Fanny Tayver Marín. 21 octubre
Hugo Cruz expulsó a Orlando Galo y Luis José Hernández. Fotografía: Rafael Pacheco.
Hugo Cruz expulsó a Orlando Galo y Luis José Hernández. Fotografía: Rafael Pacheco.

En Alajuelense no salieron para nada contentos con el arbitraje del cuarteto arbitral compuesto por Hugo Cruz, sus asistentes José Montes y Juan Carlos Mora, además del secretario Ricardo Montero.

De hecho, el gerente deportivo de la institución, Javier Delgado aseguró luego del partido que no desean que Hugo Cruz les pite más.

Al final del compromiso, Delgado tuvo un cruce de palabras con el central del duelo, en el que según el dirigente, el réferi le mencionó: ‘hable lo que quiera’; ante esto él decidió denunciar.

“Nuevamente tengo que referirme al arbitraje, es que no puede ser posible. Resulta que en la primera anotación de Saprissa hay una falta que no fue; en la segunda anotación de ellos hay un fuera de juego evidente... No responsabilizo a Hugo por esa última, porque Juan Carlos Mora es el que no señala, pero bueno...Ya también después llega la expulsión de Galo que yo no comprendo como el agredido sale con roja”, afirmó.

Delgado recalcó que ellos ya están cansados de las decisiones que toma Cruz, por lo que volverán a pedirle a la Comisión de Arbitraje que no lo pongan más en partidos liguistas.

Recordó que tras el partido en Limón, donde a Luis Garrido le cometen una falta y el silbatero pitó penal para el equipo casa; al tiempo que Jonathan McDonald estaba sangrando tras un codazo de Grevin Méndez y Cruz ignoró la situación.

A raíz de eso, Delgado salió a quejarse públicamente.

“Después de eso, él llegó a pitar a Alajuela y casualmente nos topamos en el parqueo y me dijo que si iba a hacer una conferencia de prensa para hablar de lo que había pasado en ese partido y yo le dije que no. Ahora le dije: ‘después no querés que hablemos de vos’ y me respondió que hable lo que quiera. Y lo voy a hacer. No puede ser posible que en el primer gol pite una falta que no es y deriva en la anotación de Saprissa”, insistió.

Además, dijo: “En la segunda anotación hay un fuera de juego evidente”.

Delgado lamenta que el arbitraje incidiera en el partido, según aseguró.

“Hugo Cruz es reiterativo en perjudicar a Alajuelense. Él se equivocó y eso incidió en el marcador. Nosotros ya pedimos que no nombraran a Hugo Cruz, pero ahora insistimos porque es mejor evitar interpretaciones erróneas; entonces queremos que no nos pite más por favor".

Inclusive, dijo que ya una vez la Liga le había pedido a la Comisión de Arbitraje que no nombraran a Hugo Cruz y lo siguieron nombrando.

“Ellos tienen la potestad de hacerlo, pero para evitar situaciones que se puedan malinterpretar no queremos más a Hugo Cruz. Aquella solicitud fue después del juego en Limón. Qué vas a hacer contra esto, yo no culpo a Saprissa, que hace lo que tiene que hacer, ganó el partido, recorta la ventaja, pero deportivamente nos vemos afectados porque esas jugadas inciden en el juego”, recalcó.

Según Delgado, Luis Garrido le sacó bien el balón a Marvin Angulo y no existió la falta que se sancionó como tiro libre y de donde surgió la anotación de Mariano Torres con ese cobro impecable. Además, el Sheriff insiste en que en el segundo gol de los morados “hubo un evidente fuera de juego”.

“No solo lo digo yo, sino que me apoyo en los que hacen el análisis de eso. Si Hugo Cruz toma esa actitud de que hable lo que yo quiera, me molesta, porque uno tiene que reconocer cuando se equivoca. Los árbitros son seres humanos, pero nosotros tenemos que defender nuestros derechos, porque aquí nos estamos jugando absolutamente todo”.

Delgado también se refirió al hecho de que uno de los asistentes nombrados para este clásico, José Montes, en el pasado fue integrante de la Ultra Morada y dijo que “casualmente él no tuvo ninguna incidencia en el juego. El señor Montes no tuvo ninguna incidencia, el que no abanderó el fuera de juego fue Mora. Es parte de... Todos tenemos un pasado deportivo”.

Fernando Ocampo, presidente de la Liga, fue otro que alzó la voz.

El jerarca fue enfático en que él le ha insistido una y otra vez a Rodolfo Villalobos, presidente de la Federación Costarricense de Fútbol, que ponga a Ricardo Cerdas, jerarca de la Comisión a Arbitraje, a explicar lo que sucede con los silbateros.

"A mí no me gusta hablar del arbitraje, pero lamentablemente este señor es reiterado con nosotros y lo que pido es que Ricardo Cerdas me expliqué que es lo que está pasando. Está influyendo mucho el arbitraje. Este muchacho Cruz es reincidente en problemas con la Liga, porque se insiste con eso. Rodolfo me dijo que va a hablar con Ricardo, pero yo lo que quiero es que dé la cara y nos dé una explicación Ricardo Cerdas”, sentenció.

Ocampo considera que lo más preocupante es que se viene la instancia final del torneo y que sería lamentablemente que los árbitros sigan influyendo en los resultados.

“Tienen que salir a dar la cara y explicar qué pasa con el arbitraje. Este domingo son solo de un lado los errores, inciden en el resultado. Pitarle una falta a la Liga en el medio del campo es fácil, pero cuando hay un penal no lo queremos pitar, a un muchacho lo patean en la frente y lo expulsan. Falta criterio, falta preparación y si no están listos, deberían darle el campo a otros”, apuntó Ocampo.

Y agregó: “No quiero quitarle méritos a Saprissa, pero para que en las instancias finales estemos todos tranquilos, me parece que la Comisión de Arbitraje debe dar un paso al frente y explicarnos lo que está pasando, porque esto afea el espectáculo, pero no puedo quedarme callado”.

¿Los árbitros son malos o son malintencionados? “Lo que pasa es que Hugo Cruz siempre se equivoca por casualidad o no del lado contrario de la Liga. En Limón nos pitó un penal en contra, no quiero hablar del muchacho, sino de los responsables del arbitraje, que den la cara y den explicaciones”, respondió Ocampo.

El presidente de la Liga contó que el propio Villalobos le indicó que ya es hora de que la misma Comisión salga a dar la cara.

“Todos tenemos serias dudas sobre el arbitraje y son dudas confirmadas. Hay un penal que no pitó, hay un gol en fuera y de juego y un tiro libre que no existe porque sacan bien la pelota y una expulsión de un muchacho que recibe una patada en la frente y con una falta de criterio absoluta, lo que hace es expulsar a los dos muchachos”, insistió Ocampo.

Lo que el jerarca quiere es que la Comisión de Arbitraje se comprometa a que en las instancias finales no habrá afectaciones para ningún equipo por parte de los silbateros.