Crímenes

Cámaras implican a cuatro sujetos en asesinato de Marco Calzada en San José

Muchacho, de 19 años, había salido a un bar de la capital cuando desapareció; trascendió la detención de una persona que estaría relacionada con su muerte; sería un menor de edad

El joven Marco Calzada Valverde, de 19 años, desaparecido desde el sábado en la noche cuando salió con unos amigos a un bar en la capital, fue localizado muerto en las cercanías del barrio chino con dos heridas de puñal. Amigos y allegados presumen que el robo de un celular habría sido la causa del mortal ataque.

Según confirmó el Organismo de Investigación Judicial (OIJ), a eso de las 11:30 p. m. el muchacho habría sido interceptado por dos sujetos, quienes lo agredieron con arma blanca en el cuello y el abdomen, provocándole la muerte en el sitio. La identidad del joven fue verificada por la Policía Judicial hasta este domingo a las 2:45 p. m. horas después de que familiares y amigos de Calzada inundaran las redes sociales con sus fotos y pidiendo ayuda para localizarlo.

En horas de la noche de este domingo, trascendió la detención de una persona que estaría implicada en el caso. Se trataría de un menor de edad.

En varias de esas publicaciones, las personas aseguraban que el muchacho había salido la noche del sábado con unos amigos hacia una zona de bares en ese sector de la capital. Agregan que, en determinado momento, Calzada habría dicho que iba al baño y luego no se le vio más.

A las 3:22 p. m. el jefe de la Policía Municipal de San José, Marcelo Solano, aseguró en su perfil de Twitter que cuatro hombres habrían participado del asalto y homicidio del joven, a quien atacaron en las cercanías del arco chino. “Al universitario, los asesinos lo habrían seguido desde la plaza de la Democracia”, indica el funcionario.

Al menos cuatro cámaras municipales contienen imágenes que le permitirían al OIJ reconstruir los hechos, identificar a los agresores y ponerlos a las órdenes del Ministerio Público. “Asesinos, mejor entréguense a la justicia”, concluye el oficial.

El movimiento apostólico Schoenstatt Costa Rica lamentó el deceso del joven, quien era miembro de la organización y anunciaron para este domingo una misa de acompañamiento para la familia Calzada Valverde.

Marco se había graduado apenas el año pasado del Colegio Técnico Cedes Don Bosco y era vecino de Pavas. Amigos de sus padres lo recuerdan como un muchacho espiritual, que incluso animaba con su guitarra y su canto las misas en barrio La Pitahaya, en San José.

Monseñor Javier Román Arias, obispo de Limón, también se sumó a las manifestaciones de dolor y repudio. Según indicó en su perfil de Facebook, conoció al padre de Marco en una gira a San José Cabécar, a donde acudieron para ayudar a los más necesitados.

“Duele ver que la violencia insensata tenga estas consecuencias, todos los días nos enteramos de vidas cegadas, de historias truncadas y de familias destrozadas, como la de Marco, a la que pido a Dios que sostenga con el consuelo y la esperanza de la fe. ¿Hasta cuándo permitiremos que el país se nos caiga a pedazos? ¿Cuántos Inocentes más tienen que morir para que las autoridades se decidan intervenir lugares y ambientes donde se sabe que campea la delincuencia? Dios nos ayude. Mi oración y abrazo sincero para Mario y toda su familia”, manifestó el prelado.

Según las estadísticas de homicidios de la Policía Judicial, en lo que llevamos del año se han perpetrado 294 homicidios, 25 de ellos en el cantón central de San José.

Apenas el 13 de marzo pasado el empresario Edgardo Alonso Camacho Salmón, de 44 años, quien era vecino de Guadalupe de Cartago, fue asesinado a balazos luego de un altercado con otras personas en un bar de barrio La California.

De acuerdo con la información policial que trascendió en aquel momento, Camacho estaba en el bar a las 00:50 a. m. con un cliente. Por razones que no se tienen claras, tuvo un altercado con otras personas. Al parecer, Camacho sacó un arma de fuego y disparó en varias ocasiones contra los oponentes.

Se presume que no logró herir a nadie, pero los desconocidos se le abalanzaron, lo despojaron del arma y le dispararon en múltiples ocasiones. Luego, se dieron a la fuga. El hombre recibió disparos en la cabeza, abdomen y espalda y murió en el sitio.

Vanessa Loaiza N.

Vanessa Loaiza N.

Editora de Sucesos. Trabaja en la Redacción de La Nación desde 1998. Se especializó en temas de Infraestructura, concesión de obra pública, contratación administrativa y Transportes.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.