Carlos Arguedas C.. 6 mayo, 2019
Smith en la actualidad se desempeña como fiscala adjunta de Cartago. Para el momento de los hechos acusados era fiscala subrogante. Foto: Rafael Pacheco/ Archivo
Smith en la actualidad se desempeña como fiscala adjunta de Cartago. Para el momento de los hechos acusados era fiscala subrogante. Foto: Rafael Pacheco/ Archivo

El Consejo Superior del Poder Judicial suspendió por un lapso de tres meses a la actual fiscala adjunta de Cartago, Berenice Smith Bonilla, ya que enfrenta una acusación por el delito de tráfico de influencias que está elevada a juicio.

La decisión la adoptó el Consejo en la sesión del viernes anterior y rige desde este lunes 6 de mayo hasta el 5 de agosto.

La oficina de prensa del Ministerio Público informó de que fue la fiscala general de la República, Emilia Navas Aparicio, la que solicitó la separación temporal de la funcionaria.

Navas basó su solicitud en el artículo 27 inciso 2 de la Ley Orgánica del Poder Judicial, el cual refiere que “los servidores que desempeñan puestos judiciales serán suspendidos por (...) haberse dictado contra ellos auto firme de apertura a juicio, por cualquier delito, doloso o culposo, cometido en ejercicio de sus funciones".

Berenice Smith figura como imputada en un proceso penal por el delito de tráfico de influencias. En ese mismo caso están implicados el alcalde de San José, Johnny Araya Monge y el exmagistrado, Celso Gamboa Sánchez.

A los tres implicados se les vincula con hechos ocurridos en el 2017, cuando según la Fiscalía habrían “desvirtuado la información de que Araya Monge, en ese momento candidato a alcalde de San José, figuraba como persona imputada en una causa penal”.

Ese proceso penal fue elevado a juicio el pasado 10 de abril, según una resolución dictada por el juez José Pablo León Zárate, del Juzgado Penal de Hacienda, con sede en los Tribunales de Goicoechea.

Según el artículo 52 de la Ley contra la Corrupción y el Enriquecimiento Ilícito en la Función Pública, el tráfico de influencias es castigado con penas de dos a cinco años de cárcel.

Smith en la actualidad se desempeña como fiscala adjunta de Cartago. Para el momento de los hechos acusados era fiscala subrogante.