Carlos Arguedas C., Reiner Montero. 10 marzo
La captura de los integrantes de la organización se efectuó el jueves de la semana anterior varios operativos realizados en la región del Caribe Foto: John Durán
La captura de los integrantes de la organización se efectuó el jueves de la semana anterior varios operativos realizados en la región del Caribe Foto: John Durán

El Juzgado Penal de Siquirres dejó en libertad pero con vigilancia electrónica a uno de los líderes de un organización dedicada al tráfico de drogas en Limón.

Se trata de individuo de apellidos Dobrosky Rojas, de 36 años, a quien el Organismo de Investigación Judicial (OIJ) señala como una persona que, al parecer, se dedicaba al lavado de dinero, pues decía ser pescador pero no desarrollaba la actividad.

Además, a esta persona hace unos años lo detuvieron en La Uruca, en San José, cuando en un vehículo trasladaba ¢137 millones en efectivo.

El hecho lo confirmó la mañana de este martes la oficina de prensa del Ministerio Público, la cual agregó que la decisión fue comunicada el domingo en la madrugada, cuando finalizó una audiencia de fijación de medidas cautelares.

Allí se analizó la situación jurídica de otra 13 personas detenidas el jueves anterior como sospechosas de integrar el grupo que desde el 2017 operaba en Limón, Siquirres y Matina. A la banda también se le atribuyen al menos tres homicidios.

En la mencionada diligencia, la Fiscalía pidió prisión preventiva para los 14 imputados; sin embargo, el Juzgado Penal de Siquirres solo ordenó esa medida, por un período de seis meses, para cinco implicados que son de apellidos Contreras Contreras, Valverde Sanders, Carrillo Cordero, Torres Gybson y Rodríguez Vega.

En tanto, el juez dispuso que Dobrosky Rojas, Arana López, Vaciana Valverde (mujer), Campos Vaciana, Fallas Cambronero, Solano Bell, Gómez Mora y Sánchez Bermudez sean monitoreados con tobillera. Además, deberán firmar una vez al mes en un despacho judicial y se les impide salir del país.

Finalmente, a una mujer de apellidos Hurtado Palma la dejaron libre sin ningún tipo de medida, pero sigue sujeta a la investigación.

Luego de que fueron dadas a conocer las medidas, la Fiscalía apeló la resolución, por lo que ahora se espera que se programe una nueva audiencia ante el Tribunal Penal de Siquirres, para que se conozca la solicitud del Ministerio Público.

En esta causa, que se tramita en el expediente 18-001094-0070-PE, se investiga a una organización afincada en el Caribe costarricense que se dedicaba, entre otras cosas, al tráfico de estupefacientes. Según el OIJ, la mayoría de los asesinatos que se les atribuyen estarían relacionados con las disputas por territorios para la venta de drogas.

Asimismo, lo vinculan con el homicidio del estadounidense Thomas Jeffry Cook, de 62 años, quien estaba desaparecido desde el 23 de agosto de ese mismo año en Jacó, Puntarenas.

El cuerpo fue localizado el 16 de octubre del 2018 enterrado en una fosa de 90 centímetros en Palmira de Siquirres, el cual estaba amarrado de pies y manos.