Carlos Arguedas C.. 17 julio
La Policía de Control Fiscal (PCF) del MInisterio de Hacienda y el Ministerio de Salud están realizando constantes decomisos de licor adulterado. Foto de PCF
La Policía de Control Fiscal (PCF) del MInisterio de Hacienda y el Ministerio de Salud están realizando constantes decomisos de licor adulterado. Foto de PCF

El Ministerio de Salud confirmó este miércoles que subió a 13 la cantidad de muertes atribuidas al consumo de licor adulterado con metanol.

Los casos se presentaron durante los meses de junio y julio, confirmó la citada entidad en un comunicado de prensa. El viernes de la semana anterior el ministro Daniel Salas Peraza, dijo que los fallecidos eran ocho y así lo consignó en una denuncia que presentó ante el Ministerio Público.

Ahora, con datos actualizados, las víctimas son 10 hombres y tres mujeres, con edades entre 35 y 64. Estas personas fallecieron: seis en San José, uno en Heredia, tres en Cartago, dos en Guanacaste y uno en Limón.

Precisamente, este martes Jorge Alberto Duarte Flores, padre del expolicía, Johnny Duarte Morales, de 47 años, dijo a La Nación, que su hijo perdió la vida debido a que ingirió alcohol adulterado con metanol.

Johnny Duarte murió el domingo en la madrugada en su casa en La Garita, de La Cruz, Guanacaste y en el cuarto encontraron varios envases de licores.

Las autoridades de Salud están alertando a la población para que no consuman alcohol de las marcas "Guaro Montano, Aguardiente Barón Rojo, Aguardiente Timbuka y Aguardiente Molotov“.

Hasta el momento el Ministerio de Salud ha decomisado 20.806 envases de estos productos en varios comercios ubicados en el territorio nacional.

Los operativos se continúan realizando en todo el país con el fin de reducir la exposición de los consumidores a los productos adulterados.

La Ley General de Salud faculta al Ministerio de Salud a castigar a los establecimientos que continúen comercializando y distribuyendo dichos productos, por tal motivo, los locales que hagan desacato a las alertas sanitarias emitidas por el Ministerio de Salud se ven expuestos a la cancelación del permiso sanitario de funcionamiento y a la clausura.

El metanol es un tipo de alcohol no bebible (también conocido como alcohol de madera y alcohol metílico) que se usa mayormente para elaborar combustible, disolventes y anticongelante.

Es un líquido incoloro, volátil, inflamable, y, a diferencia del etanol, es tóxico para el consumo humano. El metanol también se utiliza para producir una variedad de sustancias químicas adicionales, incluido el ácido acético, según el sitio chemicalsafetyfacts.org