son de los puntos preferidos por estos hampones.

La Policía también determinó que se trata de personas muy ágiles, que aprovechan tumultos para cometer las sustracciones.

Algunos actúan solos, mientras que otros en grupo. A veces uno de ellos finge que se le cayó algo en el pasillo de un bus o de un mercado, mientras que otros que van detrás aprovechan la distracción para perpetrar los hurtos.

Mano femenina. El director regional de la Fuerza Pública en San José, Erick Calderón, expresó que tienen identificadas a unas 100 personas que caminan por el casco central tratando de apropiarse de bienes ajenos.

Dejó ver que hay muchas mujeres, así como adultos mayores dedicados a los hurtos.

"Usan bolsas, pañuelos y suéters con los que esconden sus manos a la hora de delinquir", dijo Calderón.

Agregó que generalmente no son personas agresivas, pero muy diestras para actuar en bulevares, buses y mercados.

Para la Policía es importante que quienes a diario atraviesan San José para ir a sus trabajos o realizar compras y otras gestiones, adopten una actitud de sana desconfianza ante ciertos hechos.

Roda explicó que los ladrones tardan unos cinco segundos en abrir un ziper y sustraer un celular de un bolso.

Recomendó a los varones llevar la billetera y objetos de valor en las bolsas de adelante.

Las personas que usan salveques y carteras también deben llevarlos delante de su cuerpo para tenerlos al alcance de la vista, acotó.

Según dijo, algunas mujeres que roban en grupo utilizan incluso a bebés para entretener a sus víctimas, mientras que algún cómplice les sustrae alguna pertenencia.

Llamó a que cuando alguien se percata de que le robaron en un bus, debe tratar de anotar la placa, así como la hora y la ruta.

Lo anterior porque muchos tienen cámaras y con esos datos se puede revisar el video e individualizar al responsable.

Como se acerca la temporada de entrada a clases, muchas personas de zonas rurales y urbanas llegan a las tiendas de San José a realizar las compras, por lo que la Policía insiste en la precaución y en no ostentar con dinero, joyas o celulares.

La mayoría de los hurtos ocurren entre el mediodía y las 9 p. m.

Pese al aumento en este tipo de delito, desde el año pasado existe un debate para modificar el Código Penal. Si la reforma prospera, quienes caigan por este ilícito, cuando el monto de lo robado no supere la mitad de lo que gana un oficinista 1 del Poder Judicial (¢212.000), en lugar de ir a la cárcel descontará con multas o de otro modo su falta.

TAMBIEN LEA: Corte pide eliminar prisión por hurtos y daños menores

Hugo Solano C.

Hugo Solano C.

Periodista en la sección de Sucesos y Judiciales. Licenciado en Ciencias de la Comunicación Colectiva de la Universidad de Costa Rica.