Cristian Brenes. 7 abril

El costarricense Joel Campbell y el León de México no pudieron en casa contra el Toronto FC, en la ida de los octavos de final de la Liga de Campeones de la Concacaf. El empate 1 a 1 dejó en aprietos a los mexicanos, quienes ahora deberán buscar su boleto en la vuelta.

Campbell fue punto alto para su equipo y como de costumbre, buscó sacar ventaja con su juego picaro y la capacidad de encarar una y otra vez por la derecha, a perfil cambiado. Sin embargo, no logró contribuir para sacar la victoria y se quedó con las ganas de festejar, ya que el tico estrelló una pelota en el vertical izquierdo en el minuto 57′, cuando el duelo estaba 1 a 1.

El nacional por poco marca un verdadero golazo, pero le faltaron milímetros para abombar las redes. Al final, terminó con tres disparos totales (dos directos y uno desviado) y realizó 36 pases, solo ocho de ellos incorrectos. Además, ganó ocho duelos, recibió cuatro faltas y recuperó seis balones, lo que habla de su buen desempeño.

El costarricense Joel Campbell (verde) fue titular en el duelo ante Toronto, en la ida de los octavos de final de la Liga de Campeones de la Concacaf. Richie Laryea (rojo) intentó detener al nacional. Fotografía: Club León.
El costarricense Joel Campbell (verde) fue titular en el duelo ante Toronto, en la ida de los octavos de final de la Liga de Campeones de la Concacaf. Richie Laryea (rojo) intentó detener al nacional. Fotografía: Club León.

Los aztecas no se guardaron nada y utilizaron a la mayoría de titulares para este compromiso. No obstante, se toparon con un rival ordenado y con mucho despliegue físico, pese a que aún no inicia su participación oficial en la MLS de los Estados Unidos.

Los dueños de casa abrieron el marcador en el 25′, por intermedio de Fernando Navarro, quien consiguió un tanto de gran factura al conectar un centro casi de seguido desde la frontal del área.

Más allá de esto, los canadienses no bajaron los brazos y en el complemento tuvieron su premio, luego de una primera mitad en la que perdonaron ocasiones claras frente a portería, principalmente por intermedio del experimentado Jozy Altidore.

Para mala fortuna del León, Andrés Mosquera marcó en propia puerta, al intentar cortar una pelota que perdió un compañero. El defensor se barrió y terminó por globear a su cancerbero, Rodolfo Cota.

Ahora Joel y los suyos deberán ir por el boleto como visitantes, el próximo miércoles a las 4 p. m. Sí o sí los aztecas deberán marcar y buscar la victoria o de lo contrario, se despedirán muy temprano de una competencia en la que buscan transcender, más aún que son los actuales campeones de su liga.