Crímenes

Ocho de cada diez asaltos en autobuses ocurren de noche

77% de los asaltos que se presentaron entre el 10 de enero del 2015 y el 13 de agosto del 2017 ocurrieron entre las 6 p. m. y las 11:59 p. m.

Revisar las redes sociales, contestar WhatsApp, mirar una película, escuchar música o jugar. Ese es el uso que la mayoría de usuarios de autobús le da a su celular durante los viajes, en un intento por achicar el camino o, al menos, hacerlo más ameno.

Sin embargo, usar el móvil en el bus no es del todo seguro, especialmente por las noches, si se toma en cuenta que, de 168 asaltos que se presentaron entre el 10 de enero del 2015 y el 13 de agosto del 2017, el 77% (129) fue entre las 6 p. m. y las 11:59 p. m.

Así consta en las estadísticas de denuncias de asaltos a buses de la Unidad de Análisis Criminal del Organismo de Investigación Judicial (OIJ).

Sin embargo, el hampa no va solo en busca de la tecnología: dinero, joyas, relojes y otras pertenencias también son su objetivo.

Manuel Cartín, instructor de Seguridad Comunitaria y Comercial de la Dirección de Programas Preventivos de la Fuerza Pública, manifestó que lo recomendable es sacar los dispositivos electrónicos solo si hay una emergencia.

"Hay que entender que es transporte público y que en un bus, sobre todo metropolitano, no se saca el celular ni la tableta", afirmó.

No obstante, el oficial recomienda que, en caso de un atraco, lo ideal es entregar las pertenencias, debido a que lo material se repone, pero la vida no.

Preferencias

Los sábados son los días en que se contabilizan más hechos delictivos, con un 21% (36). Le siguen los jueves, con un 16% (28), los lunes, con un 15% (25), y los domingos, con un 14% (24).

Además, los días con menores asaltos son los martes, los miércoles y los viernes.

San José es la provincia donde más hechos delictivos de este tipo ocurren, ya que de los 168 asaltos en todo el país, 85 fueron en unidades que transitan por la capital, 28 en los buses de Heredia, 15 en los de Puntarenas y otros 15 en los de Limón.

En tanto, en Cartago hubo 12, en Alajuela 11 y en Guanacaste solo 2.

Para operar, la mayoría de ladrones llegan solos o en parejas. Para intimidar a sus víctimas, tanto al conductor como a los pasajeros, usan en primera instancia un arma de fuego y, con menor frecuencia, armas blancas y golpes.

Prevención

Ante los casos de asalto, las medidas preventivas son, de acuerdo con las autoridades, la mejor herramienta.

Programas como Transporte Seguro buscan capacitar a los conductores para que apliquen, según su necesidad, los dispositivos de seguridad que consideren pertinentes.

"La idea de las capacitaciones del programa es que haya una organización para evitar los riesgos y que se fortalezca una cultura preventiva. Durante el programa, analizamos videos y trabajamos cómo actuar y ubicar a la Policía en cada uno de los puntos", explicó Manuel Cartín.

Entre octubre del 2016 y agosto del 2017, se han impartido 16 capacitaciones en las que participan tanto autobuseros como otros miembros de la comunidad de transportistas.

Cartín recomienda que los conductores eviten que personas bajo los efectos de las drogas o el alcohol aborden una unidad, así como buscar una delegación policial cercana o reportar de alguna forma cuando un pasajero muestra una conducta extraña.

LEA: Con cámaras, cajas de seguridad y capacitaciones buseros combaten el hampa

Yerling Gómez, directora ejecutiva de la Cámara Nacional de Autobuseros (Canabús), coincidió en que el programa ha permitido capacitar a los choferes para que sepan que lo primordial es su vida.

Además, la funcionaria considera que el hecho de que la mayoría de rutas tengan cámaras en sus unidades genera un poco más de seguridad.

"Las empresas han invertido en cámaras de vigilancia, eso provoca que los asaltantes se cuiden más y, ante un eventual asalto, los videos se facilitan para intentar dar con los asaltantes. Son mecanismos de control", dijo Gómez.

Para la jerarca de Canabús, la implementación del cobro electrónico ayudaría a combatir el hampa, tomando en cuenta que los conductores no andarían dinero en efectivo en las unidades.

Esfuerzos

Para el instructor de Seguridad Comunitaria y Comercial de la Dirección de Programas Preventivos de la Fuerza Pública, el programa de seguridad ha tenido un efecto positivo, ya que hay una disminución en los asaltos.

Esa afirmación coincide con las estadísticas del OIJ. Según los datos, en el 2015 hubo 63 asaltos y el año pasado ocurrieron 59.

Sin embargo, este año podría haber un repunte, ya que hasta el 13 de agosto se presentaron 46 denuncias.

"En materia de prevención estamos dando buenos pasos. Cada empresa aplica la medida que considere conveniente, ya sea cámaras o uso de tiquetes en lugar de efectivo", mencionó Cartín.

El funcionario destacó que los videos, aunque en ocasiones no se pueden aportar como prueba, permiten llegar a otras conclusiones como detectar en qué lugares encontrar huellas.

Gómez, por su parte, cree que las cámaras hacen a los usuarios viajar más seguros.

Eillyn Jiménez B.

Eillyn Jiménez B.

Bachiller en Periodismo de la Universidad Internacional de Las Américas. Estudiante de la Licenciatura en Comunicación de Mercadeo. Escribe sobre sucesos.