Arnoldo Rivera J.. 4 junio, 2011
 Roy Sáenz marca el segundo gol tricolor contra México (2-0) en el Norceca de 1969, que se celebró en el viejo Estadio Nacional. | ARCHIVO LA NACIÓN
Roy Sáenz marca el segundo gol tricolor contra México (2-0) en el Norceca de 1969, que se celebró en el viejo Estadio Nacional. | ARCHIVO LA NACIÓN

La Copa de Oro cuenta con un antecedente: el Campeonato Norte, Centroamérica y el Caribe, conocido como Norceca.

Si el actual certamen de la región es esquivo, el viejo trofeo llegó en dos oportunidades a las vitrinas de la Federación tica.

La Sele se dejó las ediciones de 1963 –celebrada en La Flor Blanca de San Salvador– y la de 1969 –jugada en el antiguo Estadio Nacional de La Sabana–.

En 1963 , el combinado tico fue dirigido por Alfredo Chato Piedra, quien contaba con figuras como Édgar Marín, Leonel Hernández, Mario Catato Cordero y Juan José Gámez.

Para 1969 , Marvin Rodríguez condujo los destinos del seleccionado y tuvo a su mando a jugadores de la talla de Walter Elizondo, Francisco Chico Hernández, Roy Sáenz, Vicente Wanchope...

El Norceca tuvo una vida limitada: de 1963 a 1971. A diferencia de la Copa de Oro, el país sede se cambiaba con cada edición, que se celebraba cada dos años.

Costa Rica ganó en dos oportunidades ese certamen y México lo hizo en otras tantas ocasiones; Guatemala se dejó un título.

Previamente, hubo un Campeonato Centroamericano y del Caribe de 1941 a 1961, y Costa Rica ganó siete de las diez ediciones.

Por su parte, El Salvador, Panamá y Haití ganaron una.