Fanny Tayver Marín. 3 octubre
Melissa Herrera está de vuelta y este sábado hizo un muy buen partido con su equipo, el Stade de Reims, en Francia. Fotografía: Cortesía Stade de Reims
Melissa Herrera está de vuelta y este sábado hizo un muy buen partido con su equipo, el Stade de Reims, en Francia. Fotografía: Cortesía Stade de Reims

Melissa Herrera volvió a jugar luego de aquel golpe brutal que sufrió el 12 de setiembre contra el Olympique de Lyon. Aquel rodillazo en la cara, que parecía una acción de artes marciales, la envió directo al hospital y la obligó a usar cuello ortopédico y guardar reposo durante varios días.

El lunes pasado ella volvió a las prácticas y el martes se llevó una grata sorpresa, pues en el estadio le entregaron una camisa autografiada que le dejó Keylor Navas y que fue la que él usó el fin de semana anterior, cuando él jugó ahí con el PSG ante Reims.

“No me lo esperaba Keylor, es un detalle que para mí significa muchísimo. Keylor es un ejemplo a seguir, un ejemplo para muchísimas personas, no solo para los deportistas, sino para todos en general. A pesar de que somos de un país pequeño, los sueños se pueden hacer realidad cuando uno realmente lo quiere y pone muchísimo trabajo, humildad y muchas cosas que se lleva en el trabajo del día a día. Muchas gracias Keylor, estoy impactada”, expresó la nacional en sus redes sociales sobre ese detalle.

Y este sábado fue su ansiado regreso a las canchas, que se dio tal y como ella lo quería, sintiéndose bien y siendo protagonista con el Stade de Reims, que goleó 7-1 al GPSO 92 Issy.

La tica fue titular, sirvió una asistencia y marcó dos anotaciones. Su primer tanto se produjo en el minuto 65, cuando iba sola frente a la portera, pero decidió avanzar para darle hacer la jugada más técnica y siempre ganarle el pulso a la arquera y a las defensas.

Dos minutos después, la costarricense marcó de nuevo. Esta vez lo hizo en complicidad con una compañera, igual de veloz que ella. Herrera recibió el balón en el área y no perdonó.

“Muy feliz de poder ayudarle al equipo con goles, fue un gran partido para nosotras”, escribió Herrera en su cuenta de Twitter.

Aparte de la destacada actuación de Herrera en el fútbol francés, este sábado también fue especial para la defensora Stephannie Blanco y la guardameta Noelia Bermúdez, quienes entraron en la convocatoria del Deportivo de La Coruña para el arranque en la Primera Iberdrola (liga femenina de España).

Blanco fue titular y jugó los 90 minutos; mientras que Bermúdez estuvo en la suplencia y el equipo de ellas perdió por 2-1 contra el Athletic Club de Bilbao.

La zaguera sigue haciendo historia, porque así a como fue la primera indígena en militar en la máxima categoría del fútbol femenino en el país; Stephannie también se convirtió en la primera embajadora de Talamanca en jugar en el extranjero.

Después de esta derrota, el próximo compromiso del Dépor será el 10 de octubre en casa, contra la Real Sociedad.