Crímenes

Cliente molesto por calidad del pan hiere al hijo del dueño de panadería

Luego de pelear con hombre de 28 años, le disparó con una escopeta

Un cliente molesto por la supuesta mala calidad de dos bollos de pan, llegó hasta el negocio y luego de discutir con empleados y el dueño del negocio, disparó con una escopeta hiriendo en el brazo derecho al hijo del dueño de la panadería.

El suceso se produjo a las 12:30 p. m. en las instalaciones de la pandería Vega, situada en el centro de La Rita en Pococí, Limón.

El herido fue identificado como Dennis Kalet Vega Rangel, de 28 años, quien fue trasladado en estado delicado al Hospital de Guápiles.

Entre tanto, oficiales de la Fuerza Pública custodiaron el negocio para resguardar las evidencias y de forma paralela, se mantenía bajo custodia una casa, situada a 800 metros de la panadería, donde testigos dijeron se encontraba la persona que disparó.

ACTUALIZACIÓN (28 agosto, 5:58 p. m.): OIJ detiene a esposa de hombre que disparó en panadería de Pococí

Historia.

Adalberto Vega Alvarado, hermano del dueño de la panadería, dijo que la situación se presentó cuando una mujer llegó y compró dos porciones de pan, valoradas en ¢1.000.

Vega narró, con base en la versión de su hermano y los empleados del negocio, que la mujer regresó poco después y se quejó por la calidad del producto. Tras discutir con los empleados se retiró y pocos minutos después volvió a llegar a la panadería, pero esta vez acompañada de su esposo, quien llegó de una manera "muy agresiva".

Este hombre, cuyo nombre no suministró, pero que es vecino de La Rita, comenzó a discutir con Rolando Vega (dueño del comercio), cuando llegó Dennis Kalet, quien se puso a defender a su padre.

Adalberto Vega manifestó que Dennis y el cliente se dieron de golpes y en determinado momento, el individuo se alejó, fue hasta el vehículo en que llegó, sacó una escopeta y disparó contra Dennis.

El informante dijo que las cámaras de seguridad del establecimiento grabaron todo lo acontecido.

"Por la forma en que ocurrió, él vino a acabar con la vida de ellos, para eso fue a traer el arma. Lo que ocurrió es totalmente inaceptable. Como vecino y comerciante estoy sumamente preocupado. Ahora vienen a disparar a los negocios por algo que no les gusta, hay otras formas de arreglarlo y también tenemos que cuidarnos de los robos", concluyó Adalberto Vega.

Carlos Arguedas C.

Carlos Arguedas C.

Periodista en la sección de Sucesos. Trabaja en La Nación desde el 2000 siempre en la cobertura de asuntos de Sucesos y Jurídicos.