Esteban Valverde. 11 abril
Giancarlo González junto a su representante, Juan Vicente Carvajal, al ser presentado con el Galaxy de Los Ángeles. Fotografía: 506 Sport Group
Giancarlo González junto a su representante, Juan Vicente Carvajal, al ser presentado con el Galaxy de Los Ángeles. Fotografía: 506 Sport Group

La llegada de Giancarlo González al Galaxy de la MLS llevó un proceso de negociación largo, sobre todo para que el club estadounidense pudiera incluir al tico en su nómina.

Pese a que con Pipo y el Bolonia, su exclub en la Serie A de Italia, había un acuerdo desde el 13 de marzo como lo anunció La Nación; la traba se presentó en el orden de locación de la MLS.

(Video) Giancarlo González es presentado con el Galaxy de Los Ángeles

Cuando un equipo quiere traer un futbolista a la Liga de Estados Unidos que ya estuvo en la MLS y su venta, en el pasado, fue superior a los $500.000 (¢305 millones), hay un ranquin de prioridad de equipos para fichar y en esta lista el Galaxy ocupaba la posición 11.

Ante esto, los angelinos se vieron obligados a retrasar el anuncio de la llegada del nacional hasta tener listos todos los flancos de negociación.

Así, el Galaxy realizó conversaciones a tres frentes para conseguir el puesto uno que era ocupado por el equipo de Toronto FC.

El trato incluyó a dos planteles: Orlando City y Toronto.

Con Orlando, el Galaxy le entregó el puesto 11 del ranquin de locación además de $400.000 (¢244 millones) divididos de la siguiente forma: $300.000 (¢183 millones) en este año y $100.000 (¢610 millones) en 2020. Con esta primera parte el Galaxy pasó del puesto 11 al dos.

Con Toronto la negociación fue más sencilla, debido a que los canadienses solo entregaron su puesto para esta negociación y ya lo recuperaron; no obstante, de igual forma tuvieron una ganancia.

Toronto cedió el puesto uno por el dos por una selección en la primera ronda del Superdraft de la MLS 2020; empero, como el Galaxy ya usó el puesto uno, ya ellos regresaron a la posición de privilegio.

El Galaxy tuvo que retrasar la vinculación de Giancarlo casi un mes después de tener el acuerdo con él, por las negociaciones internas.

Ahora la gran duda es si Giancarlo podrá estar disponible para el partido del fin de semana ante el Philadelphia Union, aunque todo hace indicar que no podrá. El nacional suma dos días de entrenamiento bajo las órdenes del argentino Guillermo Barros Schelotto.

“Tuve un viaje largo. El miércoles hice un poco de trabajo regenerativo y hoy (jueves) entrené con el equipo, aunque estaré unos días entrenando aparte. Me siento física y mentalmente para ayudar al equipo a lograr los objetivos. Estoy aquí para dar la mano con la experiencia que he tenido y aprender, porque en el fútbol siempre se aprende”, aseguró Pipo este jueves, al ser presentado con el club angelino.

Sobre la opción de jugar este sábado, el zaguero dijo creer que no estará disponible, pues aún faltan por resolver temas administrativos.

Colaboró: Paola García, periodista de la MLS