Fanny Tayver Marín. 9 agosto, 2018
Alajuelense efectúa la mayoría de sus entrenamientos en el Centro de Alto Rendimiento en Turrúcares. Fotografía: Fanny Tayver
Alajuelense efectúa la mayoría de sus entrenamientos en el Centro de Alto Rendimiento en Turrúcares. Fotografía: Fanny Tayver

Alajuelense fichó al español Agustín Lleida para transformar por completo al club y aplicar en la Liga la misma fórmula con la que él fue uno de los encargados de liderar la revolución del Pachuca en México.

Tampoco hay secretos, porque la base de todo está en actualizarse y aplicar los nuevos métodos de entrenamiento que demanda la era moderna.

Para comenzar con la reestructuración, la tecnología se convierte en una aliada importante e indispensable para los rojinegros.

Los manudos adquirieron recientemente el equipo millonario que Paulo Wanchope le solicitó al Cartaginés y que los brumosos están viendo cómo hacen para complacerlo, pues cada aparato cuesta unos $2.000 (¢1,1 millones).

Alajuelense tiene en su poder 50 GPS y los estrenará en la primera semana de setiembre.

“Los GPS todavía no los hemos utilizado, ya los tenemos aquí en el club, son 50 GPS, 25 live (en vivo) que nos permiten controlar en directo y 25 normales que lo que hacemos es que después del entrenamientos descargamos la información”, expresó Agustín Lleida, quien es el director de desarrollo de liga menor de Alajuelense.

El muestreo de los GPS en vivo es de 50 veces por segundo y además de registrar los parámetros como velocidades, aceleraciones, trayectorias, distancias equivalentes, potencia metabólica, índice anaeróbico, costo energético e índice anaeróbico, el sistema proporciona todos los parámetros de rendimiento validados en el estado de la técnica y permite analizar cambios de dirección, índice excéntrico, carga muscular, balance, frecuencia cardiaca y estrés.

Los GPS de la Liga son de la marca italiana K-Sport, cuya distribuidora para América está en la ciudad argentina de Rosario.

De hecho, los rojinegros gestionaron que se los trajeran los rosarinos cuando Rosario Central vino a hacer su gira de pretemporada en el Centro de Alto Rendimiento (CAR) de Alajuelense en Turrúcares.

“La verdad es que descargar los datos no es complicado, lo que es complicado es leerlos, interpretar la cantidad de datos que te da, que es una barbaridad. Eso es lo difícil y para eso tenés que estar formado y tener experiencia, de que los has usado bastante tiempo para sacarle provecho a esos datos”, explicó Lleida.

El 7 de agosto, Agustín Lleida y su grupo de trabajo se reunieron con los papás de los cachorros para exponerles en qué consiste su proyecto con la liga menor de Alajuelense. Fotografía: Prensa Alajuelense
El 7 de agosto, Agustín Lleida y su grupo de trabajo se reunieron con los papás de los cachorros para exponerles en qué consiste su proyecto con la liga menor de Alajuelense. Fotografía: Prensa Alajuelense

Si no se tiene conocimiento para hacer la interpretación de esos valores, no valdría la pena, pues según el experto, sería simplemente “un excel lleno de números que si no sabes lo que significan no sirve para nada”.

“No se han utilizado a pesar de que ya los tengo, porque no tenía el entorno idóneo para poder utilizarlos. Es decir, todavía estoy reestructurando todo y necesitaba introducir más profesionales, conseguir un ordenador para poder descargar los datos y tener un monitor online en cancha también, tenía que formar a los preparadores físicos y entonces es todo un proceso que yo necesito hacer antes de tirarlo y de ponerlo en marcha”, detalló.

Con esta adquisición, la Liga se actualiza en materia de ciencia y tecnología aplicadas al rendimiento deportivo.

“La tecnología GPS es un dispositivo que se coloca en la espalda del jugador a través de un peto y que va conectado a un satélite que nos va a permitir conocer de manera exacta cuál es la cara externa del jugador, es decir, nos permitirá conocer de manera exacta qué distancia ha recorrido, cómo lo ha hecho, cuánta distancia ha sido de esprint, diferentes variables de intensidad que nosotros establecemos, cuántas veces acelera, cuántos metros ha estado acelerando, cuánto empezó acelerando y nos permite conocer la demanda de la carga del trabajo que hemos realizado”, explicó Lleida.

Asimismo, esa información permite sacar la demanda de un ejercicio en concreto para saber si van orientados a los contenidos de velocidad, de resistencia y de fuerza.

“Se pueden poner tanto en partidos como en entrenamientos, porque la FIFA ya permite utilizar esta tecnología en partidos. Esta es una tecnología que ha adquirido la Liga Deportiva Alajuelense y la vamos a poder utilizar tanto en la Primera División como en las ligas menores”, citó.

Y agregó: “Esta tecnología a nivel de liga te permite compararte con otras ligas. Podemos conocer exactamente cuál es la intensidad de la liga y podemos compararla fácilmente con otras ligas, ya sea la mexicana, la española, la inglesa porque tenemos siempre datos actualizados".

Lleida mencionó que en la página de la UEFA siempre aparece la información de todos los jugadores que actúan en la Champions League y que son arrojados por esos GPS.

“Ahí los cuelgan, te cargan todos los datos y enseguida puedes comparar, datos de equipos y de jugadores. Es una tecnología que nos ha cambiado mucho la manera de entrenar, sobre todo la manera de planificar, porque antes todo se hacía de manera subjetiva y esto nos permite objetivizar todos estos datos”.

La información de cada jugador se obtiene al instante y es de mucha utilidad para hacer el análisis individual y colectivo de un equipo.